Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Tarjetas 04 abr 2019

Tarjeta de crédito adicional: todo lo que se debe saber

La tarjeta de crédito adicional es una alternativa que da el sistema financiero peruano para que el titular de una línea de crédito pueda compartirla con otra persona. Usualmente se da entre familiares, como padres e hijos, o parejas. Pero, ¿se conocen todas las consideraciones que se deben tomar en cuenta antes de solicitar este producto financiero?

El titular es el responsable de la deuda

Lo primero que se recomienda al sacar una tarjeta de crédito adicional es dársela a una persona de total confianza, ya que, si bien la nueva tarjeta estará a nombre del beneficiado, el responsable de pagar la deuda por la línea de crédito utilizada será el titular de la tarjeta.

Por tal motivo, se recomienda que este tipo de producto financiero se entregue a una persona cercana y confiable, ya sea familiar o amigo, y de la que se tenga la completa seguridad que no realizará ningún manejo financiero irresponsable.

La línea de crédito es compartida

Es decir, si el dueño de la línea de crédito dispone de S/ 1,500 soles para consumos, al sacar una tarjeta de crédito adicional estará compartiendo dicho monto con la otra persona. Por ejemplo, si el propietario de la tarjeta adicional realiza compras por S/ 500, el dueño de la línea de crédito dispondrá de S/ 700 para futuros gastos en el mes de facturación.

Sin embargo, algunas entidades financieras dan facilidades de control y seguimiento para los titulares que quieran sacar una tarjeta de crédito adicional. Por ejemplo, BBVA Continental permite que el titular pueda elegir el monto que asigna de su línea de crédito a sus tarjetas adicionales, así como recibir la información de los gastos que se realizan, ya sea en el estado de cuenta o en tiempo real con las funcionalidades de BBVA Wallet.

Los beneficios también son compartidos

Al sacar una tarjeta de crédito adicional, usualmente tanto titular como beneficiario, podrán disfrutar de ventajas. Por ejemplo, el titular de la línea de crédito acumulará los puntos o millas que las compras de la tarjeta adicional realicen y, por otro lado, el propietario de la tarjeta adicional podrá beneficiarse de los descuentos y promociones de la cuenta titular.

En el caso de BBVA Continental, los tarjetahabientes adicionales podrán disfrutar de promociones en diversas categorías como restaurantes, entretenimiento, viajes, entre otros, así como el beneficio de pagos sin intereses. Por el lado de los titulares, los consumos que se realicen con la tarjeta adicional sumarán millas LifeMiles o Puntos Vida.

Además, todos los clientes que soliciten una tarjeta de crédito adicional por los canales digitales del banco hasta el 30 de abril y efectúen una compra mínima de S/ 300 hasta el 30 de mayo recibirán un bono de 1,500 Puntos Vida o LifeMiles.

Como todo producto financiero, una tarjeta de crédito adicional tiene beneficios para más de uno cuando se utiliza responsablemente. Por un lado, puede ser una gran manera de acercar a una persona al mundo financiero y enseñarle las responsabilidades que conlleva, pero también no se debe olvidar que si uno está en busca de generar su propio historial crediticio es mejor buscar ser el titular.

Otras historias interesantes