Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Hechos relevantes

BBVA ha concluido con éxito el programa de recompra de acciones iniciado el 2 de octubre, que ha alcanzado los 1.000 millones de euros. En este programa, la entidad ha recomprado un total de 127.532.625 acciones a un precio medio de 7,84. Esta recompra se considera remuneración extraordinaria, es decir, es adicional a la política de retribución al accionista de entre el 40% y el 50% del beneficio de BBVA.

  • Margen neto: los ingresos recurrentes mantienen la tendencia al alza y crecen un 4,2% entre enero y septiembre. Esto, junto con la contención de los gastos (que, en el acumulado del año, caen un 1,7%) impulsan el margen neto hasta los €9.522 millones, un récord
  • Riesgos: la tasa de mora sigue mejorando hasta situarse, en septiembre, en el 4,5% (versus 4,8% en junio), el nivel más bajo de los últimos cinco años. La cobertura aumenta hasta alcanzar el 72%
  • Capital: el ratio CET1 fully-loaded asciende al 11,2% a cierre de septiembre, lo que implica una generación de capital de 30 puntos básicos en los nueve primeros meses del año
  • Transformación: los clientes digitales crecen un 24% con respecto a septiembre de 2016 y alcanzan los 21,1 millones. De estos, los clientes que interactúan a través del móvil aumentan un 43%, hasta los 15,8 millones

El consejero delegado de BBVA, Carlos Torres Vila, ha explicado hoy, tras la publicación de los resultados correspondientes al segundo trimestre de 2016, que el Grupo ha logrado los beneficios trimestrales más altos del último año. “Como esperábamos, los resultados están yendo en 2016 de menos a más”, según ha señalado en unas declaraciones previas a la rueda de prensa de resultados del banco.

Entre abril y junio, el Grupo BBVA generó el beneficio trimestral más alto del último año,1.123 millones de euros, un 58,4% superior al del trimestre anterior. En el conjunto del semestre, ganó 1.832 millones, un 33,6% menos que en el mismo período de 2015, debido al impacto de los tipos de cambio y a la ausencia de operaciones corporativas. Sin estos dos efectos, el resultado creció un 5,8% interanual.

  • Ingresos: El margen bruto asciende a 5.788 millones de euros (+14,9% interanual en tipos constantes) gracias a la fortaleza de los ingresos recurrentes (margen de intereses más comisiones)
  • Riesgos: La tasa de mora del Grupo mejora hasta un 5,3% a cierre de trimestre, frente al 5,4% de diciembre; la cobertura se mantiene estable en el 74%
  • Capital: BBVA alcanza un ratio CET1 fully-loaded del 10,54%, con un crecimiento en el trimestre de 21 puntos básicos
  • Transformación: A cierre del trimestre, los clientes digitales del Grupo BBVA alcanzan los 15,5 millones (+20% en el último año). De éstos, 9,4 millones son clientes móviles (+45%)

  • Ingresos récord: el margen bruto marca un máximo histórico, tanto en el año como en el último trimestre: 23.680 millones de euros (+10,9% interanual) y 6.146 millones de euros (+6,6%), respectivamente
  • Riesgos: la tasa de mora del Grupo BBVA mejora hasta el 5,4% a cierre de año, frente al 5,8% de 2014; el ratio de cobertura asciende a 74%
  • Capital: BBVA alcanza un ratio CET1 fully-loaded a cierre de año del 10,3%, con una excelente evolución en el trimestre. Entre octubre y diciembre, se incrementa en 57 puntos básicos
  • Transformación: la banca digital está aumentando la satisfacción del cliente y las ventas digitales. A cierre de año, un 19,2% de los nuevos créditos al consumo en España se contratan por canales digitales. En México este porcentaje asciende al 29,6%

 

El beneficio del Grupo BBVA durante los nueve primeros meses del año alcanzó los 1.656 millones de euros (-47,3%), tras completar dos tercios de las provisiones enmarcadas dentro del perímetro de la reforma financiera sobre riesgo inmobiliario acometida en España. El margen neto, clave para hacer frente a saneamientos, se situó en 9.000 millones de euros entre enero y septiembre, un 16,1% más que en el mismo periodo de 2011.

BBVA ganó 1.510 millones de euros en el primer semestre, un 35,4% menos que un año antes, en gran medida por el impacto de la reforma financiera acometida en España que afecta principalmente a los activos y carteras inmobiliarias. A junio y siguiendo criterios de contabilidad internacional, BBVA lleva provisionados 1.434 millones de euros de las necesidades cuantificadas según la nueva normativa. Sin tener en cuenta las provisiones realizadas por el perímetro de la nueva regulación, el resultado atribuido ascendió a 2.374 millones de euros (-5,1%).