Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Opinión 10 septiembre 2019

El reto es convertir la innovación en un nuevo producto estratégico que sea rentable y genere impacto en los clientes

Ricardo Laiseca es el responsable de ‘Global Innovation & Analytics’ de BBVA CIB, una unidad de negocio recién creada dentro de la división de banca mayorista de la entidad con el objetivo de ofrecer a los clientes corporativos un valor diferencial. En esta columna Laiseca analiza la transformación de la industria y nos explica las claves de la estrategia de BBVA para seguir impulsando la innovación.

En un entorno como el actual, donde cada vez es más complicado generar ingresos, asistimos al auge de tecnologías disruptivas que urgen a los clientes mayoristas a transformar constantemente sus negocios, obligándoles a adaptarse a las diferentes circunstancias de los mercados y a las nuevas herramientas y metodologías de trabajo.

En este contexto, la innovación permite mitigar los riesgos al mismo tiempo que facilita la búsqueda de nuevas oportunidades de negocio y, por lo tanto, se erige como un factor fundamental para asegurar la competitividad de las empresas. No cabe duda, para competir hay que innovar.

“Para competir hay que innovar”

Desde BBVA aunamos esfuerzos para, así, aportar un valor diferencial a través de la innovación. En otras palabras, nuestro objetivo es continuar siendo un banco de referencia para todos nuestros clientes. El reto es convertir la innovación en un nuevo producto estratégico que sea rentable y genere impacto en los clientes. ¿Y cómo pretendemos alcanzar estos propósitos? Apoyándonos en cuatro pilares:

  • Aumentar la digitalización del negocio mediante la electronificación de los productos y la simplificación de los procesos para facilitar la contratación y mejorar la productividad. BBVA se ha marcado como objetivo desarrollar herramientas que ofrezcan precios dinámicos a sus clientes de acuerdo con sus demandas así como expandir la oferta digital de productos mayoristas a través de APIs.
  • Ejecutar la estrategia de datos del área que se basa en el uso de analítica avanzada. A través de los datos que posee el banco buscamos tener impacto en nuestros clientes de dos formas. Por un lado, mejorando el servicio prestado mediante la generación de alertas de negocio que nos permitan ser más proactivos con sus necesidades. Por otro lado, desarrollando nuevas soluciones que nos ayuden a asesorarlos mejor.
  • Fomentar la innovación de producto. BBVA persigue la innovación constante, tanto en su oferta de nuevos productos como en el desarrollo de nuevas plataformas y soluciones tecnológicas. Una de sus líneas de actuación ha sido la financiación sostenible, tanto en el mercado de préstamos como en el de bonos, donde BBVA ha sido pionero e impulsor fundamental en la industria. Además, el año pasado el banco quiso dar un paso más en su objetivo de apoyar a sus clientes corporativos en sus estrategias de financiación sostenible al desarrollar un marco de productos transaccionales sostenibles vinculado a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas sin precedentes en la industria. Al mismo tiempo, otros casos que ilustran el compromiso fundamental de BBVA con la innovación tecnológica son: las financiaciones realizadas a través de la tecnología ‘blockchain’, que han supuesto un hito a nivel internacional; los recién creados préstamos digitales o D-Loans; las financiaciones multidivisa; y los préstamos flexibles.
  • Desarrollar los ecosistemas empresariales. Antes los bancos se relacionaban de manera exclusiva con el núcleo del negocio de sus clientes. Hoy en día nuestra misión es mucho más amplia y debemos relacionarnos con todo el ecosistema que forma parte de su negocio: clientes, proveedores, empleados, contrapartidas, fintechs, infraestructuras de mercado, supervisores y reguladores. Los diferentes integrantes del ecosistema demandan distintas formas de colaboración y van a requerir la adaptación de BBVA a sus necesidades.

En definitiva, nuestro principal objetivo es convertirnos en el banco de referencia para nuestros clientes quienes constituyen el eje central de nuestra actividad. En BBVA Corporate & Investment Banking hemos establecido como máxima la innovación en todas y cada una de las áreas para ofrecerles un valor añadido diferencial y, así, desmarcarnos verdaderamente de la competencia.

Otras historias interesantes