Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Adultos 30 ago 2016

La mochila que todo 'runner' debe llevar

Se llama Óscar González. Le dicen Toto. Es un reconocido periodista deportivo y trabaja en importantes canales de televisión y radio de Paraguay. Si tuviésemos que describirlo, podemos decir que Toto es de esas personas que contagia alegría y nunca se guarda una sonrisa. Es decidido, se mueve por sus sueños y no para hasta cumplirlos. Esta determinación lo llevó a correr la multitudinaria maratón de Río de Janeiro y su esfuerzo constante en pos de ese sueño, nos inspiró a contar la historia detrás de toda su preparación, la cual acompañamos desde BBVA Paraguay desde el inicio.

Meses antes de la carrera, Toto llevaba el sueño en el bolsillo, en el celular, en las palabras y en el corazón. En medio de reuniones sonaba la alerta del entrenamiento, entre los papeles había notas con los kilómetros que le tocaban en el día y en los almuerzos siempre estaba presente la rigurosidad de la dieta.

Tras meses de trabajo constante, finalmente corrió la maratón, llegó a la meta y hoy muestra orgulloso su medalla y una sonrisa de satisfacción que nadie nunca se la podrá borrar. Esta sonrisa también enorgullece y nos movió a preguntarle: ¿cuál fue su secreto para llegar a la meta?

El corredor comenta que, además de la preparación física, es indispensable llevar una mochila mental, la más importante de todas. Toto nos contó lo que él cargó en la suya.

La motivación

“Correr una maratón tiene una mezcla mágica de sensaciones. Meditación, cuestionamientos, esfuerzo, cansancio al máximo, fuerza, orgullo y sobre todo felicidad, es mover el cuerpo y el espíritu para poder sentirme libre”

“Me di cuenta con el tiempo que correr me hace sentir libre

El esfuerzo

“Nada puede contra el trabajo, a veces ni el mismo talento, para mí la diferencia la marcan las personas que trabajan sus oportunidades, no solo las que tienen talento. Soy el peor corredor tal vez, pero soy constante, le pongo mucho corazón.

“Cada día nos preguntamos ‘¿voy o no?’ y ahí radica la diferencia entre quienes logran los objetivos, son los que siempre eligen la primera como respuesta

El aliento y el apoyo de la gente

“…las expresiones de cuídate, no corras así, como también las palabras de aliento, todo eso se siente, tal vez no en el momento, pero sí en los kilómetros claves de la carrera, uno tiene que hacer una mochila en la cabeza y guardarse todas esas palabras, porque faltando 10 kilómetros para terminar la carrera uno se siente solo, […] es ahí en donde todo corredor quiere parar y volver a casa, la diferencia se marca con ese recuerdo, ahí vuelven las fuerzas y el compromiso, el segundo aire que permite terminar la carrera”

La promesa a uno mismo

“…la cabeza te juega una mala pasada siempre, te cuestiona, te pide parar […] me ocurrió en el kilómetro 38, ahí me pregunte: Por qué estoy acá otra vez, para qué vine, estaba sufriendo, el calor, una de las rodillas y la falta de comida, esperaba ver la meta tres kilómetros antes pero las curvas del trayecto no me dejaban ver el final, fue desesperante. No hace falta, para, te vas a lastimar, era la orden todo el tiempo, trataba de pelear con eso. Si me rompo, me rompo, acá no voy a parar. Fue una pelea larga.

“No hace falta, para, te vas a lastimar, era la orden todo el tiempo, trataba de pelear con eso. Si me rompo, me rompo, acá no voy a parar. Fue una pelea larga

Corredor paraguayo en Maratón

Toto llevando la bandera paraguaya en la Maratón de Río de Janeiro.

La mochila que Toto llevó a Río de Janeiro no volvió vacía; además de la medalla y el orgullo de haber llegado a la meta, se guardaron anécdotas, recuerdos imborrables y aprendizajes para la vida que hoy comparte:

-Nada puede contra uno mismo, nuestro mayor enemigo en todo es el temor a lo que en verdad podemos lograr, somos nuestro peor enemigo, pudiendo ser nuestro mejor aliado.

-El orgullo como motor de nuevas cosas, ese orgullo que se gana de lo que uno puede lograr por sí y no compitiendo con los demás

-Constancia, nada puede contra el trabajo, a veces ni el mismo talento. Para mí la diferencia la marcan las personas que trabajan sus oportunidades, no solo las que tienen talento.

Toto encontró la libertad corriendo. Otros corredores encontrarán satisfacciones o desafíos diferentes. Otras personas encontrarán la libertad en otro tipo de carreras. Lo importante es saber cargar la mochila mental en todas las maratones, con los elementos que cada uno necesita para llegar a la meta: emociones, recuerdos, motivaciones que sumen fuerza y nos muevan hacia lo que buscamos alcanzar.

Otras historias interesantes