Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Opinión Act. 23 marzo 2020

Un sincero aplauso

El consejero delegado, Onur Genç, dedica unas palabras de agradecimiento a los empleados, en el blog interno ‘The Pulse’, por su dedicación y esfuerzo durante la expansión del coronavirus. “Cada uno de vosotros ha hecho un excepcional trabajo desde el inicio de esta pandemia”, afirma. “Estoy extremadamente orgulloso de formar parte de este gran equipo”.

Cada día a las 8 de la tarde resuena un gran aplauso en toda España. Personas de todas las edades salen a esa hora a ventanas y balcones para juntos mostrar su apoyo a médicos, enfermeras y demás personal en primera línea de esta lucha global en la que todos estamos inmersos. Escenas semejantes se repiten en otras partes del mundo. Es un gesto tan sencillo, pero en tiempos como estos, es inexplicablemente sobrecogedor y me llega al corazón ver esta ola de solidaridad a nivel mundial.

Mientras aplaudimos, no puedo evitar pensar en los héroes de BBVA. Cada uno de vosotros ha hecho un excepcional trabajo desde el inicio de esta pandemia y, en particular, esta última semana, y lo habéis hecho como un sólo equipo. Estoy extremadamente orgulloso de formar parte de este gran equipo.

Nuestras prioridades están claras, EN PRIMER LUGAR y ANTE TODO la seguridad y salud de nuestros empleados, clientes y de toda la sociedad. A continuación, haremos todo lo posible por seguir con nuestra actividad para apoyar así a nuestros clientes. Todo lo demás va después de estas prioridades, sin excepción.

De acuerdo con estas prioridades, en todas nuestras geografías, aproximadamente el 90 por ciento de los empleados en servicios centrales ya están trabajando en remoto y, en la medida en que lo permite la normativa aplicable, continuamos reduciendo las personas que trabajan en las sucursales. En España, por ejemplo, hemos conseguido que el 90 por ciento de los empleados de la red trabajen desde casa y seguir prestando servicios bancarios esenciales para la comunidad.

Quiero aprovechar para reconocer y agradecer especialmente la labor de aquellos que siguen acudiendo a sus puestos de trabajo cada día para atender a nuestros clientes. Dada la naturaleza de nuestras actividades, las autoridades nos consideran un servicio esencial en muchos países, lo que significa que los bancos hemos de permanecer abiertos, incluso en situaciones de cuarentena o similares. Estad seguros de que estamos haciendo todo lo que está en nuestra mano y mantenemos conversaciones con las autoridades para lograr que el mayor número de vosotros pueda quedarse en casa. Mientras tanto, seguid estrictamente las guías y protocolos que hemos elaborado y tomad todas las precauciones posibles. Para mi, sois verdaderos héroes.

También quiero agradecer los esfuerzos de muchos de nuestros compañeros trabajando incansablemente en los “War Rooms” que se han creado en todos los países para garantizar la seguridad de todos y la continuidad de nuestras operaciones. Es increíble el logro tanto humano como técnico que habéis conseguido para que muchos de nosotros podamos trabajar ya en remoto.

Como muchos de vosotros ahora trabajáis en remoto, he recibido también bastantes preguntas sobre la mejor manera de adaptarnos a esta nueva forma de vida y de trabajo. Nuestras circunstancias han cambiado radicalmente y estamos ante una situación que la mayoría de nosotros nunca creímos que viviríamos. Así que, mi humilde consejo es que no seáis duros con vosotros mismos. La línea entre trabajo y hogar se vuelve borrosa y todo parece diferente, y sé que también resulta abrumador y extenuante. Cada uno de nosotros está haciendo su trabajo, cuidando de vuestras familias, y haciendo malabares en el día a día. Sólo puedo pediros que pongáis vuestra salud y seguridad y la de vuestras familias por encima de todo. Y que, después, tratéis de hacerlo lo mejor posible en este contexto tan difícil, entendiendo que “lo mejor posible” probablemente no se parezca mucho a lo que era antes.

Finalmente, un último párrafo que me cuesta mucho escribir a nivel personal y profesional. Muchas veces nos referimos a nosotros mismos como la familia BBVA, compuesta por más de 125.000 personas. Estos son los momentos que ponen a prueba si lo decimos de verdad, si creemos realmente en ello, de forma genuina. Y quiero ser transparente con todos los miembros de esta familia sobre los casi 100 casos positivos que tenemos a día de hoy en BBVA. Estamos siguiendo cada caso de cerca y tratando de ayudar. También hemos informado y puesto en cuarentena a compañeros que podían haber estado expuestos y en riesgo, siguiendo estrictos procedimientos. Mientras sigo pensando en nuestros compañeros afectados, quiero pediros humildemente que les hagáis llegar también vuestros mejores pensamientos y deseos.

Lo que importa es que estamos en esto juntos. Ahora, más que nunca, SOMOS UN SOLO EQUIPO para afrontar este reto global sin precedentes.

A los afectados, os deseo una pronta recuperación.

A los que tenéis familiares y amigos enfermos, ánimo.

A los que afrontáis solos estos días, echando de menos a vuestras familias y seres queridos, paciencia.

A los que sois padres y tratáis de sobrellevar esta situación siendo un apoyo emocional para vuestros hijos, mi reconocimiento.

A todos vosotros, sed fuertes y cuidaos mucho.

Otras historias interesantes