Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Préstamos 12 feb 2020

2019: un año continuista para el mercado de préstamos sindicados en España

El mercado de préstamos sindicados en España ha permanecido estable respecto a 2018, sobre todo gracias a la liquidez disponible —bancaria e institucional— en un entorno de tipos de interés en mínimos históricos. Asimismo, el Banco Central Europeo garantiza que seguirán siendo negativos dadas las expectativas de inflación para los próximos tres años.

A pesar de los factores de desequilibrio que han marcado el año —principalmente, la tensión comercial entre Estados Unidos y China y la desaceleración económica global—, 2019 se ha caracterizado por la estabilidad del mercado de préstamos sindicados. El entorno de tipos negativos ha favorecido la financiación corporativa barata y, a su vez, ha beneficiado a los prestatarios, que han podido conseguir financiación adicional e incluso refinanciar sus operaciones de referencia en condiciones óptimas. En este escenario, BBVA ha consolidado su posición como uno de los principales prestamistas en España, aumentando su cuota de mercado hasta un 13%, tres puntos más que el año anterior.

En términos de precios y plazos, la senda ha sido bastante continuista. La contención de precios ha sido más marcada en las comisiones de estructuración y de aseguramiento. En cuanto a plazos, no ha habido variaciones y se han mantenido los plazos entre 5 y 7 años   como estándar. Las condiciones de mercado óptimas no han favorecido plazos mayores en operaciones sindicadas, dados los requerimientos de riesgo y de rentabilidad de las entidades financieras a largo plazo.

En lo que a ‘project finance’ se refiere, cabe resaltar la actividad del sector energético, que se ha centrado en las energías renovables, destacando además la financiación de proyectos ‘greenfield’, es decir, de nueva construcción. También ha sido relevante la actividad de infraestructuras y telecomunicaciones, que ha estado muy asociada a refinanciaciones y financiación de adquisición de activos. Adicionalmente, el año ha destacado también por la actividad en ‘commercial real estate’.

Este contexto también ha resultado positivo para el mercado de ‘leveraged finance’, especialmente a partir del segundo trimestre del año. Dos claros ejemplos han sido la emisión inaugural de MásMóvil y la refinanciación de deuda ‘senior secured’ de Grifols, en las cuales BBVA participó como ‘bookrunner’ y ‘Mandated Lead Arranger’, y en las que actuó a su vez como asegurador de la transacción. En esta línea, los aseguramientos han sido una actividad clave para el banco durante 2019, en auge a pesar del entorno de gran liquidez bancaria.

El futuro será sostenible o no será para BBVA

El segundo eje principal de los esfuerzos de BBVA durante 2019 han sido las operaciones sostenibles, las cuales han dejado de constituir un segmento de nicho para convertirse progresivamente en una tipología más relevante en el mercado. Aunque destaca la operación de 1.500 millones de euros con la energética Iberdrola, se han formalizado operaciones verdes y sostenibles en otros sectores que están llevando a cabo una transición decisiva para adaptarse a los objetivos marcados por el Acuerdo de París y por la sociedad en su conjunto, como son la automoción, la hostelería, la alimentación o el sector inmobiliario; todas ellas certificadas por terceros independientes.

BBVA es una de las entidades pioneras a nivel internacional y, muy especialmente, en España. En 2019 se ha consolidado como la principal entidad española en cuanto a número de mandatos como coordinador sostenible en operaciones sindicadas como la ya mencionada con Iberdrola; el primer préstamo de Acciona ligado a objetivos de sostenibilidad por un importe de 675 millones de euros; el primer ‘project finance’ del sector hotelero español de la mano de Six Senses Ibiza por 55 millones de euros; y la línea de crédito ‘revolving’ sostenible de la firma de calzado Camper.

De cara a 2020, los expertos anticipan una involucración aún mayor de prestatarios y de prestamistas. Así, BBVA se compromete a hacer especial hincapié en las compañías que inician su camino hacia la sostenibilidad, reafirmando su compromiso con el medio ambiente y su afán de convertirse en entidad de referencia. Con el objetivo de garantizar la mayor transparencia al mercado, colabora con terceros independientes de reconocido prestigio que certifican las operaciones, evitando así cualquier tipo de ‘green washing’.

La transformación digital, cada vez más consolidada

La transformación digital se encuentra en el centro de la estrategia de BBVA, pionera en cerrar operaciones a través de blockchain e incorporar indicadores de digitalización. Tras la irrupción de las nuevas tecnologías en el sector financiero el pasado año 2018, los mayores cambios recientes han estado enfocados en dotar de mayor agilidad a la originación de nuevas oportunidades de negocio y la tramitación de operaciones, a través de plataformas digitales de negocio, de rentabilidad y de riesgos que han permitido avanzar en la digitalización de toda la cadena de valor para responder mejor a las necesidades de los clientes.

En esta línea, la entidad anunció a comienzos de año un producto de nueva creación: el ‘D-Loan’ o préstamo digital, un tipo de financiación bancaria corporativa cuyo objetivo es incentivar a las empresas a acelerar su transformación digital. Su precio está ligado al grado de madurez digital de la compañía, que se obtiene a partir de un análisis anual realizado por firmas consultoras especializadas, lo que resulta un importante incentivo para que las compañías mejoren significativamente sus capacidades digitales y, consecuentemente, las condiciones de esta financiación. De esta forma, la empresa alinea sus instrumentos financieros con su estrategia corporativa para acelerar su transformación digital, un tema que actualmente ocupa de forma significativa la agenda de la mayoría de los CEOs. Así mismo, BBVA financió la compra de los Data Centers de Telefónica por parte de Asterion, iniciando así una línea para nuevas inversiones en este tipo de centros claves en la economía digital.

Otras historias interesantes