Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Fintech 24 may 2018

Las 'fintech' ante el reto de mejorar la industria financiera

Los retos para la internacionalización de las empresas, la necesidad de una regulación común y el papel complementario entre las ‘fintech’ y la banca tradicional, fueron algunos de los temas debatidos por los directores de las principales asociaciones ‘fintech’ de América del Sur, en la II Cumbre de la Alianza Fintech Iberoamérica.

Con el patrocinio de BBVA, la II Cumbre de la Alianza Fintech Iberoamérica, organizada por la Asociación Española de FinTech e InsurTech (AEFI), se celebró ayer en Madrid para poner de relieve la importancia de las ‘fintech’ en América Latina, que cuenta en la actualidad con más de 1.500 empresas operativas en este sector.

Los diferentes ponentes destacaron que a pesar de las similitudes culturales, América Latina es una región muy fragmentada y por eso es necesario crear un marco de trabajo conjunto que integre regulación, innovación e inclusión financiera. Es precisamente la regulación uno de los puntos de mayor importancia para los integrantes de la Alianza que destacaron la necesidad de la implementación de un ‘sandbox’ regulatorio, y de homogeneizar la regulación internacional, para que las compañías puedan competir en diferentes mercados. Rodrigo García de la Cruz, presidente de la Alianza, afirmó que es esencial que se trabaje también en la autorregulación y que se opere siempre bajo un código de buenas prácticas, que garantice la seguridad del consumidor, pero no que limite la capacidad de innovar. La regulación existente

nace de experiencias del pasado, por lo que es necesario crear un contexto nuevo, que nazca de compartir experiencias de jurisdicciones internacionales, aprendizajes de pares y mejores prácticas de toda la región latinoamericana.

Para los directores de las principales asociaciones ‘fintech’, el reto latino está en la baja bancarización de la población. Ahí defendieron el papel de las ‘startups’ dedicadas a las finanzas ya que, apalancadas en la tecnología, pueden permitir el acceso a la democratización financiera. Coincidieron en que cualquier empresa europea que quiera acceder al mercado latinoamericano, debe tener en cuenta la relevancia de la inclusión financiera y la necesidad de colaborar con el sector financiero, para llegar a sitios donde los bancos tradicionales no pueden llegar.

Otro de los retos a los que se enfrenta el sector es la lucha contra el fraude. Al no tener la posibilidad de ver físicamente al cliente, es necesario utilizar tecnologías basadas en el reconocimiento facial y herramientas que puedan analizar el comportamiento en la red del usuario para garantizar la viabilidad de la operación. La tecnología es esencial para ellos, pero es necesario encontrar un nexo de unión entre la herramientas que las empresas necesitan y la tecnología con la que están familiarizada los usuarios, ya que no siempre es la misma.

Los participantes en la cumbre visitaron el Open Space de BBVA, donde Marisol Menédez, responsable de Open Innovation de BBVA, agradeció su visita y subrayó el apoyo de BBVA al ecosistema ‘fintech’ y de emprendimiento, a través de diferentes iniciativas como Open Talent, el concurso organizado por BBVA en que su décima edición busca a las ‘startups’ con las ideas más disruptivas para transformar el futuro de la industria financiera.

Otras historias interesantes