Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

La influencia del sector construcción en la economía peruana

Las últimas semanas han provocado una serie de fricciones que amenazan el normal desempeño del sector construcción en el Perú. Las denuncias o sospechas de corrupción en las que se han visto involucradas casi todas las grandes empresas que operan en este sector han provocado alta incertidumbre.

La probabilidad de que ocurra una parálisis en el sector construcción este año se ha elevado y, según estima una nota de BBVA Research, le podría costar al Perú unos US$ 1.750 millones. La razón principal es el deterioro en el crecimiento del Producto Bruto Interno (PBI) este año. En su escenario base, la entidad anticipaba un crecimiento de 3,5% para 2018. Sin embargo, si la construcción creciera 0%, entonces la economía nacional crecería 2,7% este año.

BBVA Research señala que los canales mediante los cuales el contexto de mayor incertidumbre y de exacerbación de los problemas de información asimétrica puede afectar la actividad constructora son:

1. Dificultades para que las empresas del sector consigan financiamiento

En este contexto, se hace más complicado para las entidades financieras valorar la empresa y el nivel de riesgo. Por ejemplo, la ausencia de mecanismos legales claros que reduzcan la discrecionalidad para establecer las multas y reparaciones, no permite ver con claridad cuál será el impacto sobre el patrimonio neto de la empresa en caso de que sea sancionada. La reacción de los prestamistas podría ser cortar las líneas de crédito ante la poca visibilidad sobre la solvencia de la empresa.

2. Dificultades para identificar y contratar empresas constructoras a las que se les puede encargar el desarrollo de un proyecto

Además del riesgo reputacional y legal que puede acarrear la vinculación con una empresa involucrada en casos de corrupción, la posibilidad de que una constructora de este tipo enfrente problemas de solvencia o liquidez se eleva y, con ello, la realización de la obra encargada.

3. Mayores fricciones para la ejecución del gasto público en inversión

La posibilidad de toparse con empresas corruptas y que ante esta situación el representante del Estado enfrente problemas legales puede generar mayores dilaciones para la toma de decisiones de los funcionarios que deben aprobar proyectos de inversión pública.

No obstante, BBVA Research destaca que las autoridades han deslizado la implementación de un esquema con el objetivo de contener la corrupción, penalizarla y eliminar la incertidumbre que actualmente está paralizando el sector construcción. Si la normativa es clara, con sanciones predecibles y proporcionadas, se puede acotar mucho el impacto de la incertidumbre sobre el valor patrimonial de las empresas del sector, en particular de aquellas que no han tenido prácticas fraudulentas.

El documento de BBVA Research resalta que la clave de un buen mecanismo de disuasión para la corrupción no es solo la penalización en caso de ser descubierto, sino también la probabilidad de serlo. Por lo tanto, el mejor diseño para combatir la corrupción minimizando sus impactos económicos es la combinación de penalizaciones proporcionadas junto con una fiscalización eficaz y un sistema judicial eficiente.

Otras historias interesantes