Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Las claves del éxito de un banco en el entorno digital

José Manuel González-Páramo considera que el éxito o el fracaso de una entidad dentro del entorno de disrupción digital pasa por la combinación de factores internos, como el cambio de cultura corporativa, y externos, sobre todo la regulación. El consejero ejecutivo de BBVA ha recordado el proceso de reinvención que atraviesa la banca, durante un acto de la Fundación Consejo España – EE.UU. donde se ha analizado el impacto de la disrupción digital en las empresas de ambos lados del Atlántico.

Al comienzo de su intervención, el consejero ejecutivo de BBVA ha identificado cinco factores que definen el nuevo entorno de la banca. Son lo que denomina las cinco Rs: 1) Recesión experimentada durante la crisis financiera; 2) Rentabilidad reducida; 3) Regulación, para afrontar el impacto económico de la crisis; 4) Reputación; y 5) Revolución digital.

Las fuerzas del cambio tecnológico

Este último punto, el de la revolución digital, ha llevado a la banca a enfrentarse a nuevos desarrollos con implicaciones mucho más amplias. José Manuel González-Páramo ha identificado tres factores que caracterizan la revolución digital del sector financiero, y las estrategias de BBVA para hacer frente al cambio.

La primera fuerza, en opinión del consejero ejecutivo de BBVA, tiene que ver con los desarrollos tecnológicos, que no sólo afectan a la banca, sino a todos los sectores: la interconectividad gracias a la tecnología móvil; el internet de las cosas y el ‘big data’; las infraestructuras tecnológicas, como ‘cloud computing’, “que permite procesar datos a un coste más bajo”y blockchain, que “nos permite prescindir de muchos intermediarios”; y la automatización e inteligencia artificial.

En segundo lugar, ha resaltado los cambios radicales en los patrones de consumo y comportamiento de ahorro de dos nuevas generaciones: los ‘millennials’ y los ‘centennials’, que han crecido con estas tecnologías y tienen una fidelidad a la banca mucho menor que la de generaciones pasadas.

En tercer lugar, ha destacado la irrupción de nuevos modelos de negocio. Así, el sector se enfrenta a una mayor competencia que afectará de manera decisiva la cantidad, la calidad y el precio de los servicios financieros. Ha dividido a los nuevos competidores nativos digitales en dos grupos: las grandes empresas digitales y las ‘startups fintech’ que están en busca de un nicho del negocio financiero para implantar sus modelos de negocio. Frente a estos nuevos competidores, “los bancos parten con una gran ventaja que es la información sobre los clientes, y su confianza”.

Frente a los nuevos competidores, los bancos parten con una gran ventaja que es la información sobre los clientes, y su confianza”

José Manuel González-Páramo ha apuntado que mantener esta confianza es, por tanto, fundamental”, ya que es la piedra angular de la economía digital, basada en la protección de los ahorros y la identidad de los datos de los clientes.

En este entorno, considera fundamental “poner al cliente en el centro”. En este sentido, ha recordado que BBVA quiere ayudar a sus clientes a conocer su salud financiera, a controlar sus gastos y entender su economía doméstica. Para ello, ha puesto como ejemplo el lanzamiento de BBVA Bconomy, una funcionalidad dentro de la app y la banca online que permite medir la salud financiera del cliente.

José Manuel González-Páramo, consejero ejecutivo de BBVA

José Manuel González-Páramo, consejero ejecutivo de BBVA, durante su participación en el foro de la Fundación Consejo España - EE.UU.

El cambio cultural interno y la regulación, lo más importante

¿Qué es lo que puede determinar que una entidad bancaria tenga éxito o no en esta transformación y a qué velocidad se va a producir? José Manuel González-Páramo ha puesto en valor un conjunto de factores internos: la necesidad de que las entidades tengan una visión de su futuro, que cuenten con la tecnología e infraestructuras apropiadas y, sobre todo, cambiar el talento y la cultura internos. Por otro lado, ha resaltado que “los competidores externos también pueden ser fuentes de cooperación dentro del ecosistema ‘fintech’, estrategia que ha seguido BBVA, por ejemplo, con Simple en EE.UU. y la finlandesa Holvi”.

El factor externo es la regulación. José Manuel González-Páramo ha destacado que la regulación, además de proteger al sector tiene que generar incentivos a la innovación. “Hoy en día no hay un terreno de juego nivelado o level playing field”, ha dicho. Y ha explicado que “para hacer la misma actividad si se trata de un banco está sujeto a una regulación, y si no eres un banco incluso podría pasar que no te sujetes a ninguna”. En su opinión, no protege correctamente a los clientes e inversores.

Para hacer la misma actividad si se se trata de un banco está sujeto a una regulación, y si no eres un banco incluso podría pasar que no te sujetes a ninguna”

“Los reguladores están en un proceso de repensar todo aquello que hacen para no asfixiar al sector, y que aquellos bancos que tengan algo que ofrecer puedan competir en igualdad de condiciones con las ‘fintech’ y los gigantes de internet”, ha concluido.

Otras historias interesantes