Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Finanzas personales 15 ago 2019

¿Cómo afecta el estrés financiero a las relaciones de pareja?

Contar con finanzas sanas tiene un impacto positivo en las relaciones de pareja, y de igual forma, el estrés financiero puede afectarlas seriamente. La satisfacción y la calidad de las relaciones de pareja están ligadas a una buena planeación financiera.

De acuerdo con un estudio efectuado por la Financial Therapy Asociation, sí existe una relación comprobable entre la comunicación, el estrés financiero (por sobreendeudamiento y mal control de las finanzas) y la calidad en las relaciones de pareja. Aunque el estrés financiero es inevitable para la mayoría de las parejas, también existen opciones para restaurar los estragos de éste.

El estrés financiero puede llevar a los integrantes de una relación a conductas negativas que pueden afectar su dinámica de manera gradual. Estos comportamientos se manifiestan desde una comunicación poco efectiva que puede extenderse a otros ámbitos de la vida en pareja, generando conflictos cada vez más frecuentes y hasta problemas de sueño y depresión.

Ante la confirmación del impacto del estrés financiero en la calidad de las relaciones de pareja, el estudio propone en sus conclusiones, algunos aspectos para disminuirlo:

Equilibrio: Aún cuando existen factores culturales que influyen en la percepción de las obligaciones financieras de pareja, es importante tomar en cuenta que debe haber un balance en la responsabilidad de ambas partes para asumir los retos como un equipo.

Comunicación: Cuando las parejas tienen patrones de comunicación positivos, la calidad de la relación aumenta. Expresar problemáticas desde una perspectiva de solución ayuda a las parejas a aliviar el impacto negativo del estrés financiero.

Planeación: La planeación financiera del hogar debe involucrar a ambas partes. Si la pareja está al tanto del alcance y necesidades financieras del otro será más fácil tomar decisiones asertivas. Un presupuesto consensuado que contemple los requerimientos de la pareja puede ser un buen punto de partida para aminorar el estrés financiero.

Con una buena planeación es más fácil administrar los ingresos y gastos, lograr metas y atender imprevistos. Si bien, el estrés financiero puede ser en ocasiones inminente, permitir que éste tenga un impacto negativo en las relaciones de pareja, no lo es. Para evitarlo es importante echar mano de todas las herramientas posibles.

Sea cual sea el régimen económico que se adapte mejor a la pareja es aconsejable que sea explícito y claro.

Es también interesante plantearse objetivos financieros a largo plazo, aunque hay que tener los pies en la tierra y saber que no siempre se podrán cumplir.

Para ayudar a la administración del gasto familiar existe Apartados, una solución  de BBVA en México que permite reservar el dinero de gastos obligatorios para lograr la planeación del presupuesto sin desequilibrar ningún aspecto.

Otras historias interesantes