Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

El Programa de Educación Financiera de BBVA contribuye a disminuir la deserción escolar en Argentina

El Programa de Educación Financiera de la entidad fue evaluado por especialistas de la Universidad de San Andrés, de Argentina, con muy buenos resultados en integración y permanencia de los jóvenes en las escuelas e inclusión en el sistema financiero.

El Centro de Innovación Social de la Universidad de San Andrés (UdeSA), a cargo del doctor en Política Social, Gabriel Berger, evaluó íntegramente la edición 2019 del Programa de Educación Financiera de BBVA, a través de encuestas digitales y entrevistas a los jóvenes beneficiarios, los tutores pedagógicos y los responsables de los centros educativos.

Según los resultados de la evaluación, el programa de BBVA contribuye a disminuir la deserción escolar, el índice de repitencia y el índice de ausentismo, y a incrementar el rendimiento académico.  Al mismo tiempo, acompaña a las familias en el proceso de escolarización, estimula la formación integral de los jóvenes, fomenta los valores fundamentales de la educación y el esfuerzo personal. Además, facilita la inclusión en el sistema financiero de los jóvenes y sus familias a través de un producto bancario como la tarjeta Visa recargable.

No es frecuente que empresas aborden sus iniciativas sociales con una perspectiva de largo plazo, con un enfoque orientado al aprendizaje y a la mejora año a año incorporando la perspectiva de los stakeholders involucrados e invirtiendo recursos en la evaluación externa y en la sistematización de la experiencia”, señaló Gabriel Berger, director del Centro de Innovación Social de la Universidad de San Andrés.

“El programa contribuye a que los jóvenes continúen con su formación escolar, terminen sus estudios secundarios y aspiren a seguir su educación en el nivel terciario y/o universitario”, remarcó María Martha Deleonardis, subgerente de Negocio Responsable de BBVA en Argentina.

Sobresalientes cifras

El trabajo de campo realizado entre octubre y noviembre del 2019, arrojó los siguientes resultados:

Infografia-BBVA-Argentina-UdeSA

En la percepción de los encuestados, el Programa de Educación Financiera es ‘muy importante’ (64,5%) o ‘importante’ (28,8%). Sobre la incidencia que tiene el incentivo para lograr un futuro mejor, el 80,1% consideró que ‘le sirve mucho’.

Con respecto al destino de los fondos, el 86,4% de las respuestas indicaron que los recursos se usaron para comprar ‘artículos de librería y útiles’, el 50,5% lo destinó a ‘otras cosas para el colegio’ como fotocopias, libros, materiales especiales, etc. y el 49,4% los dispuso para la ‘compra de ropa, vestimenta’.

Los alumnos encuestados consideran que el tutor los ayuda mucho en la motivación para aprobar las materias (63,9%.), en el aprendizaje de valores (61,2%), en generar autoconfianza (56,8%), en temas relacionados con la mejor administración del dinero (53,6%), y finalmente, en el aprendizaje de técnicas de estudio (37,7%).

Por otro lado, desde el punto de vista de los tutores el programa impacta “mucho” porque “brinda autonomía y responsabilidad” a los alumnos, los “ayuda a organizarse” y les “brinda herramientas de planificación financiera”.

Nueva modalidad 2020

Este año, el formato se adaptó a una modalidad 100% digital ajustándose a la normativa de distanciamiento social dispuesta por el Gobierno nacional. En este nuevo ciclo, los 1.186 jóvenes que pertenecen a la Ciudad de Buenos Aires y a las provincias de Córdoba, Mendoza, Salta y Tucumán, están recibiendo apoyo y acompañamiento por parte de sus tutores pedagógicos a través de reuniones virtuales.

De acuerdo al Informe Anual presentado por BBVA en Argentina, el Programa de Educación Financiera ha beneficiado a 13.375 jóvenes de forma directa y más de 53.500 de manera indirecta a lo largo de todas sus ediciones.

Otras historias interesantes