El plan de pensiones individual (PPI) es un instrumento diseñado para ahorrar de cara a la jubilación. Su objetivo es complementar la pensión que reciba de la Seguridad Social. Su vocación es el ahorro a largo plazo. Pero, ¿a qué edad sería conveniente contratar un plan de pensiones?

Más información sobre Planes de Pensiones BBVA

En realidad, no existe una edad óptima para iniciar el ahorro para la jubilación, pero cuanto antes se empiecr, menor esfuerzo en ahorrar hay que hacer.

Aunque los expertos recomienden contratar un plan de pensiones lo antes posible, es condición necesaria contar con ingresos estables y tener cierta capacidad de ahorro. Es por eso que la mayoría de las personas suscribe un plan de pensiones entre los 35 y 55 años. Además, si se tiene en cuenta el retraso en el inicio de la vida laboral, puede que el tramo adecuado para tomar la decisión sea entre los 35 y 45 años.

Igual te interesa…

paga verano economía vacaciones recurso

Además, dependiendo del momento en el que se encuentre, la edad, el objetivo de ahorro y su aversión al riesgo, podrá elegir diferentes modalidades de plan de pensiones. Cuanto mayor sea la aversión al riesgo de un ahorrador y menor su distancia en años para la jubilación, menor tendrá que ser la exposición a la renta variable (más volátil y más arriesgada) en favor de la renta fija (mucho estable, aunque con beneficios potenciales menores).

Calcula tu plan de pensiones en este simulador 

Si tiene menos de 40 años, sería recomendable contratar un plan con una cartera en la que predomine la renta variable (un 70% aproximadamente) frente a la renta fija (20%). Es un activo más arriesgado, pero a muy largo plazo su rentabilidad potencial es mayor. Y en caso de pérdidas producidas por el riesgo asumido, hay más tiempo para recuperarse.

  • Si no sobrepasa los 45 años, podría apostar por una mezcla de, por ejemplo, renta variable (60%) y renta fija (40%).
  • Entre los 45 hasta los 55, es un buen momento para que la renta fija (60%) comience a tener una mayoría frente a la renta variable (40%).
  • A partir de los 55 años se recomienda invertir un 30% en renta variable y un 70% en renta fija.
  • Por último, entre los 60 y 65 años, se recomiendan los planes de pensiones de renta fija, con poco riesgo que permitan asegurar el capital que ha construido con los años.

No obstante, esto son datos aproximados, ya que esto dependerá de los factores personales de cada persona.

Más información sobre Planes de Pensiones BBVA

Comunicación corporativa

Te recomendamos estas noticias

¿Quieres saber más de...?