Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

La Fundación Microfinanzas BBVA, pionera en poner la tecnología al servicio del desarrollo

Carlos Torres Vila, consejero delegado de BBVA, ha comprobado los avances en la estrategia digital de la Fundación Microfinanzas BBVA en Colombia. Bancamía, entidad de la Fundación en el país, está logrando llegar a un mayor número de clientes que hasta ahora tenían un difícil acceso a la financiación por culpa de la brecha digital. El consejero delegado ha conocido dos ejemplos de cómo emprendedores de la entidad encuentran, gracias a los microcréditos, una oportunidad para buscar un futuro mejor.

Santa Cecilia es un barrio a las afueras de Bogotá. Se ubica en los cerros nororientales de la capital colombiana y desde allí se observa una de las panorámicas más impresionantes de la ciudad. A las puertas de la panadería ‘Buenavista’ varios vecinos toman un tinto (nombre que dan al café solo) y unas papas sudadas esperando uno de los vehículos que les facilita el transporte hasta sus trabajos, ya que hasta allí no llega el transporte público. Celina Delgado es la propietaria del local donde además de dulces y pan, sirven desayunos. Dejó el campo para irse a Bogotá con solo 8 años en busca de un futuro. Hoy puede decir que sus sueños se han ido cumpliendo gracias a su empeño y a la ayuda de la Fundación Microfinanzas BBVA.

“Yo no tengo estudios y tenía mucho miedo de endeudarme al no poder pagar los créditos”, afirma desde la cocina de la panadería. Celina empezó pidiendo 700.000 pesos (algo más de 200 euros) para comprar materia prima. “Yo iba y pagaba siempre uno o dos días antes de que se cumpliera el plazo, y cuando llevaba seis meses pagando me di cuenta de que solo me quedaban seis cuotas más”, comenta satisfecha. Bancamía, entidad de la Fundación Microfinanzas BBVA en Colombia, le ha concedido otros dos créditos más y Celina ha podido ampliar su negocio de pan y otro de venta de productos de belleza por catálogo y ahora espera poder abrir su propio restaurante en otro sector de la ciudad y llevarse a su hija de 10 años también a un lugar mejor.

Alejandra Bernal, asesora de Bancamía, entidad colombiana de la Fundación Microfinanzas BBVA, con Celina Delgado

Alejandra Bernal, asesora de Bancamía, entidad colombiana de la Fundación Microfinanzas BBVA, con Celina Delgado

Ella y su marido Luis, también cliente de Bancamía, han compartido su historia con el consejero delegado de BBVA, Carlos Torres Vila, de visita en Bogotá donde ha comprobado in situ los progresos de algunos emprendedores de la Fundación Microfinanzas BBVA. “En el banco tenemos un propósito y es ‘Poner al alcance de todos las oportunidades de esta nueva era’ y lo que hace la Fundación Microfinanzas BBVA es eso, ayudar a que las personas de escasos recursos tengan pequeños créditos para salir adelante”, ha explicado después de conocer a Celina. “Estamos viendo cómo los emprendedores de la Fundación Microfinanzas BBVA se familiarizan con un modelo digital único en el sector, que les facilita la gestión de sus préstamos y de sus cuentas de ahorro”.

Tecnología bancaria para reducir la brecha digital

Bancamía cuenta con 1.300 asesores que acercan la oficina bancaria a clientes como Celina y Luis. Alejandra Bernal es una de ellos. Esta joven de 23 años lleva cuatro trabajando en la entidad colombiana de la Fundación y desde enero de este año recorre todos los días las empinadas cuestas de Santa Cecilia para tratar con sus cerca de 200 clientes. Alejandra, tableta en mano, lleva la tecnología a zonas como esta, de difícil acceso, para ofrecer a los clientes de la Fundación una mejor atención y reducir la brecha digital. “El acompañamiento de su asesor da a los clientes la confianza que necesitan para integrar este modelo digital en su día a día”, explica Carlos Torres Vila.

