Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

BBVA world 24 jun 2016

Londres, más allá de toda expectativa

Se le atribuye al poeta inglés Samuel Johnson la frase: “Cuando un hombre se cansa de Londres, está cansado de la vida”. Y es que esta ciudad no deja indiferente a nadie, uno puede volver una y otra vez y nunca verla del todo. Londres deja huella, se queda en la piel: Londres engancha. Además del Big Ben, Piccadilly o la famosa calle comercial de Oxford Street, la ciudad ofrece mucho más. Aventúrate a conocer otros barrios, otros lugares. Quedas avisado: un fin de semana no será suficiente.

South Kensington, al oeste de Londres, es uno de los barrios residenciales más distinguidos de la capital inglesa. Además, esta zona cuenta con calles repletas de lujosas tiendas y restaurantes. A pocos metros de la parada de metro, se encuentran el Victoria and Albert y el Museo de Historia Natural, dos de los grandes museos imprescindibles de esta ciudad.

El contrapunto al West End, que acoge los barrios más acomodados, es la zona de Shoreditch. Al este de Londres, este distrito representa la faceta más alternativa de la ciudad. Es el mejor sitio para dejarte sorprender: cafés con música en directo, restaurantes en antiguas fábricas abandonadas, coloridas tiendas, calles adornadas con grafitis… No te dejará indiferente.

En el sureste de Londres, pasado el famoso Tower Bridge, se encuentra la zona de St Katharine Docks. Este rincón, alejado del ajetreo a pesar de estar en el centro de la ciudad, es un tranquilo muelle donde los barcos atracan a la espera del buen tiempo. Este es también un barrio residencial, lleno de pequeñas tiendas y terrazas con encanto para reponer fuerzas antes de continuar la visita.

Más al este todavía, se encuentra el barrio de Canary Wharf que, junto a la City, constituyen el corazón financiero de Londres. Entre sus canales, se levantan los enormes rascacielos que desafían la altura de The Shard, el emblemático gigante de 306 metros de altura.

Fotografía de Canary Wharf, Londres

Canary Wharf, al este de Londres, concentra la vida financiera de la ciudad

Algunos parques de Londres

En más de 1.500 m2 de superficie, Londres cuenta con muchos parques. Hyde Park es el gran pulmón de la ciudad, pero no es la única zona verde en la que los londinenses y los millones de turistas que pasean por sus calles pueden relajarse.

Al oeste de Hyde Park, se encuentra Holland Park, un pequeño parque idílico donde pasear lejos del ajetreo de Londres.

En el centro, situado en el tranquilo barrio de Marylebone, se ubica Regent’s Park, que cuenta con áreas para practicar deportes, un teatro al aire libre e incluso el zoo de la cuidad. Y para contemplar uno de los mejores atardeceres de Londres hay que visitar el parque seminatural de Hampstead Heath.

Fotografía de Kyoto Gardens Londres

Los jardines de Kyoto, en Holland Park, ofrecen una tranquilidad alejada del ajetreo de la ciudad

De compras por la ciudad

Si alguna vez has estado en Londres, ya conocerás el emblemático Harrods de donde, a pesar de sus altos precios, todo el mundo quiere llevarse un recuerdo. Apuesta por una alternativa a los centros comerciales y las tiendas convencionales, y paséate por los mercadillos de Londres.

Los sábados, Portobello, en el popular barrio de Notting Hill, se convierte en un bullicioso mercadillo donde encontrar antigüedades, ropa y curiosidades de todo tipo.

El famoso Camden Market es también una parada obligatoria, donde degustar tu comida favorita sentado en una vespa mirando al canal.

Pero existen otros mercados no tan conocidos que en los últimos años se han puesto de moda. En Spitalfields, al este de Londres, encontramos el de Brick Lane y el de Old Spitalfields, abarrotados de puestos de comida y ropa vintage para todos los gustos.

Fotografía recurso Brick Lane, Londres

El mercadillo de Bricklane - iStock

Los alrededores de Londres, templos del deporte

En Stratford se celebraron los Juegos Olímpicos de 2012. Este barrio es actualmente herencia del evento deportivo más emblemático del mundo. Un centro acuático, un velódromo y un estadio multiusos, entre otros edificios, han transformado la vida de los vecinos de la zona. Además, en este barrio se encuentra el centro comercial más grande de Europa, el Westfield Stratford City, y sus numerosos cafés y restaurantes atraen a los turistas y a los propios londinenses que buscan alejarse un poco del centro neurálgico de la ciudad.

Al oeste, se sitúa el estadio de fútbol de Wembley, donde la selección inglesa suele jugar y donde se han disputado dos finales de la UEFA Champions League. Además, las selecciones de todos los países hicieron uso de este estadio durante los Juegos Olímpicos celebrados en Londres y ha albergado, varias veces, partidos de fútbol americano. Figuras musicales como Red Hot Chili Peppers, Madonna o Bruce Springsteen han ofrecido también conciertos en el emblemático Wembley Stadium.

Ya en el suroeste, se encuentran las famosas pistas de tenis donde todos los años, los mejores tenistas del mundo se dan cita en el Grand Slam de Wimbledon. Entre las paradas de metro de Southfields y Wimbledon Park, está el All England Tennis Club, situado en un barrio que respira tenis en cada una de sus esquinas y cuyos cafés, restaurantes y pequeñas tiendas dan vida a la meca del tenis mundial.

Otras historias interesantes