Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Finanzas personales 17 ago 2017

¿Es mejor pagar con tarjeta o efectivo en el extranjero?

El alojamiento y el transporte son algunos de los aspectos básicos que se organizan para un viaje, sin embargo también hay que planear los aspectos financieros. Decidir si llevar o no dinero en efectivo y cuánto en ese caso, o por el contrario, tirar de tarjeta.

Lo primero a tener en cuenta si se viaja al extranjero es la moneda que se usa en el país de destino, ya que fuera de la zona euro hay que cambiar el efectivo. Además, Hungría, Suecia, Rumanía, Polonia, Lituania, Letonia, Dinamarca, la República Checa y Bulgaria no usan el euro como divisa a pesar de formar parte de la Unión Europea. En esos casos, se debe hacer una pequeña investigación con anterioridad al viaje para averiguar a cuánto está el cambio, ya que puede variar de un día a otro.

Asimismo, sería conveniente averiguar la situación bancaria del país de destino, como por ejemplo, de qué sucursales bancarias dispone o si hay cajeros automáticos disponibles. Sacar dinero de un cajero en algún país de la zona euro no cuesta más que lo que cuesta en el país de origen. En otras palabras, al sacar dinero del banco que le corresponde no se cobrará comisión independientemente del país. Sin embargo si se toma la decisión de sacar dinero en otra sucursal, se cobrará una comisión pero siempre la misma que si se saca en el país de origen.

¿Dónde cambiar efectivo?

Principalmente se puede cambiar dinero en cualquier entidad bancaria: bancos, cajas de ahorro y cooperativas de crédito. Las comisiones del cambio dependen del tipo, pero suelen oscilar entre un 3% o un 5%. Asimismo, cómo mínimo se cambia una cantidad de 50€ y un máximo de 3.000€.

También hay establecimientos de cambio de moneda, tanto como para vender o comprar efectivo o para realizar y recibir transferencias del extranjero. Sin embargo el tipo de cambio en este caso es libre, por lo que los oficiales son orientativos.

No obstante, para los de última hora, hay establecimientos de compra-venta de billetes en  las terminales de los aeropuertos como es el caso del Aeropuerto Madrid-Barajas Adolfo Suárez de la mano de Exact Change y Global Exchange. De igual modo, en los hoteles también se suele dar este tipo de servicio.

Una de las recomendaciones habituales es llevar algo de dinero en efectivo, la cantidad depende de los días de estancia. Se pueden dar casos de necesidad como el robo o pérdida de las tarjetas, o incluso que sólo se acepte el pago en efectivo en ciertos establecimientos o servicios de transporte.

¿Aceptan siempre tarjeta?

Desde hace una década, cada vez más establecimientos aceptan el pago mediante tarjetas de crédito o débito sin un límite de gasto. Sin embargo, como no es el caso de todos los locales,  es recomendable tener a mano algo de dinero en efectivo. Es el caso de algunos países de la Unión Europea, como Alemania, Austria u Holanda, que no aceptan tarjetas de crédito en muchos de sus establecimientos, pero sí tarjetas de débito, aparte de efectivo. Por lo que otra de las recomendaciones habituales es llevar más de una tarjeta.

Por el contrario, la Confederación de Empresas de Dinamarca ha admitido una ley que marque justo lo opuesto, los negocios podrán decidir individualmente aceptar o no el pago  en efectivo. Puede ser un gran avance para la globalización de los comercios, además de poder aumentar las posibilidades del crecimiento en los pequeños negocios y por tanto, la competencia, dejando a un lado la economía sumergida. De todas formas, Dinamarca ya es uno de los países más avanzados en este sentido, ya que la mayoría de los habitantes están habituados al pago con tarjeta incluso para compras pequeñas y pero sobre todo al pago a través de los ‘smartphones’, al igual que ocurre en Estados Unidos.

Otras historias interesantes