Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Coronavirus 24 jun 2020

El sector bancario argentino enfrenta la pandemia con un protocolo de higiene y seguridad

Para preservar la salud de los empleados y clientes de la banca en Argentina, las diferentes cámaras y asociaciones del sector acordaron una guía de recomendaciones para lograr un lugar de trabajo seguro conforme las pautas establecidas por el Ministerio de Salud de la Nación.

En el actual contexto de pandemia desencadenada por el COVID-19, es importante definir en cada ámbito de trabajo una propuesta para la implementación de acciones preventivas ante situaciones de contagio. Por eso, y siguiendo las recomendaciones dispuestas por el Estado Nacional, las diferentes asociaciones bancarias firmaron un protocolo para identificar los niveles de riesgo en el entorno laboral y actuar en consecuencia.

La propuesta con las sugerencias y medidas de prevención son fruto del consenso entre la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA), la Asociación de la Banca Especializada (ABE), la Asociación de Bancos Argentinos (ADEBA), la Asociación de Bancos Públicos y Privados de la República Argentina (ABAPPRA), la Asociación Bancaria (La Bancaria), la Sociedad de Empleados de Banco y contó con la intervención técnica de la Superintendencia de Riesgos del Trabajo (SRT).

El protocolo constituye un estándar de condiciones mínimas que deben complementarse con medidas adicionales como, por ejemplo, acciones de comunicación, concientización y capacitación de los trabajadores y las trabajadoras del sector. También incluye un procedimiento para saber cómo actuar ante la identificación de un caso sospechoso hasta comunicarse con las autoridades locales de salud pertinentes.

BBVA y su protocolo: el valor de estar preparados

Además de adherir a las recomendaciones establecidas, BBVA en Argentina contó de manera temprana con protocolos de seguridad y salud para la actuación dentro de las instalaciones.

Desde que en abril pasado se llevó a cabo la reapertura de sucursales para la atención al público, todos los colaboradores deben cumplir con las pautas de cuidado para el ingreso a los edificios, donde se extremaron las medidas de higiene y desinfección de todos los ambientes antes y durante el inicio de las actividades.

Asimismo, mediante la atención con turno previo, se evitó la aglomeración de personas y redujo el tiempo de espera en las sucursales.

En paralelo, BBVA a través de la campaña #YoMeQuedoEnCasa, promovió que sus clientes individuos y empresas continuaran utilizando los canales digitales con muy buenos resultados ya que se multiplicaron las interacciones a través de canales remotos.

Todas estas iniciativas se suman a las diferentes recomendaciones sobre el cuidado e higiene personal, el distanciamiento en espacios comunes, la ventilación de las sucursales, la provisión de alcohol en gel y de elementos de protección personal (EPP) como guantes, mascarillas y barbijos para todos los colaboradores.

Estas medidas resaltan el compromiso de BBVA con mantener la calidad de servicio pese al entorno, sin descuidar la salud de sus colaboradores y clientes.

Afiche con recomendaciones y cuidado frente al Covid-19 en sucursales y áreas centrales

Otras historias interesantes