Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Alexander Schulz y su recorrido por las nubes de la Ciudad de México

El pasado 4 de diciembre de 2016 pudo haber parecido un domingo normal en la Ciudad de México. La gente caminaba sobre el Paseo de la Reforma, una de las avenidas más icónicas de la urbe, cuando, algunos minutos después las 11:00 de la mañana, algo en el cielo sorprendió a los transeúntes. Poco a poco, decenas de personas comenzaron a observar cómo se gestaba una hazaña, un nuevo Record Guiness estaba en proceso.

Alexander Schulz, atleta alemán de 25 años, comenzaba desde la Torre Bancomer un camino de 217 metros hacia la gloria atlética. A 245 metros de altura fue paso a paso, sin perder la concentración y lidiando con los vientos que azotaban esa mañana con tal de romper el récord mundial en highline urbano.

Highline over Mexico City. WORLD RECORD, Alexander Schulz

El highline es un deporte extremo similar a la cuerda floja, sólo que este se practica sobre una cinta de nylon con menor tensión y que, como característica, siempre se realiza a gran altura. El último record mundial registrado en esta disciplina era de una altura de 185 metros con una longitud de 170 metros.

AlexanderSchulz rompiendo el record de Higline urbano eb la TorreBancomer

Alexander Schulz rompió el record de highline urbano tanto en altura, como en distancia. - Altius Events

La línea de nylon parecía imperceptible para los espectadores que se encontraban a más de 200 metros de Alexander. Una caída previa fue simplemente el factor determinante que le ayudó a continuar hacia la meta que se encontraba en la Torre Reforma. Poco a poco y en menos de 30 minutos fue avanzando, y aunque por momentos parecía que no lo lograría, con determinación llegó al punto que marcaba que su nombre sería inscrito como el nuevo poseedor del récord.

Al abandonar la línea, Schulz no ocultaba su alegría y gozo, los meses de planeación  y los récords anteriores lo prepararon para este momento. Hoy su hazaña ha colocado en la mira internacional a la Ciudad de México y a la Torre Bancomer como el punto de partida para un acontecimiento sin igual.

Schulz también posee el récord mundial en “long line” (absoluto) de 610 metros de longitud en China. Su primer récord lo realizó al caminar la línea más larga de Europa en mayo de 2011.

Seguramente el atleta alemán tiene más retos en mente, pero es muy probable que en su memoria ya esté grabada esa imagen de la Ciudad de México, donde alcanzó la gloría a 245 metros de altura, recorriendo un espacio cercano a las nubes sobre la tensa cinta de nylon entre los dos edificios más altos de la capital del país.

Otras historias interesantes