Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Empleo 25 oct 2019

BBVA Research sostiene que en los años de recuperación de la crisis el empleo creció más en las áreas urbanas

De 2013 a 2018 la tendencia de la recuperación del empleo en España ha consolidado la urbanización, según el Observatorio de BBVA Research. Además, los índices señalan que el sector hostelero y el turístico han sido los que más han crecido en estos años.

De acuerdo con el informe, que ha analizado el comportamiento de la afiliación a la Seguridad Social en las provincias españolas, desde el inicio de la recuperación (2013-2018) el empleo creado se ha concentrado en las áreas urbanas frente a las rurales. A partir de 2013, la afiliación ha crecido cerca de 3 puntos porcentuales menos en los municipios de zonas no urbanas que la media nacional. Aunque la urbanización en España se caracterice por la elevada heterogeneidad provincial, este dato concuerda con la evolución mundial de auge de las ciudades, en detrimento de las zonas rurales.

En los datos que aporta el informe, se aprecia la importancia del grado de urbanización previo de la provincia, distinguiendo, además, si se trata de núcleos urbanos capitalinos o no. Ciertas provincias, como Guadalajara y, en menor medida Toledo, se han podido ver beneficiadas por un posible “efecto de desbordamiento” de la capital española.

Por otro lado, más allá de que sean más o menos rurales, las provincias que presentan peores resultados están afectadas por un mayor envejecimiento de la población, y se encuentran, principalmente, en el norte y noroeste de España.

Sectores y salario

En el periodo analizado, los sectores que encabezan el crecimiento del empleo son el hostelero y el turístico. Las áreas más dinámicas, más allá de su grado de urbanización de partida, son Islas Baleares, Islas Canarias, Málaga y Alicante.

En total, el sector hostelero ha aportado un tercio del empleo creado en este período de recuperación en las provincias del Mediterráneo. Además, su reciente evolución indica que su impacto se podría ir diluyendo gradualmente, entre otras razones a causa de la saturación de ciertos destinos y al impacto de la desaceleración de la economía global.

En cuanto a las grandes capitales como Madrid y Barcelona, el informe destaca el crecimiento del empleo en sectores altamente cualificados, concretamente el de las ciencias y el de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), cuyo crecimiento es significativamente menor en el resto del país. También se encuentra en alza el sector Administrativo, como servicio que actúa de apoyo del resto de actividades. En cambio, es notable la caída del sector comercial y el manufacturero en ambas ciudades en comparación con el resto de provincias.

Otro punto significativo relacionado con las grandes áreas urbanas es el cambio de composición del mercado laboral. El informe señala que parte de la desigualdad salarial podría tener su origen en los cambios tecnológicos, que han modificado el tipo de aptitudes demandadas para la empleabilidad. En Madrid y Barcelona el empleo con un salario medio ha crecido por debajo de la media nacional. Por tanto, según los autores de este informe, la concentración de la creación de empleo en las áreas más urbanas podría tener implicaciones sobre el tipo de habilidades demandadas en el mercado laboral. Por lo cual, si este fenómeno persiste debería ser “un elemento a vigilar” para que no provoque un aumento de la desigualdad dentro de las ciudades.

Otras historias interesantes