Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Macroeconomía 08 sep 2017

Las decisiones del BCE se posponen hasta octubre

La cautela ante la fortaleza del euro fue la nota dominante de la reunión de septiembre del BCE. Como indica BBVA Research en su último ECB Watch, después de una discusión muy preliminar sobre escenarios alternativos para calibrar el programa de compra de deuda, las decisiones sobre política monetaria serán tomadas probablemente en octubre. “La volatilidad del tipo de cambio es vista como una fuente de incertidumbre, con un crecimiento más fuerte y sólo una ligera revisión a la baja de la inflación”, destaca.

La reunión del BCE de septiembre se cerró ayer sin cambios en la hoja de ruta del proceso de normalización de la política monetaria. Se mantuvieron invariables los tipos clave (tipos de interés al 0% y la tasa de depósito en el -0,4%) que podrían continuar a estos niveles durante un largo período de tiempo. Además, el BCE reiteró su intención de continuar realizando compras mensuales de activos por 60.000 millones de euros hasta, al menos, finales de diciembre de 2017.

BBVA Research: La volatilidad del tipo de cambio es vista como una fuente de incertidumbre, con un crecimiento más fuerte y sólo una ligera revisión a la baja de la inflación

En rueda de prensa, Mario Draghi reveló que ha habido un debate en el seno del Consejo de Gobierno del BCE sobre la calibración del programa de compra de activos, aunque muy preliminar. Sin embargo, tal como señala BBVA Research, se mostró reacio a comprometer la fecha del anuncio del cambio, pero declaró que probablemente estas decisiones se tomarán en octubre.

El presidente del BCE reconoció que las expectativas de un crecimiento económico más favorable son el motor de la reciente apreciación del euro. BBVA Research destaca que, con respecto al euro, el BCE ha enfatizado el amplio consenso en el Consejo de Administración sobre que la “volatilidad reciente representa una fuente de incertidumbre que requiere vigilancia”. De hecho, la reciente revalorización del euro (que ha llegado a superar el nivel de 1,20 en su cambio con el dólar) hace que el BCE se haya mostrado más cauto ante el anuncio del plan de retirada de estímulos.

Por otro lado, el BCE anticipa un mayor crecimiento (se revisó al alza el pronóstico en 0,3pp hasta el 2,2% este año) y revisó ligeramente la previsión de inflación (sin cambios para 2017, pero al 1,2% en 2018 y al 1,5% en 2019).

En conjunto, BBVA Research subraya que “octubre parece ser el mes en que serán revelados los detalles con respecto a la recalibración del programa de compra de activos”. En su opinión “es difícil prever, en las próximas semanas, una variación en la perspectiva de la inflación o en la perspectiva mundial” que haga cambiar de opinión al BCE en este sentido. BBVA Research espera “una reducción de las compras a partir de enero de 2018”.

Otras historias interesantes