Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

BBVA world 01 dic 2016

'Millonarios', 'xeneizes', 'leprosos' y otros apodos de equipos argentinos de fútbol

Apodos, motes, seudónimos… todo tiene cabida en el mundo del fútbol y más en el sudamericano. El campeonato argentino, como no podía ser de otra forma, no escapa a esta legendaria tradición y son muchos los nombres curiosos que señalan a sus distintos equipos. La mayoría de ellos surgieron casi siempre de los rivales como motivo de mofa pero más allá de sentirse heridos en el orgullo, los aficionados se vanagloriaron adoptando apodos que perduran hoy día.

River Plate: El apodo de ‘millonarios’ surgió allá por 1930 cuando el club contrataba a golpe de talonario a los mejores jugadores para que liderasen sus equipos e imponerse así a sus rivales. Otro seudónimo por el que se conoce al club franjirrojo es el de ‘gallinas’.

Boca Juniors: De entre todos, predomina el apodo ‘xeneize’, que en significa genovés en el dialecto de la región transalpina. Cabe así mencionar que el club fue fundado por un grupo de jóvenes nacidos en Génova. También el barrio de La Boca jugó un papel crucial ya que al estar cercano al puerto, no pocos inmigrantes genoveses arribaban en los barcos. Otros apodos por los que se conoce al club son los ‘bosteros’ o la mitad más uno.

San Lorenzo de Almagro: Este club tiene un curiosa historia. Un grupo de jóvenes quisieron brindar al cura Lorenzo Massa su ayuda por la fundación del club y de la sotana del párroco, salió el color negro y de ahí se pasó a nombrar a los jugadores como los ‘cuervos’. El equipo también han tenido otros apodos como el ‘ciclón de Boedo’ o los ‘forzosos de Almagro’.

Boca Juniors, un club con seguidores en todo el mundo

Gimnasia y Esgrima de La Plata: Un estadio y una ubicación fueron claves en la década de los 60 del apodo de ‘los lobos’. El estadio Juan Carmelo Zerillo se ubica en el bosque de la ciudad y esto junto a la astucia de sus jugadores por aquella época, hicieron un cóctel perfecto para recibir semejante distinción.

Newell´s Old Boys y Rosario Central: La lepra y un partido benéfico que nunca se disputó para combatir el ‘mal de Hansen’, dividieron Rosario en dos. Por un lado, los que aceptaron la disputa del encuentro, Newell´s, que acuñaron el término de los ‘leprosos’ y por otro, el equipo de Rosario Central, que se negó a disputarlo y les tildaron de ‘canallas’.

Estudiantes: El club de ‘La Plata’ fue fundado en la zapatería Nueva York allá por 1905 por un grupo de estudiantes de medicina que según contaban por aquél entonces, hacían experimentos con ratas y de ahí vino el apodo, que más de cien años después aún perdura, de ‘pincha ratas’.

Fotografía Equipo Talleres de Cordoba, Argentina

Talleres celebra su ascenso a la Primera División argentina

Racing: Nunca un duelo frente a River Plate tuvo más de cien años de trascendencia. Corría el año de 1915 y los jugadores de Racing Club se impusieron por 3-0 al equipo bonaerense cuajando un espectacular partido y maniatando a sus rivales. Refrendaban así una serie de partidos y años espectaculares y de ahí surgió el sobrenombre de ‘la academia’, por sentar cátedra con su forma de jugar al fútbol. También participaron en esta distinción las grandes victorias y los títulos obtenidos en los primeros años del club logrando siete campeonatos consecutivos.

Independiente: Las delanteras formadas primero por Seoane, Canaveri, Ravaschino y Lalín en 1926 y bien secundada por Zorrilla, Maril, De la Mata, Sastre y Erico, acuñaron y ratificaron el término de ‘diablos rojos’ por los movimientos endiablados de estos jugadores sobre el rectángulo de juego.

Fotografia Talleres de Córdoba, Argentina

Toda la emoción del campeonato argentino se vive cada día de partido en los estadios

Clubes con historia y apodos curiosos:

Deportivo Español: ‘Los gallegos’

Almirante Brown: ‘La fragata’

Defensa y Justicia: ‘Los halcones’

Nueva Chicago: ‘Los toritos’

Chacarita Juniors: ‘Los funebreros’

Platense: ‘Los calamares’

Talleres de Córdoba: ‘Los tallarines’

Ferrocarril Oeste: ‘El verdolaga’

Belgrano: ‘Los piratas’

Colón de Santa Fe: ‘Los sabaleros’

Banfield: ‘El taladro’

Otras historias interesantes