Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Fintech 13 nov 2018

Las mejoras digitales que revolucionarán el mercado de trabajo

La transformación digital está teniendo efectos disruptivos sobre la economía española, tanto por la distinta intensidad de la rutinización de las ocupaciones, como por la relación creciente entre el uso de ‘hardware’ y de ‘software’, y los salarios medios de las distintas ocupaciones. Así se desprende de un informe elaborado por BBVA Research que analiza el impacto de la rutinización y la informatización en los distintos sectores productivos, ocupaciones y perfiles laborales de la economía española.

El desarrollo tecnológico de las últimas décadas ha ido reconfigurando gradualmente la oferta y demanda laboral de las ocupaciones en España. Es un proceso que está aún en ciernes pero que “permite prever el uso intensivo de mejoras digitales que revolucionarán el mercado de trabajo”, según apunta este Observatorio Económico de BBVA Research (‘Informatización de sectores y rutinización de ocupaciones en España’).

Utilizando datos desde 1995 hasta 2016, el informe analiza las diferencias entre la automatización de tareas rutinarias (o rutinización) y la informatización en España, e identifica las ocupaciones que se están viendo más afectadas por estos fenómenos. Por un lado, determina que las ocupaciones que mayor uso hacen del ‘hardware’ son desempeñadas principalmente por trabajadores jóvenes, varones y con mayor nivel educativo; mientras que en las más intensivas en ‘software’ hay una mayor proporción de mujeres, y trabajadores cualificados de edad superior a 50 años.

Otra de las conclusiones del trabajo de BBVA Research es que el proceso de informatización “ha sido más intenso en aquellas ocupaciones con salarios medios mayores”. Mientras, la automatización de las tareas en España ha ido “en detrimento de los trabajadores en ocupaciones con salarios  medios”, llegando a erosionar la base salarial de sus ocupaciones tradicionales.

“Estos dos sectores informáticos han tenido una contribución importante en la acumulación de capital en España y en el crecimiento del valor añadido bruto de su economía”

En este contexto, según explican los autores, la demanda y oferta profesionales deben adecuarse a las nuevas alternativas tecnológicas, ya que la digitalización ofrece “continuas mejoras” en las tareas más rutinarias gracias al ‘hardware’ y al ‘software’. Al mismo tiempo, el uso y la disponibilidad de nuevas tecnologías hace que determinadas habilidades —como la destreza en el uso de ordenadores o ‘tablets’, o el dominio de programas informáticos— se conviertan en factores diferenciales para potenciar la productividad de muchas ocupaciones.

Similitudes y diferencias entre EE. UU. y España

De la misma forma que sucede en EE. UU., la rutinización en la economía española se está dando de forma más intensa en las ocupaciones situadas en el “centro de la distribución de salarios medios”, según el informe. Además, en ambos países el uso de ‘hardware’ y, sobre todo, de ‘software’ está cada vez más relacionado con los salarios medios de las distintas ocupaciones.

En lo referente a la productividad, entre 1995 y 2016 creció en España 15 puntos porcentuales, aunque con una contribución desigual por sectores: en el sector del ‘hardware’ creció 60 puntos, mientras que en el sector en el que se encuadran las actividades de producción de ‘software’ disminuyó 50 puntos. Unas cifras muy diferentes para EE. UU., donde los sectores informáticos han experimentado un crecimiento de la productividad mucho mayor que el conjunto de la industria. Algo que, en opinión de BBVA Research, “requiere nuevos estudios que investiguen las razones de estas diferencias”.

No obstante, al igual que en EE.UU., estos dos sectores informáticos han tenido una “contribución importante” en la acumulación de capital en España y, por lo tanto, en el crecimiento del valor añadido bruto del resto de sectores de su economía.

Como conclusión, este Observatorio constituye un “primer paso” para entender y anticipar cómo será el impacto de la digitalización en el empleo, la productividad y la composición sectorial de la producción y de las ocupaciones. Posteriores estudios permitirán “arrojar luz” sobre cuáles son los ganadores y perdedores de la digitalización por sectores, ocupaciones y tareas. Según el informe, esto constituye “un conocimiento imprescindible para gestionar adecuadamente el proceso de transformación tecnológica en la economía española”.

Otras historias interesantes