Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Aventura Act. 06 nov 2018

Los caminos de ida y vuelta de la Ruta BBVA en Colombia

Fotografía de los ruteros por primera vez en Colombia
Rubén Darío Escobar (Colaborador externo)

Aunque para que la Ruta BBVA visitara Colombia por primera vez debieron pasar más de 27 años, la expedición pasó dos veces por el país en menos de cuatro años. Primero de Cali a Cartagena y luego de Cartagena a Bogotá. Dos momentos de un viaje iniciático que por muchos años ha cautivado a los colombianos, tanto, que hasta el momento más de 100 jóvenes han participado en sus 31 ediciones.

Para que la Ruta BBVA llegara a Colombia, el país tuvo que esperar 27 años para poder ver en sus carreteras, caminos y pueblos a esta expedición que por fin tocó territorio patrio el 19 de junio de 2012 cuando procedentes de Europa, Asia, África, EE.UU, Centroamérica y del resto de nuestro continente llegaron más de 300 jóvenes.

Unidos todos bajo la sombra del Quetzal, emblemática ave de Mesoamérica, los integrantes de esta ruta, incluyendo a un grupo de colombianos, inició un recorrido que los llevó desde el Valle del Cauca, hasta Cartagena de Indias luego de pasar por zonas del Eje Cafetero y del Tolima en donde rindieron un homenaje al sabio Mutis, en sus 250 años de haber visitado estas tierras y que gracias a la Expedición Botánica, fue el primero en mostrar al mundo nuestra biodiversidad.

El recorrido estuvo enmarcado dentro de las manifestaciones de cariño de cientos de habitantes de municipios y poblaciones que, en calles y balcones y luciendo sus mejores galas, los recibieron como si se tratara de estrellas de la televisión o del cine. En Beltrán, Guaduas, Honda, Mariquita y Ambalema, los expedicionarios fueron condecorados y en Cartagena, declarados huéspedes de honor.

Allí mismo, durante una charla con Jaime García Márquez, el mundo se enteró a través de la Ruta de los graves padecimientos de salud de nuestro Nobel, Gabriel García Márquez, quien dos años después moriría en México.

Antes de llegar a la Heroica, los expedicionarios visitaron el Parque Tayrona en donde los mamos Kogui “aseguraron” a toda la expedición con sus manillas y sus plegarias a los dioses de la Sierra Nevada de Santa Marta. Luego, en Palenque de San Basilio, primer poblado fundado por esclavos en América, rindieron homenaje a Benkos Biohó, líder y libertador de este grupo de africanos esclavizados en tiempos de la Colonia.

Ese primer paso por Colombia, terminó en Bogotá con la visita a la Casa de Nariño donde el presidente de la República, Juan Manuel Santos, los declaró Embajadores de Colombia ante el mundo y posteriormente a ritmo del grupo colombiano Chocquibtown, le dijeron adiós a nuestro país.

Del Caribe a la Sabana

Fotografía de las ruteras en Cartagena de Indias

Ruteras en la muralla de Cartagena de Indias. - BBVA

Pero el adiós, fue solo un hasta pronto y en 2015 la expedición regresó. Esta vez con menos integrantes pero con un propósito definido: emprendimiento social, en cuya agenda pudieron conocer de cerca proyectos sociales como los de la Fundación Felipe Gómez Escobar, Escuela de Artes y Oficios de Tunja y de Barichara, esta última en el departamento de Santander.

Entraron por Cartagena como los antiguos conquistadores y desde allí repitieron Tayrona y el baño ritual en cabo San Juan de Guía, para llegar luego a Aracataca; en donde rindieron un homenaje a Gabo en el primer aniversario de su muerte.

Fotografía de los ruteros entrando al Parque Nacional Natural Tayrona

Ruteros entrando al Parque Nacional Natural Tayrona. - BBVA

En Barichara, el pueblo más lindo de Colombia, siempre los recordarán por un memorable concierto que llenó de sonidos su imponente catedral y puso al descubierto los dotes musicales de Adrián, un invidente Embajador de la Discapacidad, que a lo largo de la Ruta dejó a todos impresionados con su capacidad de adaptación y desempeño.

Al otro día, la Ruta BBVA haría una de las marchas más duras de la expedición en Colombia: el paso del cañón del Chicamocha, desde su descenso en Villa Nueva hasta Jordán, para ascender nuevamente a Mesa de los Santos.

Fotografía de uno de los guías de los ruteros en el Cañon del Chicamocha

Uno de los integrantes de la expedición divisa el Cañon del Chicamocha al paso de la Ruta BBVA por Santander. - BBVA

Después vendrían Villa de Leyva y Tunja en donde el emprendimiento tuvo su eje central a través de diferentes encuentros y sobre todo en la visita a la Escuela de Artes y Oficios de Tunja, capital de Boyacá.

La Ruta BBVA 2015 terminó en Bogotá en donde de nuevo el presidente Santos los recibió en la Casa de Nariño en compañía del presidente de BBVA Colombia, Óscar Cabrera, y de la viceministra de Turismo, Sandra Howard.

Los 180 ruteros recibieron sus títulos expedidos por la Universidad Complutense, de Madrid, en el recinto de la Universidad de Los Andes.

Fotografía de los ruteros recibiendo diploma de la Universidad Cumpletence de Madrid

Por primera vez en su historia, los ruteros recibieron los diplomas de la Universidad Complutense de Madrid por fuera de España, y esta vez el recinto de la Universidad de Los Andes fue el escenario. - BBVA

Además de las dos experiencias de ser anfitriones de la Ruta, en Colombia esta expedición ha tenido una gran acogida, prueba de ella son los más de 100 expedicionarios de todo el país, incluyendo indígenas guámbianos, emberas y wayúu que por parte de nuestro país han conformado las 31 aventuras, contando la que se aproxima a mediados del presente año en la que estarán 10 jóvenes de Bogotá, Cali, Envigado, San Vicente Ferrer, Marinilla, Armenia, Riohacha y Cartagena.

Otras historias interesantes