Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

El reto de la conciliación laboral

La diversidad y la inclusión se han convertido en elementos clave sobre los que se estructura la respuesta de BBVA hacia la igualdad y el bienestar de sus empleados. Uno de los puntos donde más incide la política de Talento y Cultura consiste en derribar las barreras que impiden una mayor diversidad en puestos de responsabilidad. Es por ello que la conciliación se posiciona como un tema prioritario para atraer y retener talento dentro de la organización.

La introducción de metodologías ágiles está ayudando a BBVA en esta tarea, creando equipos multidisciplinares con autonomía y capacidad de ejecución sobre aquello de lo que son responsables. La tecnología y las nuevas formas de trabajo se sitúan como herramientas fundamentales para facilitar el equilibrio entre la vida personal y profesional de los empleados. Las iniciativas adoptadas por la organización están orientadas a facilitar la conciliación de la vida personal, familiar y laboral con medidas para flexibilizar los horarios y promover estas nuevas formas de trabajo.

Al tratarse de una entidad con más de 125.000 empleados distribuidos en más de 30 países, la respuesta no es homogénea. El grupo pone a disposición de los empleados políticas y medidas para que puedan adaptarse a su realidad y aprovecharse al máximo. Todo ello bajo un modelo basado en el cumplimiento de objetivos y no necesariamente en la presencia en la oficina.

Horarios flexibles

En España, la entidad permite el horario flexible para sus empleados. Esta fórmula se ha adaptado a otros países como Venezuela, donde ofrecen horario flexible a los trabajadores de los servicios centrales, con la posibilidad de entrada entre las 8 y las 9, o Estados Unidos, a través de distintas modalidades de horario flexible, que incluye la posibilidad de entrar o salir antes o después de unas horas centrales de la jornada laboral.

En Perú, un programa lanzado en 2018 ofrece a empleados de servicios centrales elegir horario de entrada de hasta cuatro tramos horarios diferentes, mientras que en Argentina se ha puesto en marcha un programa piloto en bandas horarias para evitar atascos, un día de trabajo remoto y jornada reducida los viernes.

Trabajo en remoto

Existen diferentes modalidades de trabajo flexible en función del número de días que se trabaja fuera del centro de trabajo. En España, la fórmula de teletrabajo permite trabajar en el domicilio desde un 50% hasta un 90% de la jornada laboral; mientras que el trabajo flexible cuenta con dos modalidades que permiten trabajar desde el domicilio un 20% o un 40% de la jornada laboral. Por último, el programa de movilidad se adapta a personas que necesitan desplazarse habitualmente y trabajan fuera de su centro de trabajo.

Los empleados en Venezuela también cuentan con un programa de teletrabajo, y en Perú existe un proyecto de teletrabajo con un máximo de dos días a la semana para empleados de los servicios centrales. En Uruguay, el banco permite el trabajo remoto a las mujeres que han sido madres recientemente, y en Argentina, la medida se amplía a todas las madres y a otros empleados que lo necesiten por razones de salud. Por su parte, los trabajadores en Estados Unidos tienen la posibilidad de teletrabajar, desde casa o desde una oficina satélite, recibiendo en ambos casos la tecnología necesaria para desempeñar sus funciones.

Instalaciones y/o contribuciones para el cuidado de los niños

Las medidas que ofrece BBVA a sus empleados relacionadas con los hijos son muy variadas según el país. En España, los trabajadores reciben una ayuda económica por cada hijo desde su nacimiento hasta los 23 años, para el personal activo, prejubilado y pasivo. Adicionalmente, en el caso de hijos a cargo con discapacidad igual o superior al 33% adquirida antes de los 25 años de edad y en tanto se mantenga la situación de minusvalía se recibe otra ayuda. Los trabajadores en España tienen derecho a un periodo de excedencia no superior a tres años (la normativa laboral contempla dos años) para atender al cuidado de un familiar hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad, que por razones de edad, accidente o enfermedad o discapacidad no pueda valerse por sí mismo. Además, los empleados de la Ciudad BBVA cuentan con una guardería.

En Colombia, los empleados tienen un beneficio legal extra en materia de apoyo educativo; en Paraguay, reciben una ayuda económica hasta los 2 años; en Argentina, cuentan con una ayuda en concepto de guardería para hijos menores de 6 años; y, en México, obtienen descuentos en el pago de guarderías, y en diversos centros educativos y de recreo.

Por su parte, el banco en Turquía proporciona a todos los empleados y sus familiares una línea telefónica con expertos en diversos campos (médicos, legales, psicólogos y financieros) para seis sesiones sin cargo. Los empleados con hijos se benefician de este servicio, especialmente para los problemas de cuidado infantil.

Bajas maternales y paternales con condiciones mejoradas respecto al mínimo legal

El banco completa los beneficios por nacimientos de hijos en España con la posibilidad de reducir la jornada en una hora (30 minutos más de lo previsto en el Estatuto de los Trabajadores) para el cuidado del lactante hasta los nueve meses. Además, durante el periodo de suspensión del contrato de trabajo por permiso de maternidad o paternidad, la entidad complementa las prestaciones económicas hasta el 100% de lo que le correspondería como si en dicho periodo estuviera en activo.

En Colombia, el banco concede diez días adicionales a la licencia legal por maternidad, mientras que en Uruguay se extiende hasta 22 días adicionales, tres días en el caso de los padres, y medio horario hasta los 6 meses del nacimiento del hijo. Los empleados en Argentina disponen de diez días hábiles adicionales a la licencia por paternidad legal, incluyendo a los casos de nacimiento de hijo y adopción.

En el caso de Estados Unidos, el programa de bajas incluye la posibilidad de acogerse a una baja familiar pagada de seis semanas por nacimiento, adopción o cuidado de un familiar enfermo, tanto para madres como para padres. La baja por embarazo consiste en seis semanas de baja pagada y es complementaria a la anterior modalidad.

Por último, en Turquía, a las empleadas que son madres les corresponde una hora diaria por lactancia hasta que el hijo cumple un año. Además, en ese periodo las madres que regresan al trabajo después de la licencia de maternidad tienen dos horas libres todos los días hasta que el niño tiene un año, y tienen la posibilidad de usar esta licencia cada día (comenzar el día laboral más tarde o terminar antes), combinar las horas para tener un día adicional de licencia cada semana o juntar todos los días y extender la licencia de maternidad en aproximadamente un mes.

Otras historias interesantes