Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

10 cosas que se pueden hacer con Facebook Messenger y no todo el mundo sabe

Más de mil millones de usuarios (1.300 millones, concretamente) usan la plataforma Facebook Messenger cada mes. Es una cifra importante que la sitúa justo por debajo de WhatsApp, que con más de 1.000 millones de usuarios activos diarios es la ‘app’ de mensajería instantánea más usada en el mundo.

Un rival inalcanzable, de momento, aunque Mark Zuckerberg está poniendo toda la carne en el asador para intentar competir con el teléfono blanco sobre fondo verde. De forma progresiva, y casi silenciosa, Facebook ha ido añadiendo funcionalidades para que la experiencia de uso sea cada vez mejor.

La aplicación cuenta con un buen número de aplicaciones por descubrir, como por ejemplo los GIF, sin olvidarnos de los juegos adictivos y formas siempre innovadoras de escribir y presentar cualquier texto. Sus cambios están siendo tales que incluso a través de Messenger se puede enviar o recibir dinero.

Son funcionalidades que mucha gente desconoce y que pueden llegar incluso a superar las que tienen otras muchas, WhatsApp incluida. Se da por descontado que con Messenger se puede hablar con gente de forma individual o en grupos, ya sea por chat o mediante videollamadas. Pero hay otras funciones menos conocidas:

1 – Se puede abrir directamente en una ventana, aparte de la del perfil propiamente dicho de Facebook. Simplemente hay que acudir a Messenger.com e iniciar sesión con la cuenta de Facebook. Existe un modo de llegar directamente a la conversación con un usuario. Para ello hay que ir a Messenger.com/ y agregar el nombre de usuario de Facebook justo al final.

2 – Enviar dinero. Facebook ya permite a los usuarios enviar y recibir dinero. En el caso concreto de BBVA esta opción se da gracias a la optimización de la funcionalidad de su servicio Chatbot, a través del cual se podrá enviar dinero desde Facebook Messenger. El Grupo también lanzó en mayo el servicio ‘Cashup’, que facilita el envío de dinero a cualquier contacto de la agenda sin salir de la aplicación de mensajería instantánea (Whatsapp, Telegram, Hangouts o Messenger).

La funcionalidad Chatbot, un robot basado en inteligencia artificial que ‘conversa’ con los usuarios en las ‘apps’ de mensajería instantánea, fue pionera en el sector bancario español. En un principio, permitía acceder a la operativa básica, como la consulta del saldo disponible, el número de IBAN o la ubicación de los cajeros más cercanos. Desde ahora también sirve para el envío de dinero.

3 – Va en la línea de lo anterior. Chatear con ‘bots’. Existe todo un ejército de bots de Messenger que, en cierta medida, facilitan la vida al usuario. Pueden enviar noticias, ser escuderos para hacer pedidos, jugar a juegos y mucho más. En BBVA también hay uno y es muy fácil de usar: está asociado a la página oficial de BBVA, por lo que para acceder desde Facebook Messenger, el cliente solo tiene que entrar en la página de BBVA España para hablar con el chatbot. Además, puede utilizar el alias @bbva_espana. En Facebook Messenger se cuenta, además, con la ventaja de que si el cliente lo necesita puede contactar con una operadora para resolver cualquier duda.

4 – Se pueden agregar amigos al instante gracias al código de perfil. Conocer a alguien y contactar con él, sin necesidad de que sea amigo, es posible gracias a esta opción. Simplemente escaneando el código de una persona u organización se puede iniciar la comunicación. El propio Facebook explica aquí cómo hacerlo; parece complejo pero no lo es.

5 – En Facebook Messenger también se puede jugar. Solo hay que pulsar en el botón del mando de abajo a la derecha en el menú e iniciar una partida con el contacto que se desee. Words with Friends o 2048, como juegos más adictivos, hasta clásicos como Pacman y Snake. También se puede jugar de modo individual.

6 – Conversaciones secretas: Es posible iniciar conversaciones encriptadas en Facebook Messenger. Bajado a tierra, se trata de conversaciones a las que nadie puede acceder, ni tan siquiera el propio Facebook. Para que esto se produzca se usa el cifrado de extremo a extremo, parecido al de WhatsApp. Para acceder a esta función, hay que pulsar en el botón de iniciar conversación y tocar la palabra ‘secreto’, situada en la esquina superior derecha. Justo después habrá que seleccionar amigo y comenzar la conversación. Existe incluso la opción de hacer desaparecer mensajes tocando el icono de reloj a la izquierda del cuadro de texto.

7 – Se pueden cambiar nombres de usuario y temas. Es decir, dejar a un lado el mítico color azul de Facebook Messenger al abrir un chat. Hay que acudir a opciones y modificar el color. Además, también se puede cambiar el nombre de un contacto e incluso configurar un emoji grupal.

8 – ‘Messenger Day‘, como los Stories de Snapchat, Instagram o WhatsApp. Contenidos en foto y/o vídeo con una duración de 24 horas. Hay que pulsar sobre ‘añadir a tu día’ o sobre el círculo de la cámara que hay en la parte inferior de la pantalla, y que permite hacer una foto o grabar un vídeo.

9 – Animaciones en 3D con ‘ScribbleChat’. No es una ‘app’ externa al propio Messenger. Se encuentra dentro de cada conversación, y tras pulsar el botón ‘más’ colocado en la esquina inferior izquierda. Habrá que desplazarse hacia la derecha para encontrarlo.

En ese botón de suma también se encuentran otras funcionalidades como compartir música con los contactos mediante Spotify o mandar GIFs.

10 – Por último, sí, Messenger también permite hacer grabaciones de audio. Una de las funciones más usadas de WhatsApp que también se puede realizar en el chat de Facebook. Aquí hay que mantener presionado el botón del micrófono a la izquierda del cuadro de texto mientras se graba; para terminar y enviar hay que soltar el icono; mientras que para cancelar hay que arrastrar hacia arriba.

Otras historias interesantes