Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Ciberseguridad Act. 25 nov 2020

Black Friday y Cyber Monday: prepárate para comprar ‘online’ de forma segura

Ya están aquí el Black Friday y el Cyber Monday, fechas mundialmente señaladas en las que se producen compras masivas como respuesta a los atractivos descuentos que ofrecen las grandes plataformas de venta. Estos días suponen una gran oportunidad para los consumidores, pero también para los ciberdelincuentes, que aprovechan para lanzar ofertas falsas e intentar estafar a los usuarios que compran en la red.

Tanto el Black Friday (que este año se celebra el 27 de noviembre) como el Cyber Monday (que tiene lugar tres días después, el 30) nacieron en Estados Unidos y poco a poco, se han ido internacionalizando hasta convertirse en días señalados para muchos países del mundo. Ambas fechas se caracterizan por ser días en los que los comercios físicos y digitales lanzan descuentos muy significativos en la mayoría de sus productos.

El Black Friday surgió a mediados de los años 60 y es un término que hace referencia a las cuentas de los comercios, que antiguamente el día después de Acción de Gracias pasaban de estar en números rojos a estar en números negros debido a que los clientes iniciaban la campaña de compras navideñas y se disparaban las ventas. Desde entonces, se celebra el último viernes del mes de noviembre de cada año y su popularidad ha dado lugar al Cyber Monday. Este último término nació unos años más tarde, con la llegada de las nuevas tecnologías, para aprovechar el clima de consumo en torno al Black Friday. Y consiste en que las compañías con plataforma de venta por internet ofrecen también este tipo de descuentos el lunes siguiente.

Ambas fechas tienen un gran éxito entre los consumidores, y más actualmente que las compras por internet están en auge gracias a las facilidades que ofrece este medio. Sin embargo, es necesario ser conscientes de que las compras ‘online’ además de ventajas, también conllevan riesgos para el consumidor, especialmente durante estos dos días.

Esto se debe a que los ciberdelincuentes aprovechan este tipo de fechas para camuflar anuncios falsos entre las ofertas legítimas de los comercios, y tratar así de estafar a los usuarios. Entre los riesgos más comunes se encuentran:

  • Las transferencias inesperadas en la cuenta personal por haber realizado pagos en páginas web inseguras o en conexiones a ‘wifis’ públicas. Estas también se pueden dar si el usuario ha proporcionado por error sus datos de pago o contraseñas.
  • Las tiendas ‘online’ falsas, sitios web fraudulentos y ofertas por correo electrónico de bienes y servicios que no existen.
  • La compra de productos falsificados o productos con una calidad inferior a la esperada.
  • La recepción de bienes o servicios que no coinciden con la descripción del anunciante.

Lo más importante es mantenerse siempre alerta y estar pendiente de los mensajes recibidos y las páginas web visitadas. De esta manera, los ciberdelincuentes tendrán más difícil acceder a la información personal y los datos y cuentas bancarias de los usuarios.

Es importante recordar que:

  • Si se va a realizar una compra en una página desconocida, hay que consultar primero en internet si esta es legítima y asegurarse siempre de que cuenta con certificado digital (el símbolo con forma de candado que aparece delante de la url) antes de realizar el pago. Una de las ventajas de la digitalización es que, de un vistazo, el usuario puede buscar información sobre la tienda y saber rápidamente si se trata de una tienda fraudulenta.
  • Es importante desconfiar de las ofertas increíbles y que llegan por mensajería instantánea o correo electrónico. En caso de estar interesado en alguna oferta que llegue por estas vías, se recomienda:
    • Verificar la oferta en la página oficial de la marca anunciante.
    • Para realizar una compra, no acceder nunca a través de enlaces recibidos vía email, SMS o a través de redes sociales.
  • Es recomendable dedicar una tarjeta exclusivamente para comprar por internet y mantenerla con un saldo limitado, o simplemente recargarla de forma puntual cuando se vayan a realizar las compras. Así, en el caso de que se hayan podido hacer con su información de pago, el usuario evitará que puedan hacer compras con su tarjeta.

En resumen, los periodos de rebajas y descuentos son una gran oportunidad para adquirir productos a un mejor precio. No obstante, no hay que perder de vista que también lo son para los cibercriminales, que intentarán con todos sus medios engañar a los usuarios para conseguir beneficios.

Por esta razón, durante el Black Friday y el Cyber Monday es esencial mantener una actitud responsable, estar más alerta de lo habitual y continuar practicando los comportamientos ciberseguros que se llevan a cabo a lo largo de todo el año. Y recordar que, ante cualquier intento de fraude, ¡la defensa eres tú!

Otras historias interesantes