Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Análisis económico Act. 08 jul 2021

Las compras con tarjeta en el mes de junio superaron en un 28% a las registradas en el mismo período en 2019

El informe ‘Impacto del COVID-19 sobre el consumo en España en tiempo real y alta definición’, publicado por BBVA Research refleja un aumento de las compras con tarjeta del 28% con respecto a los niveles de junio de 2019. Las transacciones crecieron un 19% interanual en el canal presencial y un 69% en el no presencial. El aumento de la movilidad estimuló el gasto sobre todo en los sectores de consumo, como hostelería y ocio, y en los que implican desplazamientos, como transporte y viajes.

El estudio realizado mensualmente por BBVA Research a partir de las transacciones realizadas con tarjeta ha estimado una subida del 28% con respecto al mes de junio de 2019. El gasto con tarjetas españolas continuó cobrando impulso, tanto de forma presencial, con una subida del 24%, como no presencial, con un aumento del 128%. Las compras  efectuadas con tarjetas extranjeras siguieron cayendo, pero a menor ritmo que en los meses precedentes.

La apertura de establecimientos comerciales fue el principal motivo del incremento del gasto en junio y adelantó a la utilización de la tarjeta como medio de pago. El importe medio continuó descendiendo, pero a menor ritmo. Los servicios han sido los principales responsables de la recuperación del consumo, sobre todo a partir del fin del estado de alarma. Su participación en el gasto total superó el 61% a finales de junio, lo que supone un aumento de cinco y doce puntos, respectivamente, con respecto a 2019 y 2020. El incremento de la movilidad impulsó las compras en los sectores de consumo en sociedad, como hostelería y ocio, y en los que implican desplazamientos, como transporte y viajes.

Consumo por sectores en junio de 2021

La recuperación, más débil en zonas turísticas y grandes urbes

Las compras presenciales crecieron en cuarenta y nueve provincias con respecto a junio de 2019. Destacaron Melilla, Cádiz, Ávila, Cáceres, Ceuta, Córdoba y Badajoz, con aumentos superiores al 35%, mientras que el gasto en Navarra, Illes Balears y Gipuzkoa fue menor que el efectuado hace dos años. El consumo presencial con tarjetas españolas superó los registros del mismo mes antes de la pandemia en todas las provincias, excepto en Navarra. El avance del gasto fue mayor en Melilla, Cádiz, Ávila, Córdoba, Cáceres y Ceuta, y solo perdió impulso en Girona.

En junio, las compras presenciales con tarjetas extranjeras alcanzaron el 55% de las realizadas en junio de 2019 (48% en mayo y 33% en abril). Lleida, Albacete, Badajoz, Cáceres, Soria y Teruel fueron las únicas provincias en las que el gasto se situó por encima de las cifras de hace dos años. En Toledo, Ceuta y Bizkaia no llegó al 30%.

El incremento del gasto presencial se aceleró en junio en provincias del interior, sobre todo en Segovia, León, Cáceres, Burgos y Zamora. Sin embargo, la recuperación fue más débil en las zonas turísticas no incluidas en la lista verde del Reino Unido, como Tenerife, y en las grandes urbes, afectadas por los desplazamientos vacacionales (Barcelona, Zaragoza y Madrid, fundamentalmente)

Las retiradas de efectivo con tarjeta igualaron en junio las cifras de 2019 por primera

vez desde el inicio de la crisis sanitaria. Con todo, el peso de los reintegros sobre el total de operaciones volvió a descender hasta el 22%, cinco puntos menos que en el mismo mes en 2019. En treinta y siete provincias, las retiradas de efectivo fueron mayores que antes de la crisis, impulsadas por el aumento de la movilidad. Galicia y Andalucía encabezaron la recuperación de los reintegros el pasado mes, mientras que Melilla, Madrid, Teruel y Zaragoza y Bizkaia no alcanzaron el 95% del nivel de hace dos años.

La recuperación del consumo en España, mes a mes

En el año 2020, BBVA Research comenzó a analizar el impacto del COVID-19 en el consumo en España y el resto de sus geografías gracias al uso de tecnologías ‘big data’.

Esta tecnología se vale de los datos transaccionales agregados y anonimizados de las millones de operaciones realizadas con tarjeta BBVA o registradas en un terminal de punto de venta de BBVA para monitorizar la evolución  económica de los diferentes países donde opera el banco.

El informe completo del mes de junio puede descargarse desde su página web, donde también son accesibles los gráficos navegables con información sobre la recuperación global de la economía.

Otras historias interesantes