Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Análisis económico 01 dic 2017

Carlos Serrano: Alza en la inflación de México es transitoria y disminuirá en 2018

A pesar de que el último dato de la inflación en México mostró un repunte del 6.6%, esta tendrá una tendencia a estabilizarse a la baja en 2018, toda vez que en los últimos meses existieron factores transitorios que tenderán a regularizarse y llevar al indicador a la meta objetivo planteada por el Banco de México. En su columna “Inflación, en vía de disminución para 2018”, publicada en el periódico El Financiero, el economista jefe de BBVA Bancomer explica que Banxico podría aumentar su tasa de política monetaria de forma preventiva pero no lo ve previsible por diversos factores.

En su análisis, Carlos Serrano expone como acertada la designación de Alejandro Díaz de León como nuevo Gobernador de Banxico. Detalla que esta decisión marcaría una buena continuidad al mandato de Agustín Carstens Carstens, quien desde el 1o. de diciembre de 2017 es Gerente General del Banco Central de Pagos Internacionales. El economista apunta que “Díaz de León cuenta con conocimiento profundo del banco central, además de tener un amplio panorama tanto de macroeconomía como del sector financiero”.

La designación de Alejandro Díaz de León es acertada y da continuidad al mandato de Agustin Carstens”

Expone que los aumentos en los precios de los combustibles y el efecto de los sismos fueron los que dispararon el indicador, pero que son de carácter transitorio, y que su previsión para 2018 se mantiene, al tener expectativas de inflación bien ancladas a mediano plazo.  Prevé que el cierre a diciembre disminuya al 6.5% para comenzar a descender a 5.2% y llegar al objetivo de 4% al cierre del primer trimestre del próximo año.

Serrano destaca que otro factor radica en la correcta aplicación de la política monetaria al realizar aumentos de forma proactiva (400 puntos base en poco menos de dos años), ya que éstos ayudaron a mantener firme la expectativa de inflación para mediano y largo plazo. Subraya que, si bien han existido variaciones en el tipo de cambio, si éste se mantiene por debajo de los 22 pesos por dólar no debería existir un impacto considerable en la economía por el concepto de traspaso de precios, y que aún si Estados Unidos decide salir del TLCAN, el tipo de cambio no debería pasar este nivel.

En resumen, el economista prevé que, ante los recientes cambios, el Banco de México continúe por la senda de estabilidad, y buen gobierno, mostrando continuidad a un buen proyecto de mediano y largo plazo.

La colaboración completa para el periódico El Financiero se publicó el 1º. de diciembre de 2017 y puede consultarse en este Link.

Otras historias interesantes