Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

BBVA world Act. 31 oct 2018

Garbiñe Muguruza: viajes, moda y alta velocidad

garbine-muguruza-una-chica-normal-bbva

Garbiñe Muguruza ha demostrado en los últimos meses que es la tenista del momento. Esta temporada, aparte de alcanzar el número 1 del ránking de la WTA, ha conseguido vencer en Cincinnati y alzarse con el trofeo en Wimbledon, sumando a su palmarés su segundo Grand Slam. Unos logros nada modestos para una deportista de 23 años. Y es que no hay que olvidar que Garbiñe, más allá de la red y la raqueta, no deja de ser una chica con los mismos intereses que cualquier millennial.

Ser una profesional de la élite del tenis obliga a presentarse en la cancha con una actitud seria y esa “cara de póquer” que caracterizan a la embajadora de BBVA. Pero ella misma admite que “fuera de la pista soy una persona completamente diferente: divertida, alegre”. La vida de Muguruza cuando se quita el chándal es la de una chica coqueta que comparte los mismos gustos que el resto de su generación.

Le encanta viajar e ir a la playa. Confiesa sentirse afortunada porque su profesión le permite desplazarse alrededor del planeta y, como queda plasmado en sus redes, aprovecha el poco tiempo libre que le deja la competición para hacer algo de turismo. "Viajar por todo el mundo te da la oportunidad de visitar lugares muy distintos y aprender de todas las culturas", dice la española. Entre los países que más le han impactado están Dubái y Egipto, y para sus próximas aventuras espera tener la oportunidad de perderse por la selva latinoamericana.

garbine-viajes-hobbies-egipto-pramides-paris-australia-bbva

Garbiñe Muguruza por el mundo - @garbimuguruza

El tenis lleva a Garbiñe volando de continente a continente, y es que la jugadora embarca en unos sesenta vuelos al año para participar en más de una veintena de torneos. Sin embargo, cuanto toca tierra, aprovecha para coger el volante y pisar el acelerador del que es su coche favorito: un Porsche Macan Turbo. Sus redes sociales dejan constancia de esta pasión por la velocidad, donde sigue a personajes del mundo del motor como Jorge Lorenzo, Laia Sanz, los hermanos Márquez o Carlos Sainz.

Viajar te da la oportunidad de visitar lugares muy distintos y aprender de todas las culturas”

La joven disfruta tanto de un paseo sobre ruedas como de una tarde de compras. "Me gusta estar guapa dentro y fuera de la pista", cuenta Muguruza, que se confiesa fiel seguidora de la moda y especialmente de diseñadores como Stella McCartney, Céline o Alexader McQueen. Este último fue el elegido por la ganadora de Wimbledon para su aparición en la cena de campeones del torneo, donde lució un vestido de cola de sirena blanco, elegante escote de pico y detalles en forma de vergeles dorados. Garbiñe es una chica que juega con estilo y en el pasado torneo del US Open participó vestida con un diseño exclusivo del cantante Pharrell Williams para adidas Originals. Además, vaya a donde vaya, en su maleta hay un claro indispensable: los tacones.

Pese a que la tenista valora los pocos momentos de descanso que tiene y los aprovecha ir al cine y engancharse a series como ‘Juego de Tronos’, parece que no aguanta mucho sentada. Fútbol, golf, boxeo o paddel surf son otros de los deportes con los que Garbiñe disfruta cuando tiene ocasión. De hecho admite que eligió “el tenis, como podía haber sido otro deporte, la verdad".

Garbiñe Muguruza practica boxeo

Su gusto musical incluye todo tipo de estilos pero su sangre venezolana parece marcar las canciones de su día a día. “Me gusta escuchar música latina a todo volumen, salsa y merengue", admite la española. Tiene bastantes listas de reproducción y en su mp3 puede encontrarse desde clásicos del verano hasta ‘Malibu’ de Miley Cyrus, canción que fue su banda sonora durante el torneo de Londres. Aunque a la hora de elegir un cantante se queda con Beyoncé.

Algo que ya es conocido por todos es que es una gran aficionada a la cocina. Muguruza, tenista y repostera, es capaz de dejar a un lado su estricta dieta para preparar un coulant de chocolate o un flan, tradición que ocupa su cocina en cada torneo de Wimbledon.

La mejor temporada de la tenista hasta el momento llega a su fin. Ha sido un año lleno de sorpresas y triunfos para Muguruza, quien demuestra que ser joven y una deportista del más alto nivel no son cosas incompatibles.

Otras historias interesantes