Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Finanzas personales 12 feb 2019

San Valentín: Cómo evitar que el dinero arruine una relación en pareja

Las decisiones financieras más importantes en la vida de las personas (comprar una casa, ahorrar para la educación de los hijos, planificar la jubilación…) suelen hacerse en pareja, lo que puede ser fuente de conflictos. ¿Cómo evitarlos?

Tomar decisiones financieras en pareja puede ser estresante, muy estresante. Así se desprende del estudio ‘Money Ruining Marriages in America: A Ramsey Solutions Study’ que concluye, a través de una encuesta a más de 1.000 participantes, que las discusiones por temas de dinero son la segunda causa de divorcio en Estados Unidos, por detrás de la infidelidad.

Cuestiones espinosas

Los estudios que abordan las finanzas domésticas indican que hablar sobre dinero es vital para la felicidad de la pareja. Según la encuesta anual ‘Love and Money’ de TD Bank, el 90% de las parejas que se declaran felices, hablan sobre el estado de sus finanzas una vez al mes, un porcentaje que baja hasta el 68% entre las parejas que se consideran infelices. Para evitar conflictos, los expertos recomiendan no discutir por gastos menores y contar con un asesor financiero para los temas más complicados.

¿Y cuáles son esos temas más complicados? Según el informe de Ramsey Solutions, los altos niveles de deuda son la principal causa del estrés y la ansiedad que rodean a las finanzas del hogar. “Cuando una pareja elimina la deuda, el matrimonio cambia. Hay una tranquilidad que no se habían experimentado antes”, explica la experta en finanzas personales Rachel Cruze en este estudio. “Las parejas deben entender cuál es su comportamiento respecto al dinero, quién es el que gasta y quién el que ahorra, para que puedan estar en la misma página con sus finanzas”.

Sin embargo, la deuda no es la única cuestión que puede desestabilizar una relación. Según el estudio de Fidelity Investment, ‘Fidelity® Couples & Money Study’, otros temas que desequilibran a las parejas son, además de las deudas, los gastos en educación, la jubilación y el coste del cuidado de la salud durante el retiro. “Vemos una y otra vez que lidiar con la deuda es uno de los mayores factores de estrés en la vida cotidiana. Trabajar en equipo para implementar un plan de acción financiera y enfrentar la deuda puede ayudar a las parejas a salir de esta carga, y tener más tranquilidad en su hogar y en su relación”, explica Alexandra Taussig, vicepresidente de Fidelity Investment. “No es la deuda que una persona incorpora a la relación lo que importa, sino cómo se trabaja en conjunto para manejarla a largo plazo”.

La teoría parece que está clara, pero hacen falta unas pautas para ponerla en marcha. El portal sobre educación financiera The Balance ofrece algunos consejos para que las parejas puedan obtener la tranquilidad financiera que necesitan:

  • Mantener cuentas separadas y crear una cuenta conjunta

En una relación en pareja, hay gastos en común, pero también propios. The Balance recomienda mantener una cierta independencia financiera y que ambas personas lleven una parte de sus finanzas por separado.

  • Establecer las metas financieras juntos

Cada persona tiene sus objetivos y no tienen por qué coincidir con los de su pareja. Por eso, es recomendable buscar la ayuda de un asesor financiero para planificar temas importantes como la compra de una vivienda o la jubilación, dejando un hueco para otras metas relacionadas con la diversión o el ocio, como unas vacaciones. 

  • Hacer un seguimiento de cómo se gasta el dinero

Realizar un presupuesto es una forma de controlar las finanzas en pareja y analizar cómo se está gastando el dinero, pero siempre de una forma positiva, enfocándolo como una forma de alcanzar las metas financieras.

  • Hablar sobre dinero regularmente

A través de estas conversaciones, las dos personas estarán al tanto de cuál es la situación financiera de la pareja y podrán establecer objetivos financieros en común. Los expertos recomiendan buscar siempre la ayuda de un asesor para estar bien informados de los temas más complicados.

  • Ahorrar el 20% de los ingresos

Si se consigue cierto nivel de ahorro, se lograrán metas como el fondo de emergencia y, una vez conseguido este, se podrá invertir en un producto de ahorro para la jubilación. 

  • Intentar con las deudas bajo control

Las deudas pueden suponer una preocupación para la salud financiera de la pareja, por lo que es necesario gestionarlas en equipo.

Tener un buen nivel de educación financiera es vital para que la pareja pueda tomar las mejores decisiones. A lo largo de la relación, contar con asesoramiento experto e informarse adecuadamente antes de dar pasos importantes, es una de las vías para tener una vida financiera tranquila. Para conseguirlo, existen herramientas como BBVA Bconomy que ayuda a controlar los gastos, crear un colchón financiero y marcarse metas de ahorro. De esta forma, es mucho más fácil gestionar el dinero y planificar un futuro financiero sin sobresaltos.

Otras historias interesantes