Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

"Actividades con los mismos riesgos requieren el mismo trato regulatorio"

José Manuel González-Páramo ha participado este sábado en la reunión anual del Institute for International Finance (IIF) en Bali, celebrada en el marco de las reuniones anuales del FMI y el Banco Mundial. Allí ha pedido un marco regulatorio que trate por igual a todos los participantes en el mercado, lo que se conoce como ‘level playing field’: “Es necesario que actividades con los mismos riesgos reciban el mismo trato regulatorio” y que no haya barreras innecesarias a la competencia, ha dicho.

El consejero ejecutivo responsable de economía, regulación y relaciones institucionales de BBVA ha recordado que, a medida que se difuminan las barreras entre sectores, los reguladores tienen que replantearse las regulaciones sectoriales. Esto sucede, ha explicado, en las regulaciones relacionadas con el ‘open banking’ o la banca abierta.

Estas regulaciones introducen, por ejemplo, un nuevo derecho a la portabilidad que permite a los consumidores compartir los datos con terceros. En su opinión, normativas como PSD2 y GDPR, pese a ir en la buena dirección, pueden crear una asimetría en la regulación de los datos, ya que otras industrias pueden acceder a datos de los bancos pero no a la inversa. En línea con las recientes palabras del consejero delegado de BBVA, Carlos Torres Vila, en el encuentro el IX Encuentro Financiero de Expansión y KPMG, ha reclamado un terreno de juego equitativo para la banca y el resto de sectores.

Pero este marco regulatorio, además de evitar asimetrías, tiene que estar armonizado entre sectores y entre países, para ser capaz de responder a los retos de la era digital. En la actualidad, ha recordado, carece de la flexibilidad y el dinamismo necesarios para adaptarse al entorno cambiante motivado por la expansión de la economía digital.

Desde su punto de vista, es necesaria una coordinación global y transversal en el diseño e implementación de este nuevo marco global para las finanzas digitales. José Manuel González-Páramo ha destacado que está función podría recaer en organismos ya existentes, como el G20, o sobre un organismo de nueva creación.

En este sentido, considera fundamental abrir un debate internacional sobre asuntos críticos que requieren una acción coordinada, como los datos y la ciberseguridad.

Con motivo de estas reuniones anuales del FMI, el Banco Mundial y el IIF, y también desde Bali, el presidente de BBVA, Francisco González ha destacado que “con la revolución digital, habrá más riqueza y bienestar, y menos desigualdad”.

¿Sobrevivirá la banca en el escenario digital?

José Manuel González-Páramo se ha declarado un “tecno-optimista”. Ha afirmado que en el contexto de disrupción actual, fomentado por las nuevas tecnologías, los cambios en los hábitos de los consumidores y los competidores digitales, hay dos fuerzas fundamentales que determinarán la velocidad del cambio: la capacidad propia de transformación de los bancos y el papel de los reguladores y supervisores.

Las entidades, ha explicado, tienen que adaptar sus estrategias y cuidar de su activo más preciado: la experiencia de cliente. Los bancos deben hacer frente a competidores digitales – tanto ‘fintechs’ como grandes tecnológicas. El consejero ejecutivo de BBVA considera fundamental establecer relaciones de colaboración con estos nuevos jugadores. Como ejemplo, ha hablado de la estrategia de BBVA, basada en tres pilares: adquisiciones, inversiones directas o a través del fondo Propel Ventures y una incubadora interna.

Esta cita anual del IIF ha reunido a representantes de la industria financiera, las autoridades públicas; y los reguladores y supervisores. José Manuel González-Páramo ha participado en el panel ‘Regulación de las finanzas digitales: garantizar un campo de juego equilibrado’ junto a Brad Carr, director de regulación y políticas de las finanzas digitales del IIF; John Lee, CEO en Singapur de Maybank; Bénédicte Nolens, directora de riesgos y estrategia en la Comisión de Valores y Futuros de Hong Kong; y Huw van Steenis, asesor del Banco de Inglaterra.

Otras historias interesantes