Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

BBVA Francés reafirma su compromiso con el desarrollo sostenible

En la undécima publicación del Informe Anual de Banca Responsable (IBR) de BBVA Francés se conoce el desempeño social, ambiental y económico del banco durante el 2017, con el fin de presentar los progresos realizados en la búsqueda de una rentabilidad alineada con los principios éticos y legales, las buenas prácticas y la creación de valor. En este marco, durante 2017 se empezó a trabajar en los lineamientos de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y se renovó el compromiso con el Pacto Global de Naciones Unidas.

Los reportes de responsabilidad corporativa ratifican el cumplimiento por parte de las empresas de los principios internacionalmente reconocidos en temas como el compromiso social y el cuidado del medioambiente, así como también cumplir con el deber de la transparencia y rendición de cuentas a través de un informe anual que responda a la nueva guía de Estándares GRI (Global Reporting Initiative).

Tras un 2017 de recuperación y crecimiento sostenido en la economía mundial, en el plano nacional, fue también un año clave en lo político, con señales de recuperación en la actividad económica y un nuevo modelo destinado a fomentar la inversión, mejorar las condiciones de empleo y generar un sistema impositivo más equitativo. De acuerdo con este contexto, BBVA Francés reafirmó su lugar en la industria, gracias a una gestión comercial enfocada en el crecimiento, con sólidos indicadores de liquidez y solvencia.

En relación con el compromiso social que asumen las empresas, uno de los puntos destacados del Informe Anual de Banca Responsable de BBVA Francés es que durante 2017 el banco comenzó a trabajar para alinearse con la Agenda 2030 para el Desarrollo  Sostenible, presentada por los Estados miembros de la Organización de Naciones Unidas, en septiembre 2015, cuyo objetivo es erradicar la pobreza, proteger el planeta, y asegurar la paz y prosperidad para todos. Asimismo, renovó el compromiso con el Pacto Global de Naciones Unidas sobre los 10 principios universales, con base en cuatro grandes temas: los derechos humanos, los derechos laborales, el medioambiente y la lucha contra toda forma de corrupción.

El informe muestra la contribución y compromiso de BBVA Francés con la Agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Soste­nible, que convoca a todas las organizaciones públicas y privadas a trabajar por las grandes preocupaciones mundiales. En este sentido, BBVA Francés prioriza cinco objetivos sobre los que trabaja:

  • Garantizar una educación de calidad: una educación inclusiva, equitativa y de calidad, promoviendo oportunidades de aprendizaje para todos durante toda la vida .
  • Trabajo decente y crecimiento económico: promover el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, así como el empleo pleno y productivo para todos.
  • Industria, innovación e infraestructura: construir infraestructura resiliente, promover la industrialización inclusiva y sostenible, y fomentar la innovación.
  • Reducción de las desigualdades: reducir la desigualdad en y entre los países.
  • Paz, justicia e instituciones sólidas: promover sociedades pacíficas e inclusivas para el desarrollo sostenible, facilitar el acceso a la justicia para todos y crear instituciones eficaces, responsables e inclusivas a todos los niveles.

En su informe Anual de Banca Responsable, BBVA Francés destaca que las inversiones en medioambiente sumaron $2.651.894,84 en 2017, cerca de un millón más que en 2016.

El cuidado medioambiental como prioridad

En 2017 BBVA Francés reformuló su política ambiental, conside­rando los nuevos objetivos corporativos en gestión ambien­tal y ecoeficiencia y los lineamientos de la nueva versión de la norma ISO 14001:2015. De esta manera, asume el compromiso con la preservación del medioambiente, el liderazgo ambiental y de­fine indicadores de desempeño ambiental y de mejora continua.

El año pasado, las inversiones directas en medioambiente sumaron $2.621.000 y las indirectas que se generan a partir del cumplimiento de requisitos legales fueron de $30.894,84, alcanzado un total de $2.651.894,84, cerca un millón más que en 2016.

En cuanto al Plan Global de Ecoeficiencia 2016-2020, en 2017 se superaron las auditorías anuales de certificación de la normas ISO 14.001 y se iniciaron las de eficiencia energética en sucursales. A su vez, se logró que la nueva torre corporativa alcanzara la certifi­cación LEED Gold, se llevó a cabo la reconversión tecnológica de las oficinas en Reconquista 199 y se avanzó con el programa de recambio de luminarias por tecnología LED en la red de sucursales.

Asimismo, se continuó trabajando en el cuidado del consumo de agua y energía, y en la reducción de emisiones atmos­féricas, al tiempo que se capacitó a los empleados en la separación de residuos y reciclaje. En 2017 se continuó con la adhesión al Programa Buenos Aires Produce Más Limpio, donde el material reciclado se dona a los recuperadores urbanos de la Ciudad de Buenos Aires. Entre otros logros, se registró una mejora en los indicadores vinculados con el consumo de papel y materiales de oficina.

Estos son tan sólo algunos de los logros que se plasmaron en el Informe Anual de Banca Responsable, con el fin de mantener informados a todos los públicos sobre la forma de gestionar el negocio y sus principales resultados, además de formar parte de la política de comunicación transparente y rendición de cuentas del banco.

Otras historias interesantes