Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Estilo de vida 22 may 2019

Nomofobia: una adicción creciente al celular en Colombia

La nomofobia es el miedo a estar sin celular o a desconectarse de cualquier dispositivo móvil con internet. Esta adicción ha aumentado con el tiempo debido a la alta penetración y uso de las nuevas tecnologías desde los dispositivos móviles, trayendo así afectaciones no solo en la salud de las personas sino en su interrelación con la realidad.

La creciente dependencia al uso de teléfonos inteligentes o nomofobia, se puede identificar con ciertos síntomas como el ‘phubbing’ o incapacidad de dejar el celular durante una conversación, sentir pánico por quedarse sin batería, frustración o soledad por no tener cerca el celular e irascibilidad por no tener señal.

En Colombia, según una encuesta realizada por la Asociación de la Industria de Telecomunicaciones (Asomóvil), el 79% de los colombianos tienen cercanía emocional con su celular, el 15% de los encuestados consideran que usan mucho su teléfono cuando comparten en familia y aun así, el 85% no tiene intención de alejarse de su celular.

Así mismo, el promedio de minutos que pasan los colombianos sin revisar su dispositivo móvil en una hora es de 28 minutos, mientras que los millennials del país, grupo poblacional entre los 25 y 38 años de edad, en promedio revisan su celular cada 25 minutos.

La dependencia al uso de teléfonos inteligentes o nomofobia, se puede identificar con ciertos síntomas como el phubbing o incapacidad de dejar el celular durante una conversación.

En general, la tendencia de navegar en internet desde celular va en alza y una evidencia del tema, es que personas usan el celular en promedio cinco horas al día, y la gran mayoría está destinado a navegar en las redes sociales, siendo Whatsapp la aplicación líder con una recordación del 98%, seguida de Facebook con 85%, mientras Twitter está en 24%.

Según un reporte de la firma Deloitte, el 64% de las personas encuestadas destinan la mayoría de su tiempo en redes sociales, el resto de tiempo lo gastan en búsqueda de información, actualidad, consumo de vídeos y en un 6,1% a pagos y servicios bancarios.

Si bien es necesario tener un mayor control del tiempo, lo más importante es aprender a ver el celular no tanto como una forma de ocio, sino como una herramienta para mejorar la calidad de vida ya que, según el informe de Asomóvil, los colombianos desaprovechan el potencial del internet con un indicador del 54%.

“El uso dirigido a actividades económicas como realización de transacciones financieras, trámites con el Estado y compra de bienes y servicios es mínimo”

En la misma línea, el presidente de BBVA Colombia, Óscar Cabrera, se ha referido a la necesidad de aumentar la digitalidad aplicada a los procedimientos y trámites que tienen un impacto en la productividad del país.

“En  Colombia, cerca de la mitad de la población utiliza internet. Sin embargo, su uso está en consulta de redes sociales, correo electrónico y búsqueda de información y aún el uso dirigido a actividades económicas como realización de transacciones financieras, trámites con el Estado y compra de bienes y servicios es mínimo”, advirtió el presidente de BBVA en Colombia.

Tips para reducir la nomofobia

Para el  director de la Fundación Criar, Raúl Ortiz, la desintoxicación al celular deber ser tratada progresivamente para que al final el celular se vea como la herramienta que es y no solo como un instrumento de evasión.

Para detectar si las personas son nomofóbicas, se han desarrollado diferentes tests derivados de la investigación Explorando las dimensiones de la nomofobia, elaborado por la Universidad de Iowa.

Si las personas presentan la adicción, estas son algunas sugerencias para disminuir la nomofobia:

  1. Guardar el dispositivo cuando se reúne con otros y cuando están solos
  2. Apagar el teléfono
  3. Eliminar algunas aplicaciones
  4. Encender el móvil cada día un poco más tarde
  5. Olvidar el cargador de vez en cuando.
  6. Silenciar las notificaciones
  7. Evitar llevarlo al baño

Otras historias interesantes