Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Educación Act. 17 nov 2016

Emprendimiento docente para liderar el futuro

Lartaun de Azumendi (Colaborador externo)

CapaCITados es un ejemplo de emprendimiento docente y de educación en valores. Se trata de una iniciativa liderada por José Alberto Martín y Esther Diánez, profesores del Colegio Atalaya de Atarfe (Granada), que implican a sus alumnos de Primaria en proyectos que utilizan la tecnología para modificar el entorno y mejorar la vida de las personas. Ganó el Premio a la Acción Magistral 2016 que concede la FAD y patrocina BBVA.

CapaCITados es una muestra de cómo la iniciativa y el espíritu emprendedor aplicado en el aula puede contribuir de manera decidida a cambiar las cosas. Se trata de un proyecto docente del CEIP Atalaya (Atarfe, Granada) puesto en marcha por los profesores José Alberto Martín y Esther Diánez. Con sus alumnos de Primaria, de 10 a 13 años, esta iniciativa tiene como objetivo aplicar la tecnología para mejorar la accesibilidad a personas de distintas capacidades. Porque las barreras que CapaCITados persigue derribar son físicas, sí, pero también sociales y culturales.

José Alberto Martín es la cara más visible de CapaCITados. Aunque siempre de la mano de su colega, Esther Diánez. “Ella aporta la parte emocional y yo lo traduzco a código binario”, bromea.

Junto al resto de compañeros del colegio, y con el estímulo del director, José Alberto y Esther llevan varios años trabajando en un proyecto que ellos mismos nos explican:

José Alberto Martín, profesor en el CEIP Atalaya Atarfe (Granada)

Desde su rol emocional, Esther Diánez habla y no para de cómo ha cambiado la sensación de los chicos y chicas que participan en los distintos proyectos: “Cuando comenzamos a meter la tecnología en el colegio, la reacción de ellos fue: ‘esto es lo que utilizan mi madre y mi padre para comunicarse a través de Whatsapp, Facebook…’ Pero después nos hemos dado cuenta de que su percepción ha cambiado mucho. Han comenzado a ver la tecnología como una herramienta para comunicarse, sí, para transmitir información. Pero también como algo que puede mejorar la vida de las personas. No sólo la comunicación; la vida en general”, nos cuenta.

Para ella, hay una gran diferencia de actitud entre los niños y niñas que han tenido el privilegio de participar en el proyecto con respecto a los que no. CapaCITados, dice, les ha hecho darse cuenta de que aquello que hacen en la escuela sirve para algo; sirve a los demás.

Esther Diánez, profesora en el CEIP Atalaya Atarfe (Granada)

Una de las palancas que utilizan los responsables del proyecto en el CEIP Atalaya para motivar a sus alumnos es la gamificación o ludificación. Esto es, trasladar a los chicos el componente lúdico del juego para implicarles en el aprendizaje de manera natural. A través de actividades y apps. Esta técnica permite concretar aspectos tan relevantes como el trabajo en equipo y la reflexión. Y hacerlo sin que se den cuenta, como si fuera un juego.

“La idea de gamificar el aula es eso: trasladar el juego al aula y aplicar todos sus aspectos positivos a algo tan importante como es aprender. Y, sobre todo, aprovechar la motivación que tiene el juego en sí”, explica José Alberto Martín. “A los alumnos les encanta porque están jugando, pero al final tú estás evaluando el aprendizaje”, añade.

Pero como la tecnología también tiene su envés, el profesor Martín hace especial hincapié con sus alumnos en un aspecto: la identidad digital, y la trascendencia que tiene en el presente pero, fundamentalmente, en el futuro.

José Alberto Martín, profesor en el CEIP Atalaya Atarfe (Granada)

Hacer mejores personas

CapaCITados ha tomado una gran dimensión gracias al Premio a la Acción Magistral 2016, que concede la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción para promover el emprendimiento docente y la educación en valores. Ignacio Calderón, director general de la FAD, explica cómo surgió esta iniciativa y cuál es su fin.

Ignacio Calderón, director general de la FAD (Parte 1)

Más allá de los proyectos concretos que se premian cada año, Acción Magistral es también un homenaje a los docentes para dar visibilidad a su trabajo, siempre silencioso y vocacional, y a veces mal entendido por la sociedad. Una labor fundamental, explica Calderón, para la formación de las personas que deben construir el futuro. Y en ese afán, BBVA ha apoyado desde el principio esta iniciativa de la FAD.

Ignacio Calderón, director general de la FAD (Parte 2)

Pero la historia de CapaCITados no acaba en las aulas. Ni siquiera con el Premio a la Acción Magistral que han recibido con orgullo. José Alberto y Esther sueñan con participar, junto a un grupo de alumos, en uno de los eventos internacionales más importantes de robótica: Robotex, al que han sido invitados. Sería el primer equipo español que participa. La cita es en Tallin (Estonia) del 1 al 4 de diciembre. Desde el CEIP Atalaya están buscando la fórmula que les permita pagarse el viaje y la estancia durante esos cuatro días. Si lo logran, será la guinda a este exitoso pastel de emprendimiento educativo.

Otras historias interesantes