Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Finanzas personales 17 dic 2019

Errores comunes en el manejo del aguinaldo

La Secretaría del Trabajo y Previsión Social define al aguinaldo como una prestación anual que queda asentada en el artículo 87 de la Ley Federal del Trabajo y que prevé el otorgamiento de al menos 15 días del salario del trabajador, antes del 20 de diciembre del año. Mientras que para muchos el aguinaldo significa un desahogo o un impulso para las finanzas personales, para otros puede significar todo lo contrario.

Estos son los errores más comunes en el manejo del aguinaldo que deben evitarse:

Gastar sin planeación. De acuerdo con información recabada por la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), 26% de los mexicanos nunca realiza un registro de sus ingresos y gastos propios, mientras que 33% a veces lo hace. Sin un registro preciso del uso del aguinaldo, se corre el riesgo de perder el control y gastarlo en lo que no estaba previsto.

Gastar más de la cuenta. Tener más dinero de lo normal da la sensación de contar con fondos interminables, y entre compra y compra, el aguinaldo termina por esfumarse, sobre todo cuando se recurre al apoyo de la tarjeta de crédito. En ese sentido la clave está en la mesura y la plena conciencia de las posibilidades propias.

Adquirir deudas innecesarias. Una muy mala práctica es gastar casi de manera simultánea el aguinaldo en efectivo y por el otro, con la tarjeta de crédito, sin detenerse a pensar que ésta es un medio de pago y no una extensión de los ingresos. En ese sentido, lo recomendable es planear minuciosamente las compras que deben realizarse con la tarjeta de crédito durante la temporada y reservar del aguinaldo lo correspondiente para liquidarlas.

Compras de pánico. Comprar en el último momento generalmente deriva en malas decisiones en cuanto a los precios pues en esta situación suele caerse en gastos excesivos.

No reservar para el ahorro. Recibir el aguinaldo ofrece la posibilidad de romper el ciclo del gasto que impide ahorrar para objetivos importantes. Una parte del aguinaldo puede ser muy útil para iniciar una meta de ahorro, un fondo para emergencias, o una estrategia de inversión.

Invertir es una buena forma de poner a trabajar el dinero y protegerlo contra los embates de la inflación, pues a diferencia del ahorro convencional, no se pierde valor sino que se acumula. BBVA en México cuenta con estrategias de inversión que van de acuerdo a las distintas necesidades de las personas.

Otras historias interesantes