El 95% de las operaciones de crédito de Bancamía se hace a través de las tabletas de los asesores de la entidad colombiana de la Fundación

Los asesores visitan a los clientes y hacen una importante labor de educación financiera, ofreciendo asesoramiento y herramientas de gestión a través de la ‘app’ de Bancamía. De esta forma los clientes reciben una atención más rápida y eficiente y les permite acceder a tecnología que les ayuda a gestionar sus finanzas sin perder tiempo y dinero. “Yo les hago preguntas sobre las ventas del negocio, los ingresos, su familia y así determinar su solvencia”, revela Alejandra. “Para ellos es muy moderno, pero les ayudamos y les facilitamos la renovación de créditos, la consulta de saldos y movimientos y demás. Así no tienen que ir hasta la oficina”, explica la asesora.

Actualmente, el 95% de las operaciones de crédito de Bancamía se hace a través de las tabletas de los asesores de la entidad colombiana de la Fundación. “Nosotros les visitamos todas las semanas con la ‘tablet’, pero además les ayudamos a funcionar con la ‘app’”, concluye.

Las mejores arepas de Bogotá

A los pies de la colina que conduce hasta Santa Cecilia, en el cruce de la carrera 7 con la calle 156 del barrio de Barrancas, se encuentran las que muchos dicen son las mejores arepas con queso de todo Bogotá. Hace dos años, Dary Guerrero se hizo cargo del negocio ambulante de su marido después de pedir un crédito de un millón de pesos (cerca de 300 euros) en Bancamía.

Carlos Torres Vila, consejero delegado de BBVA, y Javier Flores, director de la Fundación Microfinanzas BBVA, visitan a emprendedores de la fundación en Colombia

Carlos Torres Vila, consejero delegado de BBVA, y Javier Flores, director de la Fundación Microfinanzas BBVA, visitan a emprendedores de la fundación en Colombia

“Ahorita hemos pasado de vender unas 100 arepas a vender unas 300 por las mañanas y otras 80 por las tardes”, explica Dary a Carlos Torres, quien ha podido comprobar no solo la excelencia del producto sino además, las colas que se forman para adquirirlas. Para Torres, Dary y Celina “son ejemplos extraordinarios de tesón, esfuerzo y compromiso. Y de cómo, con una pequeña ayuda, se puede salir adelante y tener impacto en la sociedad”.

Dary y su marido Albeiro se levantan a las 3 de la madrugada a preparar la masa de las arepas. El aumento en las ventas les hace pensar en comprar una casa e incluso en aparcar el carro ambulante y montar un local para vender sus deliciosas arepas.

En el barrio de Barrancas las conexiones wifi son mejores que en el cerro de Santa Cecilia. Esto permite a Dary y a Albeiro ser mucho más independientes en la gestión de sus cuentas. “Ellos tienen menos problemas en acceder a la ‘app’ de Bancamía, por lo que son todavía más independientes en la gestión de su negocio”, comenta Alejandra, quien también asesora al matrimonio.

El crecimiento de estos negocios son solo dos ejemplos de la labor de la Fundación Microfinanzas BBVA en Colombia a través de Bancamía. Con 938.700 clientes y un crédito medio de 1.250 euros, la entidad encabeza una importante lucha por reducir la brecha digital que mantiene a los sectores más desfavorecidos del país excluidos financieramente. Y lo hacen gracias a un vínculo de confianza que esos 1.300 asesores generan con sus clientes. “Ahora que el negocio va bien, otras entidades me han ofrecido créditos. Pero yo digo que no. Tengo mucha confianza en mi asesora y en Bancamía”, asegura Celina desde la puerta de su local con la panorámica de Bogotá como testigo y bajo el cartel que habla por sí mismo: “Panadería Buenavista”.

Carlos Torres Vila visita a emprendedores de la Fundación Microfinanzas BBVA en Bogotá

Otras historias interesantes