Las gestoras de activos han comenzado a dar los primeros pasos hacia el mundo de la digitalización. Así se desprende de una encuesta realizada por Create-Research y Dassault Systemes en 37 países. Según esta investigación, el 54% de las gestoras ha adoptado las redes sociales, pero solo un 6% ha adoptado ‘blockchain’.

La encuesta, realizada a gestoras con unos activos bajo gestión conjuntos de 32 billones de dólares, refleja que una de cada dos gestoras se encuentra todavía en la fase de toma de conciencia que precede a la fase de estar cerca de tomar una decisión e implementarla.

Las gestoras destacan cuatro innovaciones que han percibido que tienen capacidad de transformar la industria:

  • Computación cognitiva, que puede impulsar la capacidad de generar alfa y crear nuevas tipologías de inversión que combinen gestión activa y pasiva.
  • Los ‘robo advisors, que pueden transformar la distribución de fondos al atraer a un nuevo tipo de inversor más independiente en la toma de decisiones de inversión.
  • Automatización de procesos para operaciones de contabilidad, liquidación, custodia, etc.
  • ‘Blockchain’, que puede desintermediar la operativa de ‘trading’, pagos, compensación y liquidación a menor coste.

“Las dudas de las gestoras sobre la digitalización reflejan un profundo escepticismo por todo lo que no haya sido probado anteriormente”, señala el informe.

Factores moderadores y aceleradores

Según señala la encuesta, a la hora de implementar la digitalización en las gestoras existen factores moderadores y factores aceleradores. Entre los primeros figuran las propias innovaciones digitales, que en muchos casos son opacas. Y pone el ejemplo de los sistemas cognitivos, en los que a veces no se sabe cómo funcionan los algoritmos.

Otro factor moderador es la ciberseguridad, pues a pesar de los avances en la materia, “el 80% de las compañías del mundo estuvieron expuestas a ciberataques en 2014”, explica el informe.

Finalmente, el ‘business as usual’ es también un factor moderador, pues en una industria rentable como la de gestión de activos a los equipos directivos les cuesta más tomar decisiones disruptivas.

Entre los factores aceleradores, el informe encuentra cinco de ellos: crecientes presiones de coste; las comisiones y otros cargos, que se convierten en un factor diferencial; el auge de la gestión pasiva; la entrada en la industria de compañías ‘fintech’ y gigantes de internet, y finalmente la creciente aceptación global de la innovación digital.

Disrupción parcial

“El inversor final no solo es demandante a propósito de rentabilidad y comisiones, sino que también está preparado y deseando utilizar las plataformas digitales”, apuntan los autores del informe.

Según los resultados de la encuesta, el escenario más probable para los próximos 10 años es de una disrupción parcial. Así al menos opina la mayoría de las gestoras encuestadas.

Comunicación corporativa