Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Exposiciones 15 may 2019

Un encuentro interactivo entre espectador y piezas inmersivas llega a Monterrey

La línea entre lo real y lo virtual se vuelve cada vez más tenue. El Laboratorio de Inmersión BBVA Bancomer-CCD (Centro de Cultura Digital) involucró a 3,417 espectadores en una conversación bidireccional con la creación de piezas inmersivas en la Ciudad de México. Con esta propuesta artística, el estado de conciencia de los asistentes se transforma. En su primera itinerancia se invita al público regiomontano a vivir esta experiencia sensorial en el Parque Fundidora en Monterrey, Nuevo León.

Entrar en el cuerpo de otra persona, en un mundo onírico, en un futuro distópico de ciencia ficción o mezclar elementos reales con virtuales son solo algunas de las posibilidades que permiten las piezas en residencia de los cuatro artistas emergentes que forman parte de esta exposición: “Tulpa”, de Julián Bonequi; “La búsqueda”, de Anni Garza Lau; “La inmortalidad del cangrejo”, de Flaminguettes; y “Tip 3.0”, de Roberto Cabezas.

Para esta muestra de arte inmersivo la figura del curador propicia el encuentro interactivo del público con las obras y así le permite entenderlas al hacerlo partícipe.

Doreen A. Ríos, fundadora de (Anti)Materia, una plataforma expositiva e informativa de arte digital mexicano y subdirectora de proyectos especiales en el CCD, explicó en detalle su visión para esta exhibición. “En la curaduría digital, antes de tomar una decisión de montaje de cualquier dispositivo, dinámicas o logísticas, primero se tiene que partir de preguntas base: ¿La pieza es una experiencia colectiva o individual? ¿Es una experiencia de una sola vez? ¿Es una pieza que se repite durante cierto tiempo o es un fragmento de la exposición? ¿La pieza va cambiando durante el tiempo, o no? ¿Es una pieza que se presenta en un espacio físico o virtual, o es un híbrido de ambos?”

En la primera intinerancia del Laboratorio de Inmersión BBVA Bancomer-CCD , el espectador interactúa con cada pieza

Ríos añadió que después de responder cada pregunta se tiene que generar una logística muy buena para estas presentaciones en cuanto al espacio físico y tener en cuenta las personas que entran, duración de la experiencia, tiempo de estar en la sala y número de personas que se pueden recibir por día. Agrega que todo esto conlleva contar con un equipo humano que ayude a colocar las piezas, cascos o sensores, pensando que la audiencia que asiste no está familiarizada con estos dispositivos, no sabe cómo usarlos, ponérselos o ajustarlos.

La curadora concluyó que “al tener cubiertos los puntos anteriores se podrá disfrutar de esta muestra, ya que se ha generado algo completamente novedoso al convertir un espacio en un lugar transitable para el espectador y permitirle que interactúe con cada pieza”.

El Laboratorio de Inmersión BBVA Bancomer-CCD es un espacio de experimentación, aprendizaje y reflexión sobre las tecnologías inmersivas y podrá ser visitado por la comunidad artística y el público en general sin costo alguno, los días 16, 17 y 18 de mayo, entre las 10 y las 18 horas, en la Escuela Adolfo Prieto del CONARTE, entrada E4, en el Parque Fundidora. El programa incluye una agenda importante de actividades.

Calendario del Laboratorio de Inmersion BBVA bancomer CCD

El programa de la Exposición Inmersiva incluye varias actividades para los días 16, 17 y 18 de mayo.

Otras historias interesantes