Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Big Data 16 oct 2019

El poder de los datos: mejores decisiones en la empresa

Con la incorporación de nuevas tecnologías, existe una infinidad de datos que se encuentran a la espera de su utilización. En el Open Talks Data, celebrado esta semana en el Open Space de la Torre BBVA en México, los expertos hablaron sobre las aplicaciones potenciales de toda esta información y abordaron conceptos como ‘data-driven’ y ‘smart data’.

‘Data-driven’ es un término que se utiliza para “definir a las organizaciones que consumen y toman decisiones basadas en datos”. Por eso, las empresas inmersas en esta dinámica deben generar una cultura transversal para poder dar un trato intensivo a los datos.

Francisco Leyva Rubio, director general de Sistemas y Operaciones de BBVA en México, compartió su experiencia en el primer Open Talks Data México, donde explicó que los beneficios del ‘data-driven’ en la organización ayudan mayoritariamente a que la toma de decisiones sea mucho más informada y “deje de ser intuitiva, especialmente en las decisiones estratégicas”.

Sin embargo, la toma de decisiones basadas en datos no está libre de dificultades. Leyva explica que no siempre los datos están estructurados de forma en que uno desea o estos no responden directamente a un cuestionamiento. En contra parte, la generación de hipótesis y escenarios deben permitir que la estructura de los datos faciliten un análisis concreto.

Francisco Leyva Rubio, director general de Sistemas y Operaciones de BBVA en México

Del ‘big data’ al ‘smart data’

Los datos como eje para tomar decisiones toman relevancia cuando estos generan valor. A partir “de la explotación del uso de los datos de manera inteligente, es decir que se pueda generar valor y sea capitalizable” se define el ‘smart data’. Así lo precisa José Carlos Rodríguez socio fundador de Pondera Labs en su participación en el Open Talks Data.

Otra dificultad en la incorporación de datos en las decisiones dentro de las organizaciones es que se ha de tener en cuenta a un nutrido grupo de personas y de procesos involucrados. Rodríguez precisa que la tecnología y las herramientas para atender las decisiones basadas en datos ya existe. El cambio para utilizarlas y facilitarlas en la organización depende ahora del cambio cultural de las personas en la organización.

Finalmente, en materia de seguridad y privacidad, Rodríguez destaca que es un tema central en el uso de los datos. En México, la normativa en un tema importante que puede ayudar a enfocar los esfuerzos, de tal manera que se logre tener un conocimiento específico a partir de los datos y se genere ese valor que –reitera- es la diferencia entre el ‘big data’ y ‘smart data’.

“La toma de decisiones es mucho más informada y deja de ser intuitiva, especialmente en las decisiones estratégicas”

El reto al que hoy se enfrentan las instituciones es a desarrollar la habilidad, cultura y estructura organizativa para transformar toda la información en un elemento que permita tomar decisiones inteligentes para la empresa.

Otras historias interesantes