Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Tecnología 26 feb 2019

Seguridad, privacidad y portabilidad de los datos: claves para fomentar la innovación en Europa

La Comisión Europea (CE) reúne los días 26 y 27 de febrero en Ciudad BBVA a instituciones, empresas y reguladores para promover medidas de seguridad y privacidad que estimulen un mayor uso de servicios en la nube y el libre flujo de datos en el mercado único digital europeo. BBVA es anfitrión y miembro activo del grupo de trabajo que busca la armonización de certificados de seguridad para los proveedores de servicios ‘cloud’ y un código de conducta que facilite la portabilidad de datos y el cambio de proveedor.

El objetivo final de estas propuesta es acelerar la adopción de las tecnologías ‘cloud’ y facilitar el flujo libre de datos, aspectos considerados esenciales para la economía y competitividad europea. En la actualidad, tan solo un 26% de las empresas de la Unión Europea están utilizando servicios en la nube, tal y como ha resaltado Pierre Chastanet, responsable de la unidad de ‘cloud y software’ de la Dirección General para Redes de Comunicación, Contenido y Tecnología (DG-CONNECT) de la CE, que ha estado presente durante el acto.

Por su parte, Ricardo Forcano, responsable global de Ingeniería y Organización de BBVA, ha recordado que, según cálculos de la CE, un uso más extendido de los servicios basados en el ‘cloud’ podría añadir unos ingresos adicionales de 449.000 millones de euros al PIB de Europa (EU28) con un impacto significativo en el empleo y la generación de nuevos negocios.

Forcano ha dado la bienvenida a los más de 220 participantes, poniendo de relieve la importancia de que exista un marco de colaboración entre la industria privada y las instituciones públicas como el promovido por la CE. “El modelo de alianza público-privada va a permitir contar con un mercado único digital más dinámico y de mayor confianza para los ciudadanos europeos”, ha asegurado Forcano, quien resaltaba que los datos son un elemento esencial de la estrategia de BBVA.

El banco está desplegando soluciones y servicios basados en datos, buscando aportar siempre un valor añadido al cliente y contando con su aprobación expresa. BBVA considera que el cliente es el único propietario de sus datos y que este debe tener el control sobre los usos que se les dé. “Todos nosotros, incluidos los reguladores, deberíamos reconocer la propiedad de los datos como un derecho fundamental de los seres humanos, con todas sus implicaciones respecto a la privacidad, la libertad y la igualdad”, ha opinado Forcano ante las autoridades europeas y las compañías y proveedores tecnológicos presentes en el acto.

Pierre-Chastanet-Ricardo-Forcano-BBVA

Pierre Chastanet (CE) y Ricardo Forcano (BBVA), durante el evento en la sede de BBVA en Madrid.

Para Forcano, la protección de la privacidad de los usuarios no puede ir en contra de la innovación. En este sentido, insistió en la importancia de retirar los obstáculos que están dificultando el libre flujo de los datos entre países europeos como son las restricciones a la localización de los datos dentro de Europa, las incertidumbres regulatorias sobre el almacenamiento y procesamiento de datos o las dificultades para poder cambiar de un proveedor a otro.

“El reto de los datos es esencial para cualquier empresa y sector, y el financiero no es una excepción. Hoy todavía nos enfrentamos a obstáculos que están impidiendo la adopción masiva de las tecnologías ‘cloud’ y la creación de nuevos modelos de negocio. Cambiar esta situación es una oportunidad esencial para que Europa pueda impulsar la innovación basada en datos y la competitividad de las compañías europeas en un mercado digital global”, ha dicho el responsable de Ingeniería y Organización de BBVA.

Certificados internacionales

Entre las propuestas que ha presentado BBVA ante la CE para superar estos obstáculos, destaca la iniciativa recogida en el ‘Cybersecurity Act’ para armonizar las distintas certificaciones de seguridad destinadas a los proveedores de ‘cloud’.

Las nuevas certificaciones se presentan además como una oportunidad de establecer nuevos requerimientos comunes definidos entre el sector público y privado basados en estándares internacionales.

“Este proceso de armonización brinda la oportunidad de liderar el camino hacia un modelo donde las distintas certificaciones internacionales pueden tener un reconocimiento mutuo y puedan ser reutilizadas en diferentes países”, apuntaba Víctor Espinosa, Chief Cloud Officer de BBVA.

Victor-Espinosa-BBVA

Víctor Espinosa, Chief Cloud Officer de BBVA, durante su intervención en el acto.

Para que esta homogeneización sea posible es fundamental que la colaboración entre la industria privada y las instituciones siga adelante y se traduzca en regulaciones europeas. El grupo de DSM Cloud Stakeholders, reunido estos días en la sede de BBVA, es precisamente el fiel reflejo de esta vocación de trabajo conjunto que persigue el mercado único digital sea cada vez más real y aporte mayor confianza.

“En BBVA creemos que el diálogo público-privado debe liderar las regulaciones, basadas en principios y reconocidos estándares internacionales ya existentes, en lugar de ser demasiado prescriptivas para prevenir que se queden obsoletas demasiado rápido”, ha asegurado Eduardo Arbizu, responsable de Supervisores, Regulación y Cumplimiento de BBVA.

Esta sexta sesión plenaria del DMS Cloud Stakeholder prolongará sus sesiones privadas hasta mañana pero el grupo de trabajo continuará su actividad a lo largo de todo el año para tratar de regular un mercado digital único europeo que facilite la competitividad y la innovación en Europa.

Otras historias interesantes