Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Banca responsable 01 oct 2019

Los seis Principios de Banca Responsable que la sociedad mundial necesita

El 22 de septiembre, durante la Asamblea General de Naciones Unidas en Nueva York, se firmaron oficialmente los Principios de Banca Responsable. Unos principios que nacieron en París hace un año gracias a 28 entidades financieras y en el marco de de la Iniciativa Financiera del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP FI, siglas que corresponden a la denominación inglesa United Nations Environment Programme – Finance Initiative).  Entre esos bancos fundacionales se encontraba BBVA. Hoy 130 CEOs de entidades de todo el mundo ya han estampado su firma en estos principios.

Estos principios tienen como objetivo fundamental determinar el rol y las responsabilidades de la industria bancaria en la creación de un futuro sostenible, alineándose con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) aprobados por la propia ONU y con el Acuerdo Climático de París que se concretó en 2015. Por su parte, UNEP FI surgió en 1992 como una alianza entre Naciones Unidas y el sector privado para convertir la sostenibilidad en un aspecto esencial dentro de las estrategias de negocio de las entidades financieras. Hoy agrupa a más de 240 instituciones financieras de todo el planeta.

Con carácter bienal, UNEP FI organiza mesas redondas que sirven para marcar la agenda sostenible de la comunidad financiera internacional, estableciendo los parámetros clave de lo que significa ser un banco responsable. Esta estrategia, unida a la concreción en 2016 de los ODS para poner fin a la pobreza, proteger el planeta y garantizar que todas las personas gocen de paz y prosperidad, y al plan de acción mundial que se concretó un año antes en la Conferencia de París sobre el Clima para establecer límites al calentamiento global, han servido para definir los 6 Principios de Banca Responsable, que comprometen a las entidades a actuar de manera sostenible.

Estos principios son:

  1. Alineamiento. Las entidades se comprometen a alinear sus respectivas estrategias empresariales con los objetivos expresados en los ODS y en el Acuerdo de París.
  2. Impacto y fijación de objetivos. Se procurará incrementar de manera continuada los impactos positivos reduciendo los negativos, concentrando esfuerzos en las áreas donde vayan a tener un impacto más significativo.
  3. Clientes. Las organizaciones están dispuestas a trabajar de manera responsable con sus clientes para desarrollar prácticas sostenibles y generar una prosperidad compartida tanto para la generación actual como para las futuras.
  4. ‘Stakeholders’. Los firmantes de estos principios se comprometen a consultar, involucrar y colaborar de modo proactivo con los grupos de interés relevantes para alcanzar los objetivos de la sociedad.
  5. Gobernanza y cultura. Las entidades fijarán objetivos públicos y los implementarán a través de sistemas efectivos de gobernanza y cultura de responsabilidad bancaria, procurando de este modo corregir los impactos más negativos derivados de su actividad.
  6. Transparencia y responsabilidad. Se revisarán de manera periódica la implantación de estos principios, apostando por la transparencia y asumiendo plena responsabilidad ante los impactos positivos y negativos.

Una apuesta decidida de BBVA

“Estos principios son el camino a seguir para confirmar nuestra contribución y redoblar nuestro compromiso. Los bancos son muy importantes para el desarrollo sostenible porque somos los que podemos canalizar fondos para financiar actividades sostenibles”. Así de contundente se ha mostrado el presidente de BBVA, Carlos Torres Vila, en relación a los Principios de Banca Responsable de UNEP FI. Una iniciativa que, a su juicio, “está redefiniendo el papel de esta industria en la sociedad para generar un impacto positivo en la vida de las personas”.

Tanto es así que la entidad, consciente de que el sector financiero debe dar respuesta a las necesidades y demandas sociales, como ocurre con el medio ambiente y el rol de la empresa a nivel global, lidera este ámbito, utilizando sus productos, servicios y relaciones para apoyar y acelerar los cambios fundamentales en las economías y estilos de vida, necesarios para lograr una prosperidad compartida tanto para la generación actual como para las venideras.

A este respecto, Carlos Torres Vila ha señalado que “los Principios de Banca Responsable nos ayudarán a ser mejores bancos y reforzar la sostenibilidad de todo el sistema financiero. El futuro de las finanzas es financiar el futuro”.

Además de los Principios de Banca Responsable, BBVA se ha sumado al Compromiso Colectivo de la Acción para el Clima lanzado por 31 entidades financieras internacionales en el marco de la cumbre climática de Naciones Unidas con el objetivo de alinear sus productos y servicios a la lucha contra la emergencia climática. Se trata de un paso más que fija fechas y objetivos, más allá de la declaración de los principios.

Otras historias interesantes