Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

La mandarina y la naranja, los cítricos como antídoto de los resfriados de otoño

Son las frutas más anheladas del otoño. Sus beneficios y propiedades resultan muy recomendables para esta época del año, ya que su aporte en vitamina C ayuda a prevenir gripes y resfriados. Además, ayuda a lucir una piel y un cabello saludable. Por dichas razones, la OMS recomienda el consumo diario de estos cítricos. Son el producto del mes de noviembre en ‘Gastronomía Sostenible’, la iniciativa de El Celler de Can Roca y BBVA para apoyar al pequeño productor y promover la cocina saludable.
>

Su gran aporte de vitamina C la convierte en uno de los alimentos indispensables de esta época para combatir el frío y los temibles constipados. Además, al ser un antioxidante, puede prevenir enfermedades degenerativas. Otra de sus ventajas reside en su contenido en potasio, necesario para el correcto desarrollo del metabolismo celular, y en calcio, que fortalece huesos y dientes.

Más desconocida que la naranja, el origen de la mandarina proviene de las zonas tropicales de Asia. Se cree que su nombre se debe al color de los trajes que utilizaban los mandarines, gobernantes de la antigua China. Su cultivo se introdujo en Europa en el siglo XIX. En la actualidad, España es uno de los mayores productores de mandarinas del mundo.

“La mandarina nos va a venir muy bien para este postre que vamos a elaborar con boniatos, producto que coincide en temporada”, afirma Joan Roca, quien junto con su hermano Jordi Roca ha preparado esta elaboración que tú puedes hacer también desde casa.

Otras historias interesantes