Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Actualidad 13 mar 2020

"Actuamos siempre en el mejor interés del banco y de los accionistas"

El presidente de BBVA, Carlos Torres Vila, hizo una referencia al caso Cenyt en la Junta General de Accionistas 2020, celebrada el 13 de marzo. Esta es la transcripción de lo que allí comentó.

Como ya he explicado en el discurso,  es un caso que está bajo investigación judicial. Dicho lo cual, sí me gustaría comentar nuestra actuación en el proceso, que ha sido siempre en el mejor interés de BBVA, en el mejor interés del banco, en el mejor interés de nuestros accionistas.

En este sentido, los órganos sociales de la entidad, comenzando por el Consejo de Administración y sus correspondientes comisiones, fijaron como prioridad desde el principio la plena colaboración con la Justicia en el esclarecimiento de los hechos.

Para contribuir a este esclarecimiento, se contrató a PwC a través de los abogados externos para que llevara a cabo un análisis ‘forensic’ objetivo, profundo y exhaustivo, cuyo alcance incluye todo el periodo de contratación de Cenyt. Me gustaría enfatizar el carácter voluntario de dicha investigación.

Como decía, y también desde el primer momento, el Consejo decidió la plena colaboración con la Justicia. Este es un tema fundamental en nuestra estrategia procesal.

Esta colaboración se ha traducido, entre otras medidas, en la entrega de abundante información a las autoridades judiciales; en la puesta a disposición del juzgado de la base documental recopilada; en que nuestra investigación se ha mantenido abierta para las búsquedas adicionales que el Juzgado considerase; y en la declaración en sede judicial durante más de 15 horas, respondiendo extensamente a todas las preguntas del juez y de los fiscales.

En conclusión, estamos colaborando intensamente porque colaborar es la mejor forma de defender los intereses de BBVA en este proceso.

Me gustaría recalcar también que la investigación fundamental, la que prevalece sobre cualquier otra iniciativa, y la que debe esclarecer lo sucedido, es la investigación de la Audiencia Nacional. Lo trasladé ya en la Junta del año pasado y, a pesar del tiempo transcurrido desde entonces, el proceso sigue en una fase incipiente. Es la fase de instrucción, en la que sería prematuro especular sobre cualquier posible consecuencia, incluída cualquier estimación de provisiones en nuestras cuentas. Tanto es así que, de hecho, la condición de investigada no implica que se haya realizado una acusación formal por ningún delito. Debemos respetar los derechos que tanto las personas físicas como las personas jurídicas tienen. La Justicia tiene sus propios plazos y hay que dejar que haga su trabajo sin precipitación y sin juicios paralelos.

Como saben, nosotros hemos defendido en sede judicial que de los hechos investigados no se deriva responsabilidad para BBVA. A futuro, seguiremos actuando con total determinación y diligencia bajo el liderazgo del Consejo de Administración, cuyos miembros no tenemos conexión alguna con el caso.

Otras historias interesantes