Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Diez claves para enfrentarse a una entrevista de trabajo

Afrontar a una entrevista de trabajo provoca tensión… incluso miedo. Y más si es la primera vez. En apenas unos minutos debes convencer a alguien que no te conoce de que eres la persona idónea para el puesto que demandan. ¿Cómo hacerlo? La psicóloga Silvia Álava, una de las expertas que participan en la iniciativa de BBVA Aprendemos Juntos, aportó diez consejos a los jóvenes que participaron en Generación E, el foro de empleabilidad del El País.

“¿Sois personas corcho o personas plomo?” Con esta pregunta comenzaba Silvia Álava su taller ‘Claves para afrontar el miedo a enfrentarse a una entrevista’, en el que resaltó la importancia de este momento del proceso de selección a la hora de conseguir un empleo.

Según un informe de Randstad, el 63% de las empresas hace su elección en función de lo que ocurre en la entrevista. Cuando una empresa convoca a un candidato, el entrevistador ya se ha leído y releído su currículum. Lo que le interesa conocer es qué hay más allá de lo que pone su CV. Por eso es importante estar preparado, tranquilo y optimista antes de sentarse frente a quien te va a seleccionar.

Es importante demostrar tus habilidades para el puesto, pero más importante aún es la actitud: el deseo de trabajar y de aportar algo diferente.

Sin embargo, uno de los obstáculos que nos impide probar nuestra valía es el miedo, una emoción que puede ser buena y mala a la vez. Buena, porque nos alerta para huir en situaciones de peligro. Y, llevado al extremo, para sobrevivir. De hecho, sin miedo, la especie humana se hubiera extinguido.

El problema es cuando sentimos miedo en una situación que no es potencialmente peligrosa. Por ejemplo, en una entrevista de trabajo, donde lo peor que nos puede ocurrir es que no nos contraten para ese empleo.

Es importante ser conscientes de cómo te hablas a ti mismo. “Si dudamos de nosotros mismos y nos ponemos en el peor de los escenarios nos estamos provocando el miedo”, señalaba Silvia Álava. El objetivo es aprender a hacer que las emociones trabajen a favor, y no en contra. Para lograrlo, ofreció diez consejos a los jóvenes que participaron en su taller.

  1.   Infórmate: ¿Cuál es la empresa? ¿A qué puesto te postulas? ¿Cuáles son los logros de la compañía? Es recomendable saber que te encontrarás para adaptar el currículum a la oferta y estar preparado para las preguntas del entrevistador.
  2.   Prepárate: Para conseguir destacar hay que hablar de aquello que se ha conseguido y puede ser de interés para la empresa. Es aconsejable elaborar respuestas para contar logros que no están incluidos en el currículum.
  3.   Cuida el aspecto: La primera impresión es la que cuenta. “La persona que nos está entrevistando tiene una serie de sesgos cognitivos”, lo que quiere decir que cuando vemos a alguien por primera vez no podemos evitar etiquetarlo y meterlo dentro de un estereotipo. “Es algo que se hace de forma inconsciente, el cerebro lo hace solo”, comentó la psicóloga.
  4.   No te disfraces: Hay que tener en cuenta la cultura de la empresa que te selecciona, más o menos informal, pero también tu propia comodidad.
  5.   Utiliza las auto-instrucciones: Un ejemplo: no es lo mismo decir ‘no me va a salir mal’ que ‘me va a salir bien’. Debes ser consciente de cómo cada uno se habla a sí mismo y tratar de hacerlo de forma positiva para que ese diálogo interno ayude en situaciones de ansiedad.
  6.   Visualización en positivo: Esto es, utilizar la imaginación para verte en la entrevista mientras todo se desarrolla de forma adecuada. Puede ayudarte visualizarte en el momento en que recibirás la llamada que te anuncia que has sido el elegido para el puesto.
  7.   Aprende a respirar: Técnicas sencillas como la respiración diafragmática ayudan a relajarte.
  8.   Hidrátate: El agua es una buena opción para ayudar a combatir la ansiedad. La cafeína te pone más nervioso y es aconsejable que evites las bebidas con gas.
  9.  Lo mejor de ti: Trata de ofrecer siempre la mejor versión de ti mismo.
  10. Quédate con lo positivo: Porque pensar en lo negativo te condicionará para la siguiente entrevista.

Información, optimismo y tranquilidad. Estos consejos de Silvia Álava puede ayudarte a que buscar empleo se convierta en el pistoletazo de salida de tu carrera laboral.

Otras historias interesantes