Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Educación financiera 10 abr 2017

'Safe-To-Spend': inteligencia artificial para ayudarnos a ahorrar

¿Qué tiene que ver el machine learning con ese viaje soñado al Caribe para el que se ahorra? ¿Puede un algoritmo conseguir que, por fin, se tenga dinero para reformar la cocina? Sentarse ante una mesa, calculadora en mano, para hacer cuentas, ha dejado de tener sentido. Existe una aplicación que ya se encarga de esa tarea, sin que haya que hacer ningún esfuerzo.

Si la tecnología lo pone fácil en todas las facetas de la vida, ¿por qué no va a ayudar con las finanzas? Un ejemplo es la aplicación de tecnología móvil ‘Safe-To-Spend’, de la empresa Simple, que consigue eliminar el trabajo de distribuir el dinero de acuerdo a nuestro presupuesto y nos permite saber cómo afectan a nuestro bolsillo los gastos extra que hagamos.

Para utilizar esta herramienta debemos conectarla a la cuenta bancaria y empezar a crear nuestros objetivos de ahorro, tanto grandes como pequeños. La aplicación automáticamente va distribuyendo en sobres virtuales, el dinero correspondiente a cada partida. Una vez que ha hecho el reparto, nos muestra la cantidad que no ha sido asignada a ningún propósito específico. Es como un contable virtual que se encarga de contar y repartir el dinero para garantizar que vamos cumpliendo nuestras metas de ahorro. De esta forma, con tan solo un vistazo al móvil, estaremos al tanto de lo que podemos gastar en cada momento sin que afecte a nuestro presupuesto.

El reto es mantener esa cifra que no ha sido asignada a ninguna meta en positivo, y con ello proteger nuestras metas de ahorro y asegurarnos de que tenemos los fondos para cubrir cualquier gasto programado. Cuando nos saltamos los objetivos, aparece un aviso que muestra el gasto realizado y nos permite realizar los movimientos de dinero que consideremos necesarios para solucionar el problema y volver a tener un saldo positivo. En este caso, es tarea nuestra saber distribuir correctamente el dinero y ser prudentes a la hora de consumir para que no nos vuelva a pasar.

La herramienta resulta un revolución para nuestras finanzas ya que es capaz de aprender de nosotros y perfeccionar su servicio. Es decir, gracias a los datos a los que le damos acceso, la aplicación va entendiendo cuál es nuestro comportamiento financiero, lo que le permite evolucionar y ser cada vez más autónoma a la hora de realizar el balance.

Esta función se debe al machine learning; una rama de la inteligencia artificial que consiste en que los ordenadores se autoprogramen aprendiendo datos. De esta forma, ‘Safe-To-Spend’ va conociendo nuestros hábitos monetarios y puede ayudarnos a que gastemos hoy, sin preocuparnos de que nos vaya afectar negativamente mañana. Sin embargo, nada puede sustituir el sentido común a la hora de gestionar las finanzas, por lo que siempre es bueno revisar los objetivos de ahorro que hemos programado, ver si son viables y comprobar si hemos asignado la cantidad correcta a cada uno.

Simple, la empresa que está detrás de esta aplicación, es una empresa con sede en Oregón (Estados Unidos) que cuenta con 100.000 clientes en todo el país. Su objetivo es ofrecer a los usuarios todo lo que necesitan para gastar de la manera más inteligente y ahorrar más. En 2012, BBVA compró esta compañía para reforzar su transformación digital y reinventar la industria de servicios financieros.

En el Centro para la Educación y Capacidades Financieras encontrarás toda la información relevante sobre educación financiera en el mundo

Otras historias interesantes