Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Compra de vivienda Act. 06 ago 2018

Invertir 'en pozo': todo lo que hay que saber

Para comprar una casa

Las oportunidades de invertir en el mercado inmobiliario se pueden aprovechar al máximo si se conocen en detalle las diferentes posibilidades que se presentan. Dependiendo del objetivo, se puede invertir en viviendas a estrenar o proyectos 'en pozo', es decir, antes de que la vivienda esté terminada de construir.

¿Dónde conviene invertir el capital? ¿Cuál de las modalidades es más rentable? ¿Cuáles son las ventajas de cada una? A InfoCasas, empresa con la que BBVA Uruguay mantiene una fuerte alianza, llegan hoy muchas consultas acerca de las inversiones en 'pozo'. Para adentrarse en el tema de la mano de un experto, InfoCasas consultó a  Leonard Deniz, de Own, empresa que tiene en su cartera varios proyectos en "pozo".

¿Qué es un proyecto 'en pozo'?

Un proyecto de vivienda “en pozo” es básicamente una pre-venta que sale al mercado una vez que están los planos aprobados. Invertir en pozo consiste en comprar un apartamento antes de que esté 100% concluido (es decir, cuando todavía está en proceso de 'pozo', de ahí su nombre, que responde casi a una descripción gráfica de lo que es un proyecto cuando comienzan las obras de construcción).

Este tipo de proyecto destina usualmente entre un 30% y un 60% de los apartamentos a la inversión en 'pozo', la cual se realiza, en general, uno o dos años antes de finalizadas las obras.

Leonard Deniz comenta que “es una tendencia relativamente reciente, que se afianzó con la Ley de Vivienda de Interés Social 18.795, con lo cual aumentó la oferta de proyectos inmobiliarios.

Ventajas de invertir 'en pozo'

  • Ahorro. El precio de comprar 'en pozo' puede representar un ahorro de entre el 10% y el 15% respecto al precio final de venta de una unidad a estrenar.
  • Cuotas sin interés. Generalmente, una inversión de este tipo implica un primer desembolso de entre el 30% y 50% del costo del apartamento. El resto se abona en cuotas que varían según la proyección de terminación de la obra, sin interés.
  • Rentabilidad. Deniz subraya que “desde el punto de vista financiero es la mejor manera de invertir ahorros y ganarle a la inflación. La integración del capital, además, puede ser gradual, en cuotas fijas y sin interés durante el periodo de obra”.
  • Beneficios a largo plazo. Al finalizar la obra, se tendrá en las manos un apartamento nuevo y a estrenar, que además puede convertirse en un ingreso fijo al colocarlo en alquiler.

El precio de comprar 'en pozo' puede representar un ahorro de entre el 10% y el 15%

Ventajas de comprar con entrega inmediata

No hay que esperar. Es la ventaja más obvia: los apartamentos con ocupación inmediata son la primera opción para los que buscan una vivienda para mudarse tan pronto se compra, mientras que invertir 'en pozo' implica contemplar otros plazos en la planificación familiar y contar con un lugar para vivir mientras el edificio está en obra.

Se puede ver el lugar donde se va a vivir. Sobre todo si se va a comprar, tiene un enorme peso poder ver el apartamento en detalle, imaginarse viviendo allí, comprobando la luminosidad, la calidad de la construcción, la amplitud de los espacios. Cuando se compra en 'pozo' no se puede chequear nada de eso, y la decisión se basa en la confianza de que la obra será tal como la muestran en las proyecciones. De todas formas, hay tecnologías que permiten visualizar cómo sería vivir en ese espacio aunque aún no se haya empezado a construir; y en muchos casos, es posible visitar una unidad modelo para despejar cualquier duda.

¿Cómo elegir dónde invertir 'en pozo'?

Una sencilla investigación del mercado puede arrojar los datos necesarios para ganar confianza en el proyecto en el que se piensa invertir. Lo más recomendable es revisar los precedentes de la desarrolladora que lleva adelante el proyecto, conocer algún proyecto ya terminado del mismo desarrollador para tener un contacto más fluido con su estilo y diseños.

En caso de que sea el primer emprendimiento de la desarrolladora, se puede apostar la confianza a sus socios. Es usual que se unan diferentes actores del mercado para consolidar un proyecto, y generalmente, al menos uno de ellos ya tiene experiencia en el sector. Además, las empresas pueden estar trabajando con otros proyectos que también servirán para evaluar si se está frente a una oportunidad conveniente según los objetivos. En este sentido, Leonard Deniz recomienda evaluar accionista, desarrollador, constructora y representantes legales (estudio de escribanos). "Al estudiar los antecedentes de los mismos, el cliente se va sentir más seguro al momento de tomar su decisión”, explica.

Otra herramienta que se puede usar para asegurarse de que el proyecto 'en pozo' es el correcto es preguntar al encargado del mismo sobre los diferentes detalles y despejar todas las dudas, al igual que visitar las obras.

También la zona importa. “No solo importa el precio, ya que si es una zona en crecimiento mi dinero crecerá por comprar 'en pozo' y además por el desarrollo del lugar. Un breve estudio de los servicios que rodean el proyecto son importantes para vivir con mayor comodidad o tentar más inquilinos”, comenta Deniz.

Facilidades de financiación

Además de la financiación propia, los proyectos en pozo también admiten la posibilidad de financiar la compra con préstamos hipotecarios. El banco siempre es una opción para personas que no son inversores, que no cuentan con un ahorro previo o lo tienen pero no es suficiente como para cubrir el porcentaje de pago en pre-venta.  BBVA Uruguay ofrece préstamos para comprar 'en pozo', con la mejor opción del mercado (5,75%). Para conocer más sobre este tipo de financiación, consultar los consejos para elegir el mejor préstamo.

BBVA Uruguay ofrece préstamos para comprar en "pozo", con la mejor opción del mercado (5,75%)

Proyectos 'en pozo' en Uruguay

Se pueden encontrar diversos proyectos 'en pozo' en Uruguay, particularmente en Montevideo.

Distrito M. Con una superficie edificada de 46.000 metros cuadrados en un terreno de 5.700 metros cuadrados, sobre Avenida Italia, en la zona de Malvín, se levantarán tres torres de 17, 13 y ocho pisos, con 341 unidades en total, de uno, dos y tres dormitorios. Distrito M asegura hermosas vistas de la ciudad, espacios verdes, áreas comunes, 'halls', y un área comercial con un espacio 'gourmet' que incluye restaurantes, cafés y 'food-markets'.

Centro. Ubicado frente al Monumento al Gaucho, sobre la calle Constituyente, casi 18 de Julio, el proyecto Centro contará con unidades espaciosas y luminosas. Además disfruta de una locación privilegiada en pleno centro, en el núcleo de la actividad comercial de la ciudad, de alta demanda para alquiler de vivienda y oficinas.

Ventura 810. Este proyecto residencial de ocho pisos se sitúa en La Blanqueada, sobre la Avenida 8 de Octubre. Ventura 810 tiene una propuesta que incluye monoambientes, apartamentos de uno y dos dormitorios, cada uno con amplias panorámicas de la ciudad.

Los proyectos 'en pozo' son cada vez más frecuentes en el mercado, marcando una tendencia, lo que ayuda a que futuros compradores se acostumbren a que esta modalidad es también una opción y no solo una oportunidad para inversores. En los próximos años ya será frecuente que proyectos terminados y 'en pozo' estén a la par ofertando en el mercado.

Otras historias interesantes