Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

BBVA, en línea con el cumplimiento del requisito MREL

BBVA estima que actualmente cumple con el requisito MREL, que el Banco de España ha comunicado hoy a la entidad. Además, BBVA prevé la posibilidad de refinanciar los vencimientos futuros de deuda senior y cédulas (6.500 millones de euros de aquí a 2020) mediante la emisión de pasivos admisibles a efectos de MREL, un volumen de emisión muy asumible.

Banco de España ha comunicado hoy a BBVA el nuevo requisito regulatorio MREL (Minimum Requirement for own funds and eligible liabilities, en inglés) establecido por la Junta Única de Resolución (JUR). BBVA deberá alcanzar, a partir del 1 de enero de 2020, un volumen de fondos propios y pasivos admisibles correspondiente al 15,08% del total de pasivos y fondos propios de su grupo de resolución a 31 de diciembre 2016. El requerimiento equivaldría a un 28,04% en términos de activos ponderados por riesgo (APRs).

MREL no aplica al balance consolidado del Grupo BBVA, sino a un perímetro europeo, del que BBVA, S.A. representa alrededor del 95%. Con información a cierre de 2016, que es el balance analizado por el supervisor, el total de fondos propios y pasivos admisibles de este perímetro ascendía a 385.647 millones de euros y los APRs a 207.362 millones de euros.

BBVA estima que la actual estructura de fondos propios y pasivos admisibles de este grupo de resolución, está en línea con el citado requisito MREL

Además, el plan de financiación mayorista de BBVA prevé la posibilidad de refinanciar los vencimientos de deuda senior preferente y cédulas del periodo 2018-2020 (que a 1 de enero de 2018 ascendían a aproximadamente 9.000 millones de euros) mediante la emisión de pasivos admisibles a efectos de MREL.

De los 9.000 millones de euros, BBVA ya ha emitido, en 2018, 2.500 millones de euros de deuda senior no preferente – en febrero, emitió 1.500 millones de euros, a un plazo de cinco años, en formato flotante; y en abril, colocó un bono verde de 1.000 millones de euros, a un plazo de 7 años -. El resto, 6.500 millones de euros, se emitirán de aquí a 2020, un volumen de emisión muy asumible para una entidad como BBVA.

¿Qué es el MREL?

MREL pretende que las entidades europeas cuenten con un volumen de fondos propios y pasivos con capacidad de absorber pérdidas en el caso de que el supervisor declare la entidad inviable. El requisito MREL se determina entidad a entidad.

La Directiva de Recuperación y Resolución Bancaria (BRRD, por sus siglas en inglés) creó este requisito para asegurarse de que las entidades en problemas cuenten con fondos propios y pasivos admisibles suficientes para, en primer lugar, absorber posibles pérdidas y, en segundo lugar, recapitalizarse por sí mismas, sin necesidad de recurrir a dinero público. De esta forma, el objetivo del colchón de fondos propios y pasivos es evitar que los contribuyentes carguen con rescates bancarios.

Otras historias interesantes