Los pagos móviles afrontan con Bizum un nuevo salto tecnológico que puede significar su despegue definitivo. El sistema financiero español ha presentado hoy esta plataforma que permite hacer pagos de cuenta a cuenta de una manera tan sencilla como mandar un mensaje desde un móvil. Bizum supone la irrupción de los pagos instantáneos, una tecnología impulsada desde Europa, que tiene el potencial de desplazar al efectivo.

Bizum, a diferencia de muchos de los sistemas de pagos móviles existentes, conecta el móvil directamente con las cuentas bancarias. Esto significa que el dinero pasa de una cuenta a otra en tiempo real.

Igual te interesa…

altamovil-31116-cabecera-dos

“Los pagos instantáneos aportan no sólo inmediatez en la transferencia de fondos entre cuentas, sino una experiencia cliente mucho más conveniente desde el móvil. Lo único que necesitas para hacer una operación es seleccionar el destinatario en la agenda, sin tener que conocer número de cuenta, ni ningún otro dato…, y todo ello independientemente de la entidades con la que tenga relación cada persona”, resalta Antonio Macías, responsable del negocio de Emisión en Medios de Pago de BBVA, quien cree que esta tecnología ofrece al cliente nuevas posibilidades de uso que no ofrecen otras tecnologías similares. El primer servicio, que esta ya operativo, se centra en los pagos persona a persona.

Su funcionamiento es muy sencillo: basta con que el usuario acceda a Bizum a través de la app de su banco, seleccione de su agenda de contactos la persona a la que se desea transferir el dinero, teclee la cantidad y, automáticamente, se produce la transacción.

Además de pagar, el cliente también puede solicitar un pago de la misma forma que en el envío de dinero, seleccionando el contacto en su agenda y listo. La solicitud llegará directamente al destinatario en un mensaje y, en el momento en el que lo acepte, la operación quedará realizada.

Tiendas y ‘online’

El siguiente paso de Bizum es incorporar pagos en las tiendas y también para el comercio electrónico. En las compras online se pedirá el número de teléfono móvil y una clave facilitada por cada entidad bancaria.

¿Quién puede usar Bizum?

Bizum conecta todos los bancos dados de alta en la plataforma, que representan una cuota de mercado superior al 95%.

La única condición es tener una cuenta bancaria en España y un número de teléfono móvil. Es compatible con los sistemas operativos Android e iOS. Antes de empezar a operar es imprescindible que el usuario se registre en el servicio Bizum desde la app de su banco, con el fin de poder vincular la cuenta bancaria al número de teléfono móvil. Y ya está listo.

Actualmente, prácticamente todo el sistema financiero español está adherido a Bizum. Caixabank posee el 22,92% de Bizum, seguida de BBVA (15,91%); Santander (13,60%); Sabadell (10,31%); Bankia (8,97%); Banco Popular (4,65%) y Kutxabank (3,15%). El accionario lo completan el resto de entidades españolas.

El hecho de que Bizum esté respaldado por la práctica totalidad del sector bancario se plantea como una clara ventaja competitiva, que ofrece adicionalmente unos niveles de seguridad a la altura de cualquier operativa bancaria. “Hasta el momento, no existe nada parecido en nuestro país. Si bien surgirán competidores, creemos que Bizum se va a convertir en un estándar”, apunta Macías.

¿Y si me equivoco o pierdo el móvil?

Para evitar errores, Bizum permite revisar el nombre e iniciales de apellidos asociados al número de móvil antes de confirmar un pago. De este modo, se puede comprobar si se ha seleccionado el destinatario correcto.

En caso de enviar dinero a la persona incorrecta, el cliente puede solicitar al destinatario la devolución del dinero o puede ponerse en contacto con su banco para solicitar la retrocesión del pago. Además, para mayor seguridad, Bizum contempla límites operativos de importe (500€ por operación y un máximo de 1.200€ al día, además de un máximo de 30 operaciones mes).

Un sistema paneuropeo

Bizum nace con el impulso de UE que quiere crear un sistema de pagos instantáneos interoperable para toda Europa.

“Desde Europa, con la implantación SEPA, se ha buscado la interoperabilidad de cuentas y funcionalidades a nivel europeo. Los pagos instantáneos son un avance más en este sentido, ya que van a permitir que las transferencias sean inmediatas en todo el espacio europeo en cuanto los países conecten sus iniciativas domésticas, lo que está previsto para 2018”, apunta Macías.

Comunicación corporativa