Es necesario talar 14 árboles de 25 metros de altura y utilizar unos 100.000 litros de agua limpia para fabricar una tonelada de papel. Si se reciclara la mitad del papel que se usa en el mundo, sería posible salvar más de 80.000 kilómetros cuadrados de árboles. Estos son datos que pueden parecer lejanos al ámbito de acción de una entidad financiera, pero el compromiso con el medio ambiente y con una gestión eficiente de los recursos naturales es una de las prioridades en BBVA Continental y así queda reflejado en su reciente Informe de Banca Responsable 2016.

Presentado por tercer año consecutivo en formato digital, el IBR 2016 es el único documento de un banco peruano que se puede consultar y revisar de manera virtual. El informe fue realizado bajo la metodología G4 del Global Reporting Initiative (GRI), que utiliza como principal criterio de análisis la relación que mantiene BBVA Continental con sus principales ‘stakeholders’ como los clientes y la sociedad en general.

Validado por Deloitte, el documento evalúa el impacto que la actividad del banco tiene en las personas y se publica junto a la Memoria Financiera Anual 2016, que contiene información detallada de los estados financieros, situación económica, negocios y actividades, así como los datos financieros de la entidad.

Ambas versiones son digitales y se encuentran alojadas en la zona pública de la página web del banco, por lo que se eliminan gastos de papel, impresión, envío y almacenamiento, lo que representa no solo un ahorro económico, sino una contribución al medio ambiente.

Memoria Anual BBVA Continental 2016.

BBVA Continental

El informe IBR 2016 señala que los principios de transparencia, claridad y responsabilidad (TCR) cumplen un rol principal en la comunicación con los clientes y el público en general, así como en el diseño de los productos y servicios que se ofrecen al mercado. La transparencia y la claridad son primordiales para ayudar a que las personas comprendan al detalle los productos que contratan.

Con ese objetivo, el banco revisa de manera permanente todos los puntos de contacto con el cliente para que la comunicación tenga siempre carácter TCR, comenzando por las fichas de cada producto y siguiendo por la contratación. El mismo criterio se aplica a toda la comunicación comercial.

El documento destaca que se continúa impulsando la educación en Perú a través del programa ‘Leer es estar adelante‘, valiosa iniciativa promovida por la Fundación BBVA Continental y que constituye un orgullo para la institución. El programa ha logrado el desarrollo de la comprensión lectora de más de 111.000 niños en diez regiones del Perú, y en el 2016 se presentó el libro ‘Leer es estar Adelante‘, que resume con textos, estadísticas y mediciones independientes la rica experiencia del programa desde su creación en el año 2007.

De igual manera, el informe recoge el apoyo a las pymes peruanas a través del programa ‘Camino al Éxito‘, que capacita, en asociación con Centrum de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP), a los empresarios de la pequeña y mediana empresa con la intención de que sus negocios se desarrollen, crezcan y alcancen el éxito.

En ese sentido, también se han apoyado iniciativas de educación financiera para ayudar a las personas y a las familias a tomar mejores decisiones, basadas en información, lo que contribuye a ampliar y fortalecer su manejo de las finanzas personales. En el 2016 un total de 1,464 personas formaron parte del programa de educación financiera de la institución.

Finalmente, el IBR 2016 señala que BBVA Continental alcanzó el segundo lugar en el índice de recomendación IreNE y que cerca del 33% de los colaboradores labora en edificios con certificación ambiental. Todos los datos presentados refuerzan la visión de BBVA Continental, que considera que la banca responsable es la forma correcta de hacer banca. A nivel global, se alinea con el modelo de negocio de BBVA, que está basado en los principios de integridad, transparencia y prudencia para regir todas sus políticas y comportamientos.

Comunicación corporativa