Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Software 03 sep 2020

DevOps: qué es y cómo mejorar los procesos gracias a esta estrategia

Con la transformación digital se han abierto nuevas formas de trabajo y las prácticas DevOps se han convertido en una guía en los entornos de desarrollo de ‘software’. Empresas como BBVA han implantado esta filosofía ágil que pretende abarcar toda la organización, más allá de los departamentos técnicos.

El concepto de DevOps viene de la combinación de los términos ingleses ‘Development’ (desarrollo) y ‘Operations’ (operaciones), que en la práctica significa unir dos mundos separados y en cierta fricción: la construcción de ‘software’ y la operación de este. Su origen se establece sobre todo en los departamentos técnicos y de IT, donde se pretende desarrollar, mejorar y entregar ‘software’ y funcionalidades a los clientes gracias a un cambio de mentalidad que repercute en la colaboración de equipos y la automatización de los procesos.

En palabras de Luís Antonio Méndez, del Centro de Competencias Cloud de BBVA Next Technologies, “DevOps es un cambio cultural que busca eliminar silos que tradicionalmente existían en la industria y que está basado en la colaboración de diferentes roles (sistemas, desarrollo, seguridad, QA) que trabajaban de una forma menos alineada”. El objetivo es conseguir, según Méndez, que los procesos mejoren y hacer un uso más eficiente de las herramientas comunes.

Es inevitable relacionar DevOps con la implementación de ‘software’ de desarrollo en una empresa, como Jenkins, Docker o Phyton. Muchos creen que con poner en marcha departamentos bajo la brújula de plataformas DevOps es suficiente. Pero esto no funciona como una solución mágica que resolverá todos los problemas de desarrollo y entrega de productos. “Se trata a DevOps como un tema únicamente técnico, pero va más allá. Es una estrategia cultural y filosófica. Hay que invitar a participar e integrar a toda la organización en una estrategia común y aprender de todas las áreas. Y cuando estén alienadas podremos empezar la homologación de procesos”, puntualiza Rafael Martínez, líder técnico de la empresa colombiana DevOps Latam y coorganizador de Devops Days Bogotá.

El proceso de implantación de DevOps puede ser lento y los resultados solo se verán en un largo lapso de tiempo. Por eso es primordial que la estrategia, la comunicación y la participación sea total para encontrar efectos reales. “Es fundamental que la estrategia sea entendida en toda la organización y apoyada desde las capas de más responsabilidad en la misma. Departamentos como negocio, finanzas o los ‘product owners’ deben comprender y apoyar DevOps como metodología de trabajo,” explica Méndez.

Para llevar a cabo con éxito este cambio metodológico y cultural en la empresa es más fácil empezar en grupos pequeños que “sean la semilla del cambio”, según explica Roberto Andradas, también del Centro de Competencias Cloud de BBVA Next Technologies, que recomienda también iniciar el proceso en los equipos técnicos a través de “herramientas de gestión del cambio y automatización en los flujos de desarrollo del ‘software’“.

Y ¿cuáles son los objetivos y los resultados a conseguir con DevOps? El objetivo primordial a la hora de implantar una estrategia de desarrollo es producir mejores servicios de una forma más rápida, con mejor calidad y a un menor coste. “Al estar todos los protagonistas más alineados con los objetivos de la organización, se puede ser más veloz a la hora de entregar soluciones al mercado e innovar. Llegar el primero al cliente final tiene mayor impacto”  argumenta Martínez, de DevOps Latam, que expone un segundo objetivo: “Llegar el primero no significa llegar con errores. Hay que llegar con mayor calidad. Al contar con flujos, chequeos y homologaciones se puede entregar un mejor producto o servicio”. Esta disciplina acaba beneficiando también a la empresa, puesto que los procesos internos se depuran y mejoran.

DevOps en la estrategia de BBVA

Como organización centrada en la innovación y en la transformación digital, la filosofía DevOps está muy presente en la estrategia de BBVA. Esta disciplina resulta primordial en los departamentos técnicos, ya que se ha conseguido que los equipos de desarrollo y operaciones trabajen bajo un mismo paraguas, al tiempo que las entregas a los clientes son continuas y de una mayor calidad. “Somos capaces de entregar productos ‘software’ mucho más a menudo, debido a una mayor cooperación entre los equipos de desarrollo, ‘testing’ y operaciones, y a la implantación de metodologías de trabajo que permiten detectar errores antes, cuando es más fácil y menos costoso corregirlos”, explica Julio Medina, responsable de Productos Digitales de BBVA España.

La ‘app’ de banca móvil de BBVA, elegida como la mejor ‘app’ bancaria del mundo según Forrester tres años consecutivos, y la misma web BBVA.es le deben mucho a DevOps. La automatización de los procesos, una infraestructura escalable en la nube y poder realizar pruebas han sido cambios esenciales. “El éxito en nuestras aplicaciones digitales no podría haber llegado sin haber transformado por completo nuestra forma de desarrollar ‘software’”, detalla Medina.

En la actualidad, los equipos de desarrollo y operaciones de los canales digitales de BBVA practican más de 17.000 horas de ‘testing’ automático al mes con cerca de 3,5 millones de pruebas. Realizan también más de 200 cambios de código en cada versión de las aplicaciones, lo que permite avanzar en la transformación digital de la compañía y aumentar el número de clientes digitales del banco.

Otras historias interesantes