Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Start-ups 15 dic 2016

Las cinco principales vías de financiación pública para tu 'startup'

Tanto la Unión Europea como el Gobierno de España disponen programas de financiación a las ‘startups’. Te ofrecemos una pequeña guía para no perderte ninguna buena oportunidad.

Se suele decir con frecuencia que los emprendedores tecnológicos carecen de ayudas desde los poderes públicos, pero no es una afirmación del todo cierta. De hecho, la cifra que destina la Comisión Europea al fomento de I+D+I, donde se incluye todo el fomento a las startups, asciende a  8.000 millones de euros. Tampoco se queda corta la cifra que aporta el conjunto del Estado español, incluidas las comunidades autónomas: son unos 6.000 millones de euros, según los cálculos de Diego Soro, fundador de Fundera, una empresa especializada en poner en contacto a pequeñas empresas con inversores.

¿Cómo pueden acceder las startups a un pellizco de esa suma para financiar su viabilidad y crecimiento?

Estas son las cinco principales vías de financiación que te ofrece el sector público:

1. Horizonte 2020, Instrumento Pyme

Dentro de su ambicioso programa Horizonte 2020, con el que busca fomentar la Investigación y el Desarrollo, la Unión Europea cuenta con un apartado específico destinado a aquellas pequeñas y medianas empresas que por el riesgo inherente a sus actividades de innovación no tengan acceso a las fuentes de financiación del mercado. Su presupuesto es de casi 3.000 millones de euros para el periodo 2014-2020, y aspira a ayudar a 7.500 pymes europeas.

Para lograrlo, cuenta con varios tipos de instrumentos, como el programa Eurostarts, que fomenta la colaboración de pymes de diferentes Estados miembros, además de programas muy específicos en función de la actividad de la startup. Toda la oferta de financiación -no solo la incluida en el programa 2020-, con sus fechas de convocatorias, está disponible en este portal.

Su presupuesto es de casi 3.000 millones de euros para el periodo 2014-2020, y aspira a ayudar a 7.500 pymes europeas

Respecto a los programas de financiación que dependen del Gobierno español, están pendientes en gran parte de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado de 2017. También pueden verse afectados de la reordenación del Gobierno, con la creación de un nuevo Ministerio de Industria, Turismo y Agenda Digital. Las ayudas se encuentran repartidas entre diferentes organismos e instituciones.

2. Horizonte Pyme

Horizonte Pyme se puede definir como una segunda oportunidad para aquellas startups que se han quedado fuera por los pelos de los programas Horizonte 2020 de la UE. ¿Por qué por los pelos? La Comisión Europea avala y da el visto bueno a muchas startups que le piden financiación en su programa 2020, pero su presupuesto no es infinito: a la hora de repartir fondos los pymes que tienen menos puntuación según los baremos de la UE se quedan en ocasiones sin la ayuda. Ahí es donde entra el programa Pyme, gestionado por el Ministerio de Economía: financia estudios de viabilidad (técnicos y comerciales) que incluyan un plan de negocio de un proyecto innovador a aquellas pymes que han sido evaluadas por la Comisión Europea con una puntuación igual o superior a 12 puntos pero que se han quedado finalmente sin financiación.

La convocatoria de 2017 no ha sido todavía anunciada, y la de 2016 contó con un presupuesto de 3,7 millones de euros, menos de la mitad que el de un año antes.

3. Programa Neotec

Es la principal herramienta para la financiación de startups del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial, CDTI, un organismo público dependiente del Ministerio de Economía. Se destina a empresas que desarrollan tecnología propia y que no tienen más de cuatro años. La última convocatoria, finalizada en septiembre de 2016, contó con un presupuesto de veinte millones de euros.

4. Ayudas de Enisa

Enisa es la Empresa Nacional de Innovación, y sus programas de financiación a las startups -préstamos participativos sin garantías ni avales- son, en líneas generales, muy bien valorados.

Por ejemplo, Daniel González de Vega, cofundador de la exitosa ‘startup’ Smartick, recuerda en los duros primeros años de la empresa, “Enisa fue una buena ayuda. Además de la aportación financiera, trabajan de forma muy profesional”.

¿Cómo funcionan sus ayudas, muy demandadas?. En líneas generales, Enisa co-invierte cuando otro inversor privado ha invertido antes en el proyecto, normalmente por la misma cantidad. Sus convocatorias son abiertas, es decir, cualquier startup puede dirigirse a ellos para pedirles financiación sin necesidad de mirar al calendario.

5. Convocatoria Emplea

Se trata de un programa del Ministerio de Economía que no aporta financiación directa, sino que financia parte de los costes de la contratación de personal especializado en desarrollo tecnológico. En concreto, en su última convocatoria, las ayudas máximas eran de 30.000 euros por tecnólogo al año, si es titulado universitario; si tiene un Grado Superior de Formación Profesional, 25.000 euros anuales, con un máximo de dos empleados por empresa.

Este programa concreto se orienta por igual a la empresa y al empleo. De hecho, y más allá de la subvención concreta, cuenta con una bolsa de tecnólogos para poner en contacto a los profesionales con las empresas emergentes.

Además, existen distintos programas de ayuda económica para startups, no dedicados a su financiación en sentido estricto. La sociedad estatal Red.es ofrece ayudas para que las pymes desarrollen soluciones cloud y para este primer trimestre de 2017 está prevista una nueva convocatoria de un programa del Ministerio de Educación y Cultura que financia la digitalización de contenidos culturales.

Otras historias interesantes