BBVA Research prevé que la economía de Andalucía crezca hasta el 3% en 2015 y el 2,7% en 2016, según el informe Situación Andalucía. No obstante, pronostica que este escenario de crecimiento puede verse comprometido por una serie de riesgos externos e internos.

Presentación Situación Andalucía 2S15

PDF

Descargar

El crecimiento sostenido de la economía andaluza, apoyado en una aceleración progresiva de la actividad económica y de la creación de empleo durante el primer semestre, incluso ligeramente por encima de lo estimado, ha permitido revisar al alza la previsión para este 2015. BBVA Research señala que esto ha sido posible gracias al impacto positivo de diversos factores tanto internos como externos.

Según el informe Situación Andalucía, BBVA Research prevé que la economía de Andalucía crezca hasta el 3% en 2015 y el 2,7% en 2016. No obstante, en este informe, presentado por Miguel Cardoso, economista jefe para España de BBVA Research, y Javier PérezCardete, director de la Territorial Sur de BBVA, también se pronostica que este escenario de crecimiento puede verse comprometido por una serie de riesgos externos e internos.

Con el fin de minimizar su impacto, BBVA Research señala que el Gobierno regional debe mantener la confianza sobre sus cuentas públicas y acometer diversas reformas que sigan impulsando la creación de empleo, la mejora de la productividad y la formación del capital humano.

A nivel doméstico, los indicadores disponibles en la fecha de cierre de esta publicación apuntan a que, durante el primer semestre de 2015, la economía andaluza podría haber crecido cerca de un 0,9% en promedio trimestral (en torno al 3,5% anualizado).

Según BBVA Research, tanto el comportamiento favorable de la demanda interna como de un activo tan importante para la región como el turismo han sido clave. La mejora de la confianza y la reducción en el coste de financiación de las empresas y de las familias, junto a una política fiscal más expansiva y la recuperación del empleo, han permitido impulsar esta demanda doméstica, lo que queda reflejado en la evolución de las ventas minoristas y las importaciones de bienes de consumo.

Informe Situación Andalucía 2s15

PDF

Descargar

Tras ser el principal soporte de la región durante los últimos años, las exportaciones han comenzado a mostrar síntomas de agotamiento en la primera mitad de 2015, en parte como consecuencia de la caída en la exportación de productos energéticos y de las malas cosechas de los primeros meses, las cuales han mermado la venta de alimentos de la región, especialmente de aceite de oliva.

Por su parte, el turismo muestra un comportamiento completamente distinto y la entrada de turistas a Andalucía ha llegado a rozar cifras récord durante el primer semestre del año (más de ocho millones). Hacia delante se prevé que se mantenga esta tendencia, apoyada en un ligero incremento de la demanda turística nacional.

Asimismo, la oferta de empleo público y el empleo agrícola favorecieron el crecimiento del empleo en Andalucía en la primera mitad del año, aunque el efecto parece haberse diluido en el comienzo de la segunda mitad.

Además, el informe Situación Andalucía estima que el menor coste energético en 2015 podría suponer un impulso adicional sobre el PIB regional de 1,3 puntos porcentuales, mientras que una depreciación del 10% del euro frente al dólar respecto a su valor medio en 2014 podría añadir otros 0,4 puntos porcentuales al PIB de este año.

Conclusiones

BBVA Research adelanta que los datos que se van conociendo del tercer trimestre del año muestran una ligera desaceleración, dado que el impacto de los factores que empujaron a la economía comienza a reducirse. Con todo, el crecimiento de la economía andaluza continuará siendo relativamente elevado y podría alcanzar el 2,7% en 2016, apoyado en el bajo precio del petróleo, la depreciación del euro, la aceleración de la economía global, sobre todo la europea que favorecerá el dinamismo del sector exterior andaluz y una política fiscal algo más expansiva.

El cumplimiento de las previsiones de crecimiento para Andalucía podría traducirse en la creación de cerca de 200.000 puestos de trabajo en la región hasta 2016. Sin embargo, a pesar de esta recuperación, la economía andaluza todavía tendría que crear 195.000 empleos más para alcanzar el nivel obtenido en 2008.

Por tanto, BBVA Research mantiene su escenario hacia 2016, aunque teniendo en cuenta determinados riesgos que pueden llegar a materializarse como las recientes tensiones observadas en Grecia y China o la revisión a la baja de las expectativas de crecimiento de las economías desarrolladas y emergentes. BBVA Research, admeás, señala que, a nivel interno, el mantenimiento de la credibilidad sobre el control de las finanzas públicas será clave para cumplir con el objetivo de estabilidad y contener el coste de financiación, a cuyas dudas se suma la incertidumbre derivada de los procesos electorales domésticos.

Asimismo, de un modo más estructural, Andalucía también debe enfrentar varios retos cuya superación le permitiría converger a la renta media del resto de las regiones españolas. El principal de estos retos es la reducción de la inaceptablemente elevada tasa de paro (31,4%).

En esta línea BBVA Research ha propuesto una reforma del sistema de contratación que de adoptarse, permitiría una disminución en las tasas de temporalidad y desempleo, además de un incremento en la productividad y los salarios. Además, Andalucía debe realizar un esfuerzo por aumentar su productividad, siendo necesarios avances en un adecuado marco institucional, un incremento de la competencia y una mejora del capital humano.

Te recomendamos estas noticias

¿Quieres saber más de...?